Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa Boletines
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
    Navarra
CINTRUÉNGIO

El tribunal del concurso para un puesto de limpiadora municipal impugna un examen

Lo hizo al sospechar que una aspirante, familia del alcalde, conocía las preguntas

Actualizada Domingo, 19 de octubre de 2008 - 04:00 h.
  • P.ROMERA . CINTRUÉNIGO

El tribunal encargado de seleccionar a una trabajadora para desempeñar el puesto de limpiadora en el Ayuntamiento de Cintruénigo, anuló, por unanimidad, la prueba escrita de la oposición, realizada el miércoles en el consistorio, por albergar sospechas de que una de cinco aspirantes conocía con anterioridad las preguntas.

El tribunal estaba compuesto por los concejales Ángel Rincón (UPN), Javier Acarreta (APC) y Álvaro García (CDN), así como Enrique Chivite, representante de los trabajadores. Como presidente figuraba el alcalde Adolfo Navascués (PSN), quien por ser familia de una de las opositoras, delegó en el primer teniente de alcalde Juan José Sesma (PSOE). Sin embargo, Ángel Rincón y Javier Acarreta, quienes corrigieron las pruebas en ausencia de los otros miembros del tribunal, sospecharon por la exactitud de las respuestas de la candidata en cuestión, que, según expresaron, coincidían con la plantilla de corrección que se les había facilitado previamente.

Ángel Rincón afirmó: "Nos sorprendimos cuando antes de comenzar el examen, el alcalde nos comunicó que se iban a aplicar unas pruebas que había encargado él". Añadió que "aunque el secretario del ayuntamiento y del tribunal aportó otro antes de comenzar el examen, el alcalde se reafirmó en que habría de aplicarse el traído por él".

"Que sea el alcalde quien encarga la prueba y sea una prima suya quien "clava" las respuestas, da mucho qué pensar. Alguien ha hecho trampas y deberá responder de ello", añadió el edil de UPN.

Por su parte, Javier Acarreta comentó: "Los únicos que corregimos la prueba fuimos Ángel Rincón y yo, y ambos tuvimos la impresión de que el examen estaba amañado. Mi profesión es la de docente y estaba muy claro que una de las opositoras -la que es familia del alcalde - conocía las respuestas. Inmediatamente le pedimos al secretario que levantase un acta que íbamos a firmar anulando el examen. Solamente estábamos Rincón y yo, pero después, el representante del CDN y el de los trabajadores también firmaron".

Acarreta afirmó: "Si ves que en respuestas de tres líneas, coinciden literalmente con la plantilla de corrección, y más cuando son explicaciones técnicas, te das cuenta de que hay algo extraño. Se diga lo que se diga, no hay vuelta de hoja: una de las opositoras conocía las respuestas".


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra
  • Claro, y encima la susodicha va y se enoja y no quiere presentarse al segundo exámen. Claro, sin conocer las respuestas ya no era lo mismo. Y mira que pasar el primero tan requetebién y el segundo a lo mejor no poder ni pasarlo..... dejaba claro lo que los otros aspirantes ya pensábamos del asunto.mari

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar con muy poca publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra