Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra

Obama solicita la aprobación rápida del plan de estímulo económico

Republicanos y demócratas discutirán los detalles de la iniciativa

Actualizada Sábado, 3 de enero de 2009 - 19:18 h.
  • AGENCIAS. Washington (EE UU)

El presidente electo de EEUU, Barack Obama, instó hoy a los líderes del Congreso que se constituye el próximo martes a actuar con celeridad para aprobar un plan de estímulo económico que permita crear tres millones de puestos de trabajo. "Independientemente de cómo llegamos a esta situación, los problemas que afrontamos hoy no son demócratas o republicanos", señaló el próximo inquilino de la Casa Blanca en su discurso semanal de los sábados distribuido vía radiofónica e internet.

"Son problemas de Estados Unidos y debemos aunar esfuerzos como estadounidenses para hacerles frente con la urgencia que requiere este momento", añadió.

Obama confirmó que se reunirá en Washington la próxima semana con líderes de ambos partidos para discutir los detalles del plan de estímulo, que según los cálculos de sus asesores podría oscilar entre los 675.000 y los 775.000 millones de dólares.

Está previsto que la líder de la mayoría demócrata en la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, y el líder de la mayoría demócrata en el Senado, Harry Reid, obtengan información de primera mano de Obama mañana lunes.

"Economistas de ambos bandos del espectro político están de acuerdo en que si no actuamos con rapidez y rotundidad, veremos una crisis económica mucho más profunda, que podría traducirse en tasas de desempleo de más de dos dígitos", insistió Obama.

Estados Unidos destruyó unos dos millones de puestos de trabajo en el 2008, según los datos preliminares, y Obama ha subrayado en numerosas ocasiones que la situación seguirá deteriorándose antes de comenzar a mejorar.

Los demócratas que controlan ambas cámaras del Congreso quieren que el plan de estímulo económico incluya medidas de alivio fiscal para la clase media e inversiones en escuelas, carreteras y otras infraestructuras.

Los estados que afrontan dificultades para financiar los servicios médicos para los más pobres recibirían también ayuda federal.

Pero los legisladores republicanos se muestran reacios e insisten en que el paquete de estímulo no debería de destinar demasiado dinero a proyectos financiados por el gobierno.

Influyentes congresistas conservadores, como el líder de la minoría republicana en el Senado Mitch McConnell, son contrarios a una aprobación acelerada y creen necesario evaluar el paquete de estímulo con calma para asegurar que el dinero no se malgasta.

Obama detalló hoy en su discurso los principales objetivos del plan de estímulo, entre los que figura el duplicar la producción energética procedente de fuentes renovables y el mejorar la eficiencia energética de los edificios públicos.

A eso se suma la reconstrucción de carreteras, puentes y escuelas en mal estado, la informatización del sistema sanitario, la modernización de centros escolares, laboratorios y bibliotecas y los recortes fiscales para la mayoría de estadounidenses.

El presidente electo destacó que el plan deberá someterse a una estricta supervisión para asegurar que se alcanzan los objetivos fijados.

Hizo hincapié en que la iniciativa persigue la puesta en marcha de "inversiones estratégicas" a largo plazo.

"Estoy convencido de que, si aunamos esfuerzos para buscar soluciones que beneficien no a los intereses de un partido o grupo sino las aspiraciones de todos los estadounidenses, haremos frente a los desafíos de nuestro tiempo al igual que las generaciones anteriores hicieron frente a los suyos", concluyó Obama.

El próximo presidente de EEUU llegó el viernes a Chicago tras pasar unos días de vacaciones en Hawai y tiene previsto trasladarse el domingo con su familia a Washington, un día antes de que sus hijas Malia y Sasha comiencen el colegio.

Los Obama residirán de forma temporal en el Hotel Hay-Adams, un edificio de lujo de estilo renacentista donde las habitaciones llegan a costar 6.000 dólares por noche.

La familia presidencial prevé mudarse el 15 de enero a la Casa Blair, una residencia oficial de invitados situada al otro lado de la calle de la Casa Blanca, que se convertirá en la residencia de los Obama tras la toma de posesión del 20 de enero.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra