Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
CULTURA Y SOCIEDAD

La civilización más antigua de América acabó tras un seísmo

El terremoto enterró bajo la arena las tierras fértiles de las que vivía la civilización del valle del Supe, en Perú

Actualizada Martes, 20 de enero de 2009 - 04:00 h.
  • EFE. MADRID

Una serie de terremotos e inundaciones, que enterraron bajo la arena tierras y bahías fértiles, fue la causa más probable de la desaparición de la civilización más antigua de América, hace 3.600 años en el valle de Supe en Perú. Esta es la conclusión a la que llegan un grupo de antropólogos, geólogos y arqueólogos estadounidenses y peruanos en un informe que publicará la revista científica Proceedings of the National Academy of Sciences(PNAS).

Los primeros asentamientos del valle, en la costa central peruana, datan de hasta hace 5.800 años. Sus habitantes prosperaron en la árida planicie al lado de los fértiles estuarios y bahías. Se dedicaban a la pesca con redes, a cuidar de sus huertos y a cultivar algodón y verduras. Los pueblos de Supe construyeron grandes templos de piedra miles de años antes que los mayas, la mayor de las cuales es la Pirámide Mayor de Caral. Esta civilización, tan antigua como las de Mesopotamia y Egipto, floreció durante 2.000 años, pero hace unos 3.600 años un gran terremoto sacudió Caral y otro asentamiento cercano costero, Aspero. El fuerte temblor no sólo causó el derrumbe de parte de la Pirámide Mayor, así como inundaciones, sino que desestabilizó la estéril cadena montañosa que rodeaba el valle. Aludes de rocas y tierra fueron arrastradas hacia el mar por las fuertes lluvias desencadenadas por el fenómeno de El Niño. En el océano, una potente corriente paralela a la costa acumuló la arena formó una cadena conocida como Medio Mundo que aisló a las fértiles bahías, que terminaron llenándose de arena. Los fuertes vientos costeros cubrieron también de arena los sistemas de irrigación y los campos dedicados a la agricultura.

Diariodenavarra.es no se responsabiliza ni comparte necesariamente las ideas o manifestaciones depositadas en las opiniones por sus lectores La discrepancia y la disparidad de puntos de vista serán siempre bienvenidos mientras no ataquen, amenacen o insulten a una persona, empresa, institución o colectivo, revelen información privada de los mismos, incluyan publicidad comercial o autopromoción y contengan obscenidades u otros contenidos de mal gusto.
Diariodenavarra.es se reserva el derecho a decidir las noticias que admiten comentarios de los lectores.

Atención: Tu petición no ha sido procesada correctamente. Comprueba que has rellenado todos los campos obligatorios correctamente y vuelve a intentarlo.

(*) Todas las opiniones que tengan rellenados estos campos pueden aparecer publicadas en el periódico impreso

Las pirámides de Caral, los mayores templos que construyeron en el valle del Supe. EFE


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra