Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
SOCIEDAD

Las farolas, punto de encuentro entre ciudadanos en Pamplona

Algunas de las esquinas más codiciadas se encuentran en Iturrama, plaza de la Cruz o plaza San Francisco

Actualizada Domingo, 9 de noviembre de 2008 - 04:00 h.
  • NOELIA GORBEA . PAMPLONA

La voz de la calle. Farolas, paredes y esquinas urbanas de Pamplona se han convertido en auténticos escaparates de una vía de comunicación cada día más en auge. Las paredes adquieren el papel de páginas en blanco para los cientos de mensajes que buscan los mejores postores. Pintores, cuidadoras de niños o fiestas universitarias. Parece que cualquier reclamo tiene salida en estos nuevos tablones urbanos.

Tomando como base el éxito del alquiler de pisos de estudiantes, muchos han decidido probar suerte en este nuevo escenario comunicativo. "Cuesta que la gente responda porque la mayoría no sabe qué se oferta. Los clasificados son más rápidos porque se conoce el funcionamiento", sostiene Rubén, quien trata de vender, sin éxito, su bici de montaña. Otros eventos repetidos por la ciudad son fiestas o pérdidas personales. Anuncios como "busco cazadora de cuero de la talla L" o "fiesta universitaria a las doce" son un ejemplo.

Rincones codiciados

Determinadas zonas se han convertido, sin previa premeditación, en auténticas autopistas de información. Tanto anunciantes como usuarios acuden de manera instintiva a estos puntos en busca de ofertas. Uno de esos lugares abiertos a las comunicaciones es la intersección de Iturrama con Iñigo Arista. "Es el espacio de búsqueda de habitaciones y señoras de la limpieza por excelencia", defiende María del Mar Clemente, alumna de LADE. Pero no es el único. Las farolas colindantes a zonas como la intersección de Ermitagaña e Irunlarrea, plaza de la Cruz, plaza San Francisco, la calle Paulino Caballero o Monasterio de Fitero se hallan repletas por los reclamos que se cuelgan todos los día por las calles de la capital. "Aún no me ha llamado nadie. Supongo que lo harán", sostiene Pedro, quien alquila plazas de garaje.

La reventa está prohibida. Sin embargo, hecha la ley, hecha la trampa. Bolis, chapas, mecheros y hasta juntas de culata a la venta a partir de 200 euros en sospechosos paquetes donde, de regalo, se entrega una entrada de un concierto o un abono para los toros. Policía Municipal alerta de la prohibición de esta nueva vía comunicativa. "Nuestra obligación es multar a quienes colocan anuncios sin permiso". Además, la limpieza de estos paneles urbanos se ha convertido en misión imposible para los miembros del servicio de limpieza del Ayuntamiento. "Es un toma y daca. Ellos ponen anuncios y nosotros los quitamos ", aseguran los operarios.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra