Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
Guia de Salud
Menu Suplemento Salud
Salud

Sanidad recuerda la importancia de vacunarse contra la gripe

Puede evitar la aparición de complicaciones causadas por el virus que provoca esta enfermedad respiratoria, frente a la que los antibióticos no resultan efectivos

Navarra supera la media nacional en el uso de la vacuna contra la gripe

Casi el 20% de la población navarra se vacunó el año pasado contra la gripe.

ARCHIVO
Actualizada 16/10/2017 a las 11:12
Etiquetas
  • Efe

El Ministerio de Sanidad ha recordado este lunes que los grupos de riesgo, las personas a partir de los 65 años y el personal sanitario, deben vacunarse para prevenir la gripe, y ha aconsejado que lo hagan a partir de la tercera semana de este mes de octubre.

Para afrontar la temporada en curso ya están disponibles cuatro millones de dosis de vacunas, con una composición distinta a la del año anterior, según informa Sanidad en una nota.

"La vacunación es una de las medidas de salud pública más eficaces para prevenir la aparición de enfermedades e incluso la muerte en algunos casos", ha asegurado.

En el caso de la gripe puede evitar la aparición de complicaciones causadas por el virus que provoca esta enfermedad respiratoria, frente a la que los antibióticos no resultan efectivos.

Pero hay otras medidas higiénicas a tener en cuenta para evitar la transmisión del virus, como taparse la boca al toser o al estornudar, preferiblemente con pañuelos desechables; lavarse con frecuencia las manos, sobre todo después de haber tosido o estornudado, y procurar no reutilizar los pañuelos empleados.

Estas medidas son fundamentales porque esta enfermedad se transmite por el aire al toser y estornudar.

Los principales síntomas son fiebre de hasta 39 grados, escalofríos, dolor de cabeza, musculares, estornudos, tos intensa y persistente, rinorrea, lagrimeo y faringitis leve.

Estos síntomas pueden confundirse con los de otras patologías respiratorias, como el catarro común, por lo que se recomienda consultar al médico de Atención Primaria o al pediatra.

La enfermedad tiene una evolución de cinco a siete días, aunque algunos de los síntomas suelen durar entre dos y tres semanas.

Los grupos de riesgo pueden vacunarse gratuitamente con las vacunas proporcionadas por el Sistema Nacional de Salud y estos son: personas mayores, preferentemente a partir de los 65 años (la pasada temporada se vacunó el 55,5 % de las personas con esta edad y más años), pero también menores de esa edad que presentan un alto riesgo de complicaciones derivadas de la gripe.

Entre ellos están los niños (mayores de 6 meses) y adultos con enfermedades crónicas cardiovasculares (excluyendo hipertensión arterial aislada), neurológicas o pulmonares, incluyendo displasia bronco-pulmonar, fibrosis quística y asma.

También, los niños mayores de 6 meses y adultos con enfermedades metabólicas, con obesidad mórbida , insuficiencia renal, hemoglobinopatís y anemias, asplenia, patología hepática crónica y enfermedades neuromusculares graves.

Además, personas con inmunosupresión (incluida la originada por la infección de VIH, por fármacos o en los receptores de trasplantes), con cáncer, con implante coclear o en espera del mismo, y con trastornos y enfermedades que conllevan disfunción cognitiva.

A esta lista hay que sumar mujeres embarazadas en cualquier trimestre de gestación.

Otro grupo que se debe vacunar es el que conforman los trabajadores de los centros, servicios y establecimientos sanitarios o los de geriátricos o están empleados en centros de atención a enfermos crónicos.

Asimismo, estudiantes en prácticas en centros sanitarios o que cuidan en domicilios a pacientes de alto riesgo.

Se recomienda también la vacunación personas que trabajan en servicios públicos esenciales, como fuerzas de seguridad, bomberos, personal de Protección Civil o de emergencias sanitarias o instituciones penitenciarias.

A estos hay que sumar los trabajadores expuestos directamente a aves o a cerdos en granjas o explotaciones avícolas o porcinas y también a aves silvestres.

Con respecto a la vacuna utilizada en la temporada anterior, se ha producido un cambio en la composición de las vacunas para esta temporada 2017-18: el componente A(H1N1) que anteriormente era cepa A/California/7/2009, se ha sustituido por A/Michigan/45/2015.

La actividad gripal en la temporada anterior fue baja y se asoció a una circulación mayoritaria de virus de la gripe A(H3N2).

Etiquetas

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo DN+
VER EL CONTENIDO COMPLETO
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra