Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
Opinión
opinión

El puzle del futuro

Director general de HP SCDS y director del equipo de Presidencia de HP para España y Portugal

foto de Miguel Ángel Turrado, director general de HP SCDS.

Miguel Ángel Turrado, director general de HP SCDS.

Cedida
Actualizada 14/06/2017 a las 11:08
Etiquetas
  • Miguel Ángel Turrado

Definitivamente, el mundo se ha vuelto loco. Lo miremos por donde lo miremos, cada día vemos noticias que, si se las hubieran contado a nuestros “yo” de hace tan solo 3 o 4 años, no nos las hubiéramos creído: cambios políticos, nuevos modelos empresariales e industriales o, incluso, una nueva y diferente economía. Nada volverá a ser igual. Siempre ha habido cambios, pero nunca del calado, de la profundidad o de la velocidad de ahora.

 

Esto hace que todos tengamos que transformarnos, como individuos o como empresas. Nosotros desde HP así lo hemos entendido y por eso, hace ya unos años, abordamos nuestra reinvención para esta nueva realidad. Una reinvención que consideramos ha de ser constante, de ahí que nuestro lema sea “keep reinventing”.

 

El primer mandamiento cuando uno innova o se reinventa es pensar en ese futuro al que nos dirigimos, ese lugar donde la reinvención debe dar sus frutos. Teniendo esto en mente hacemos un esfuerzo continuo por visualizar cómo será ese futuro, y con ello definir nuestra estrategia de reinvención.

 

Para esto, hay que considerar una serie de megatendencias (sociales, demográficas, laborales, tecnológicas…), todas ellas entrelazadas e interrelacionadas. Son como las distintas piezas de un puzle, que solas no dicen nada, pero al irse enganchando entre ellas, al unirse todas, es cuando realmente se expresan, cuando dan la imagen de ese futuro.

 

En este puzle vemos varias piezas que nos hablan de los profundos cambios sociodemográficos que están sucediendo a nivel mundial. Una población que aumenta y se envejece. Una fuerza laboral donde emergen con energía las nuevas generaciones, los Millennials y Generación Z, con sus peculiaridades. Unas ciudades que crecen más allá de sus límites y que habrá que reinventar para el futuro.

 

La globalización de los grupos con poder de compra, las clases medias, que hace que las empresas ya no solo tengamos que pensar en consumidores de Europa o EEUU al diseñar productos, sino también en los países emergentes; el incremento del gasto de las clases medias en Asia-Pacífico será de casi 600% hasta 2030, mientras que en Europa será de cerca del 40% y en EEUU será plano. Tenemos, por tanto, que pensar en global, pero actuar en local. Lo que se ha llamado glocalización, que unido a la personalización, cobran ahora más importancia que nunca.

 

Otra pieza importante del puzle viene de ese mundo VUCA en el que vivimos. Un entorno marcado por la Volatilidad, la Incertidumbre (Uncertainty), la Complejidad y la Ambigüedad… a lo que debemos de unir la enorme velocidad a la que todo sucede. Empresas que ven como los cimientos se mueven cada día. Vemos como el que Goliath sea ganado por David en los diferentes ámbitos empresariales no es una anécdota puntual. Si miramos a las empresas que en 1955 ocupaban el ranking Fortune500, es decir, las más grandes del mundo hace 60 años, el 90% han desaparecido en el fenómeno denominado “destrucción creativa”.

 

Pero, sobre todo, este puzle tiene unas piezas centrales. Unas piezas basadas en la tecnología, que son causa y efecto del resto. Una tecnología que sigue un ritmo de trayectoria exponencial y no lineal. Y así seguirá en los próximos años: en 30 años, nuestros teléfonos no serán solo 30 veces más potentes que hoy, sino un billón de veces. Tendremos una pieza del puzle marcada por la hipermovilidad que trae el despliegue masivo de dispositivos conectados o lo que arrastrará el nuevo 5G, que permitirá servicios críticos hasta ahora impensables, como el poder operar a un paciente a miles de kilómetros de distancia. Otra pieza viene de la mano de los efectos de la Inteligencia Artificial, que con más de 70 años de antigüedad, cada vez está más presente en todos los ámbitos de nuestras vidas.

 

Por supuesto, tendremos una pieza con la impresión 3D en su centro, que está llamada a revolucionar la fabricación tal y como la entendemos hoy. Nos llevará de la fabricación masiva a la personalización masiva. A su vez, estas piezas del puzle traen otra que nosotros llamamos Blended Reality, donde los límites entre el mundo físico y el mundo digital desaparecen en casi su totalidad, como sucederá con el desarrollo de los coches de conducción autónoma, una realidad más cercana que lejana.

 

Todo esto implicará nuevas necesidades. Harán falta nuevos perfiles profesionales en un entorno donde cualquier tarea repetitiva se puede cambiar por tecnología. Un reciente estudio de McKinsey dice que hoy ya el 50% de las actividades que hacemos los trabajadores pueden ser sustituidas por la tecnología, el equivalente en salarios a 13 trillones de dólares al año. Se perderán puestos de trabajo, pero se crearán muchos otros relacionados con lo que se llama STEAM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería, Arte y Matemática).

 

Otras necesidades, que también traen sus piezas de puzle son la seguridad y la sostenibilidad. A medida que nuestro mundo se hace más interconectado y experimenta las ventajas que trae la hiperconectividad, también aumentan nuestros riesgos de todo tipo; no es algo que solo afecte a las grandes corporaciones: individuos o pequeñas empresas son foco de los ciberdelincuentes. De hecho, el 43% de los ataques se producen a empresas y negocios pequeños. Y algo similar podemos decir de la pieza de la sostenibilidad. A estas tasas actuales de crecimiento, para el 2050 necesitaremos el equivalente a 2,3 Tierras para cubrir todas estas necesidades; tal es la situación, que hay científicos que argumentan que la tierra no puede soportar más de 9 o 10 billones de habitantes.

 

Y todas estas piezas del puzle se concretan en una final: una que muestra cómo hoy es fundamental la Economía de las Experiencias, donde la experiencia se convierte en el producto. Donde las experiencias son el valor diferencial de la oferta. La propiedad pierde su valor como diferenciador y otorgador de estatus, y lo gana la experiencia. La mayor parte de lo que compartimos en redes sociales son nuestras experiencias; no mostramos el último móvil que hemos comprado, sino que mostramos las buenas fotos que sacamos con él.

 

En resumen, estamos ante enormes transformaciones en todos los ámbitos. En HP nos esforzamos cada día por analizar todas estas transformaciones que trae el futuro, todos estos cambios que están llegando. Nos esforzamos para poder crear la tecnología que dinamizará muchos de estos cambios, ya que estamos convencidos de que la mejor forma de predecir el futuro es inventándolo.

 

Miguel Ángel Turrado es director general de HP SCDS y director del equipo de Presidencia de HP para España y Portugal. Es uno de los ponentes de Pamplona Innovaction Week.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Desde solo 0,27€ al día
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra