Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Guia de Salud
Menu Suplemento Salud
    Vivir
Salud

Nuevo plan de la OMS para reducir las enfermedades crónicas en Europa

Incluye la contaminación del aire y la detección temprana y tratamiento de la dolencia como dos nuevos objetivos para trabajar.

La directora general de la Organización Mundial de la Salud, Margaret Chan,

Nuevo plan de la OMS para reducir las enfermedades crónicas en Europa

La directora general de la Organización Mundial de la Salud, Margaret Chan.

EFE / ARCHIVO
Actualizada 06/09/2016 a las 12:30
  • EUROPA PRESS. PAMPLONA
La Organización Mundial de la Salud ha anunciado la puesta en marcha de un Plan de Acción en Europa para reducir la población afectada o en riesgo de sufrir enfermedades no transmisibles (ENT), también conocidas como enfermedades crónicas, basado en políticas urgentes, y metas y objetivos globales.

"Sabemos que la gestión de enfermedades y afecciones no transmisibles puede desbloquear mejoras sanitarias inimaginables. Las medidas adoptadas hoy determinarán si los países tienen éxito en el logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). Las personas que seguramente van a morir en el año 2030 por causas prevenibles son los adultos jóvenes de hoy. No podía haber un mayor sentido de urgencia si queremos prolongar su vida", ha explicado el director regional de la OMS para Europa, la doctora Zsuzsanna Jakab.

Aunque admite que las tasas de mortalidad por enfermedad cardiovascular (ECV) continúan disminuyendo, y existe una tendencia clara a la baja del consumo de tabaco y la ingesta de alcohol, a nivel global existen diferencias significativas entre países y entre grupos de una misma población. Asimismo, estima que Europa no alcanzará los objetivos globales de reducción del consumo de tabaco, ni de actividad física y considera que, a menos que se aceleren las acciones, no se frenará el aumento de la obesidad.

El Plan, que está publicado desde el mes de agosto, será ratificado -y comenzará su andadura- la próxima semana en la reunión del Comité Regional que se celebra en Copenhague. En él se recuerda que, aunque las intervenciones a nivel de población y la mejora de la asistencia sanitaria contribuyen considerablemente a la disminución de las tasas de mortalidad en muchos países, existe un amplio margen de mejora en ambas áreas.

"La lucha contra la enfermedad cardiovascular (ECV) es un ejemplo de la necesidad de una acción política conjunta. La ECV es la principal causa de mortalidad prematura en la región europea. La reducción de esta carga requiere centrarse en la población que se verá más afectada, y los enfoques deben ser dirigidos a través de una amplia gama de temas: el control del tabaco, el control del alcohol, reducir el consumo de sal y grasas saturadas y trans, y el control de la hipertensión", continuó Jakab.

¿QUÉ MEDIDAS SE INCLUYEN EN EL PLAN?

El plan establece acciones para reducir de forma considerable la carga de enfermedades crónicas, mejorar la calidad de vida y hacer que la esperanza de vida saludable sea más equitativa. Aboga por el uso de las políticas fiscales y restricciones de comercialización de productos no saludables; y una reformulación de los alimentos donde grasas trans deben ser eliminadas y las grasas saturadas son reemplazadas por grasas insaturadas.

Además, pude aumentar las medidas para reducir la sal y el azúcar sin añadir sustancias perjudiciales; y fomentar la actividad física y reducir el sedentarismo, a través del sistema de salud y las modificaciones ambientales.

El plan también pone de relieve que los Objetivos de Desarrollo Sostenible requieren centrarse en un conjunto más amplio de factores de riesgo que son determinantes, en particular las dietas malsanas, la inactividad física, la obesidad y el sobrepeso y añade dos nuevos elementos del plan de acción: la contaminación del aire y detección temprana y tratamiento de la enfermedad.

Finalmente, se espera que se desarrollen mejores prácticas basadas en la evidencia y promueva un enfoque intersectorial para la comunicación política y de intercambio de información.

ENFERMEDADES CARDIOVASCULARES

Respecto a la detección precoz de las enfermedades no transmisibles, la OMS destaca por su necesidad herramientas que mejoren la detección y control de la presión arterial elevada y colesterol alto a nivel de población, ya que podrían tener efecto inmediato en la reducción de las enfermedades cardiovasculares.

Además, recuerda, si bien los programas de rehabilitación cardiaca ayudan en la recuperación de los ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares, para mejorar la calidad de vida y reducir la probabilidad de nuevas enfermedades; considera que la rehabilitación cardiaca y la prevención secundaria son algunas de las intervenciones menos utilizadas.

Como ejemplo, afirma que "sólo la mitad de todos los pacientes coronarios se les aconseja a participar en un programa de prevención secundaria o programa de rehabilitación".

Por otro lado, denuncia que muchas enfermedades no se detectan a tiempo, lo que imposibilita un tratamiento eficaz: el 30-40% de los cánceres en el este de Europa se han desarrollado por un diagnóstico tardío. Algunos tipos de cáncer se pueden diagnosticar de manera precoz, por eso hay que fomentar la sensibilización de la población en general y de los profesionales ante los primeros signos y síntomas.

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual