Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
TIERRAESTELLA

Cocina monacal en los restaurantes de Viana

Doce vecinos han seguido estas sesiones, que se han llevado a cabo en el centro joven

Actualizada Viernes, 14 de noviembre de 2008 - 04:00 h.
  • M. MARTÍNEZ DE EULATE . VIANA

DE primero, patatas Franciscanas y alcachofas conventuales de día festivo; de segundo, bacalao glorioso y pichón del obispo. Y para postre, sorbetito Capuchino y tocino de cielo". Es la propuesta de menú del Restaurante Palacio de Pujadas de Viana, en pleno casco antiguo, para la semana gastronómica local, en la que participan otros cuatro establecimientos y ha enfocado en esta edición su temática a la cocina monacal.

Su jefa de cocina, Alicia Usanos Guillomía, ha puesto sobre la mesa su experiencia en los fogones para crear los nuevos platos y también su imaginación a la hora de darles nombre. Pero, lleva ventaja porque ha trabajado durante años en centros religiosos. "He estado, entre otros, con Capuchinos y Terciarias y ambos son muy austeros para comer: sopa, verdura, legumbres, carne, pescado y fruta. Es comida clásica y yo he partido de esta base para darle después un toque de nueva cocina", considera.

Aunque muchas veces no se repare en ello, la vida clerical ha dejado un legado culinario muy amplio y así lo consideró ayer Alicia Usanos. "Sobre todo, en tema de postres. De los monasterios han salido muchos productos típicos y, la mayoría, los han elaborado monjas de clausura. La cocina era una de sus grandes ocupaciones, además de las labores, y para ellas era y es una forma de subsistencia económica", explicó.

La jefa de cocina ya ha reservado mesas a varios clientes para degustar este menú, que se incluirá hoy por la noche en la carta habitual y se ofrecerá durante únicamente este fin de semana. "Mis compañeros se rieron mucho cuando les presenté mi propuesta. La verdad es que los nombres se me ocurrieron rápidamente y en apenas un cuarto de hora ideé todos los platos, que no son aleatorios. Todos tienen su por qué. Por ejemplo, se llama pichón del obispo porque éste no era plato para un monje cualquiera", ejemplificó.

Fieles a la cita

Mabel Bertelli Córdoba, jefa de cocina del Restaurante Oca Las Cañas, tomó las recetas de internet y recogió unas "alubias bíblicas" y "un pudding de patata mano de Santa"de un enlace que incluía recetas de Semana Santa típicas de Murcia. "Cayó esta Comunidad como podía haber sido otro sitio, pero lo cierto es que está todo muy rico", comentó Mabel Bertelli, que trabaja en este establecimiento desde hace cuatro años y medio.

Desde que se abrió al público es uno de los participantes habituales de la semana gastronómica de Viana y siempre intenta amoldar sus platos a la temática sugerida en cada edición. "En esta ocasión, hablamos de cocina monacal, que es bastante básica y tradicional. Por eso se amolda más a los gustos de todo el mundo. En un monasterio nunca falta, entre otros, la patata y hemos hecho un postre dulce con ella que está teniendo mucho éxito", comentó Mabel Bertelli.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra