Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
    Vivir
NOTICIA PATROCINADA
Información comercial

El hobby del bricolaje: todos queremos ser un 'manitas'

Es una afición realmente útil para el hogar que ayuda a abstraerse y para la que no se necesita excesivo presupuesto

foto de un trabajador con un martillo

El hobby del bricolaje: todos queremos ser un “manitas”

Tanto para el bricolaje como para el DIY se necesitan unas herramientas mínimas

Actualizada 10/10/2016 a las 17:51
  • dn.es
“¡Fácil, sencillo y para toda la familia!” ¿De qué te suena esto? Sí, efectivamente… ¡Cuánto nos ha marcado Bricomanía a varias generaciones! Parecía tan fácil visto desde el sofá…

Todos fantaseamos con tener unas manos prodigiosas con las que construir nuestro propio mobiliario, arreglar esa puerta del armario que no cierra, colgar la base para el televisor. En fin, esa serie de “chapuzas” del hogar que para muchos son un auténtico hobby al que dedican tiempo, esfuerzo y dinero.

Bricolaje en el hogar: un hobby extendido

El bricolaje es una afición que comparten muchas personas por todo lo que ello implica. Solía estar más relacionado con hombres que con mujeres, pero lo cierto es que ahora mismo es algo practicado por ambos sexos. Y es que estamos hablando de un hobby que ayuda a abstraerse muchísimo, para el que no se necesita excesivo presupuesto económico, y que además es realmente útil para nuestro día a día en el hogar.

Saber montar un mueble y que además te guste hacerlo, es un auténtico placer para ti y para las personas que viven contigo (que te estarán eternamente agradecidas y no te dejarán escapar jamás).

Ojo, que para tener este hobby suele hacer falta espacio suficiente. Tenerlo en una casa de 30 metros cuadrados es complicado: herramientas de bricolaje, mesa de trabajo, espacio para guardar los materiales… Aunque también hay otro tipo de bricolaje “a menor escala” que se ha puesto de moda en los últimos tiempos.

El boom del DIY

Con la llegada del denominado DIY (Do It Yourself) el bricolaje y las manualidades se han extendido aún más. Estamos hablando de cosas hechas por nosotros mismos, cuyo origen se remonta a los movimientos anticapitalistas que buscaban hacer sus propios productos para no recurrir al sistema.

Este término se ha comenzado a acuñar desde hace unos años a esta parte en nuestro país y lo cierto es que ha sido un auténtico boom en seguimiento. Podemos encontrar decenas de web en las que ver tutoriales para hacer en casa diferentes productos y decoración por nosotros mismos, con nuestras manitas.

Y aunque puede parecer que estamos hablando de algo sencillo, de simples manualidades infantiles… ¡nada que ver! Según el nivel que estemos buscando podemos encontrar proyectos que son un verdadero “quebradero de cabeza”, proyectos que requieren tiempo y esfuerzo.

Además, ¡nada es comparable con la satisfacción que provoca crear algo único y hecho por y para ti!

Unas buenas herramientas son la clave

Por supuesto, tanto para el bricolaje de toda la vida como para el DIY, necesitaremos herramientas para llevarlo a cabo. Y no vale cualquiera.

Si queremos lograr los resultados esperados, necesitaremos herramientas de la mejor calidad posible. Y para ello debemos informarnos bien con profesionales del sector para saber cuáles son las mejores para las diferentes tareas que queramos llevar a cabo. Dejarse asesorar antes de imbuirse en este mundillo algo complejo es fundamental para no meter la pata.

Intuimos, además, que quién más o quién menos tiene en su casa herramientas clave como un destornillador (¡casi todos los muebles tienen tornillos!), un metro (fundamental), un taladro (con varios tipos de brocas según el agujero que queramos realizar) y un martillo. Vamos, lo básico en cualquier hogar que se precie.

Pero si quieres ser todo un experto del bricolaje necesitarás herramientas más avanzadas como lijas, remachadoras, cortadores, sierras o niveles, entre otras tantas. Todo ello siendo consciente del espacio necesario que necesitas para guardarlas o colocarlas, ya sea en baldas, armarios o estanterías.

Y está claro que no puede faltar el típico maletín de herramientas que puedes encontrar fácilmente y que es muy útil.
Comentarios

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual