x
    Navarra
NAVARRA DEPORTE

Un paseo contra el olvido

Más de 2.000 personas participaron en la tradicional subida

Actualizada Lunes, 27 de octubre de 2008 - 04:00 h.
  • MAITE SÁNCHEZ . PAMPLONA

El reloj de la Plaza Consistorial marcaba las nueve de la mañana cuando, al son de la música de los txistus, comenzó la XV edición de la Marcha a San Cristóbal, organizada por el club Anaitasuna. Alrededor de 1.500 montañeros desfilaban por la cuesta de Santo Domingo rumbo al monte más cercano a Pamplona, San Cristóbal. Por el camino, entre la Rochapea y Artica, se fueron uniendo el resto hasta formar un total de 2.110 participantes.

Familias, grupos de amigos, niños, mayores, todos ellos equipados con el anorak y los bastones, dispuestos a pasar una jornada festiva caminando por el monte y disfrutando de la naturaleza, a lo largo de los 895 metros.

El espíritu se mantiene

Con esta, ya van quince ediciones, de la marcha y el espíritu con el que nació en 1993 sigue siendo el mismo: que el monte San Cristóbal no caiga en el olvido. Es decir que se acondicione el monte y se convierta en un parque de recreo para que los pamploneses puedan disfrutar de él.

A medida que la marcha se adentraba en el monte, las brumas de la niebla dieron paso a un espléndido día que acompañó a los montañeros durante toda la subida. Este buen tiempo animó a muchas personas, que hasta ahora nunca habían participado en la marcha, a hacerlo por primera vez.

Alrededor de las 10.15 horas los primeros senderistas alcanzaron la cima. Allí les esperaba el almuerzo compuesto por chistorra, manzanas, agua, coca cola, vino y caldo de pollo. Una vez avituallados, los participantes emprendieron el camino de regreso al Ayuntamiento para disfrutar de las danzas y recibir el obsequio conmemorativo de la marcha.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra