Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
NOTICIA PATROCINADA
Información comercial

La importancia de elegir un buen packaging

El embalaje es fundamental en el éxito o fracaso en la venta de un producto ya que ayuda a que resulte más atractivo para el consumidor

Actualizada 01/12/2016 a las 10:41
  • DN

Si eres emprendedor y acabas de iniciarte en el mundo empresarial, debes saber que una de las claves para diferenciar tu producto del de la competencia es su embalaje, también conocido en inglés como packaging. Nos encontramos que algunas empresas o fabricantes solo invierten en el desarrollo de sus productos, pensando que si éstos son buenos y útiles, su venta parece estar asegurada.

 

No obstante, el packaging puede tener un mayor peso en el éxito o fracaso en la venta de un producto, puesto que una buena elección de éste hará que el producto sea más atractivo para el consumidor. Y es que se podría decir que el packaging tiene una importante función de marketing ya que intentamos seducir al consumidor para que compre nuestro producto.

 

Si decides montar una empresa online, intenta conseguir los mejores embalajes para tus productos. ¿Qué debes tener en cuenta antes de elegirlo? Tener un embalaje original y diferente no es una opción cara. En Internet tenemos varias páginas web en las que podemos comprar cajas baratas y materiales diversos para el embalaje. Por ejemplo, en sitios como Fasaworld podemos comprar cajas baratas y elegir un buen embalaje. Solo tenemos que ir hasta el apartado de envíos y embalajes, donde tenemos cajas baratas, bolsas de kraft o material de relleno, entre otros.

 

La finalidad del embalaje de un producto consiste en proteger el producto a lo largo de toda la cadena de distribución para que éste no resulte dañado. Cuando hablamos de cadena de distribución nos referimos al recorrido que tiene el producto desde el fabricante hasta que llega a las manos del consumidor.

 

No obstante, como se ha comentado en la introducción, el embalaje está muy relacionado con el marketing. El primer factor que se tiene en cuenta para estimular la venta de un producto es el diseño de un packaging atractivo. Por este motivo, cada vez más las empresas intentan averiguar qué combinaciones de colores, diseños y tipos de envases resultan más atractivos para potenciar su consumo.

 

Dicho en otras palabras, el packaging debe contener la imagen que cada empresa quiere difundir a su público objetivo para que éste tenga el deseo de comprar sus productos.

 

El segundo factor a considerar es la información que se proporciona en el packaging. Por ejemplo, en el caso de los productos alimenticios, además de la información de carácter obligatorio, los envases pueden contener información adicional como las sugerencias de utilización o recetas, que sin ser determinante, ayudan a que el consumidor confíe en el producto y se impulse su decisión de compra.

 

También es muy importante diferenciar tus productos del resto, es decir, que tu marca sea identificada con unos colores y logotipos exclusivos, haciendo que los consumidores puedan identificar tus productos fácilmente. El envase debe contener rasgos propios e inconfundibles de la identidad del producto.

 

A su vez, una correcta identificación del producto está íntimamente relacionada con la localización del producto cuando entramos en una tienda física u online. La forma y el contenido gráfico del packaging harán destacar el producto, de manera que éste será más visible que el resto.

 

Para entender estos dos últimos conceptos, imagina una situación donde un comprador entra en una macrotienda de calzado deportivo, en búsqueda del último modelo de Adidas. Mientras camina por la tienda, el típico envase de color azul cobalto acompañado de tres líneas verticales de la marca deportiva puede ser rápidamente reconocible por el consumidor. Si el packaging cambiara, se podría modificar la percepción de la marca y en consecuencia retrasar su compra.

 

Entre otros factores del packaging que pueden aumentar el número de ventas del producto, es la funcionalidad de éste. Aunque pueda parecer un hecho sin importancia, que un envase pueda ser reciclado o usado como objeto de decoración puede aportarle un valor añadido desde el punto de vista del consumidor.

 

Además, es especialmente importante elegir un buen packaging cuando hablamos de e-commerce, ya que es una de las únicas vías donde mostrar la imagen de la marca y diferenciarnos de la competencia al no haber la existencia de una tienda física.

 

COLOURPOP, UN EJEMPLO DE PACKAGING ORIGINAL

 

Colourpop es una tienda de maquillaje online que opera en Estados Unidos y distribuye internacionalmente. Desde el embalaje de la caja de envío hasta el propio packaging de sus productos vienen cargados de personalidad y originalidad. El packaging está especialmente diseñado para enamorar al público al que están dirigidos sus productos.

 

Por su parte, Steve Jobs, fundador de la compañía Apple, fue el responsable de que el packaging de sus productos cobrara una especial importancia, siendo una característica diferenciadora respecto a su competencia. Se trata de un empaque que a simple vista se ve sencillo, estiloso y donde todo parece encajar a la perfección. Para conseguirlo, Apple optó por usar el color blanco, intentando no agobiar a sus consumidores con una cantidad innecesaria de información. El incremento constante en ventas de la compañía parece darles la razón.

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual