Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

Zona norte Zona norte

La Hemeroteca
Zona norte occidental

Un polígono de Alsasua lleva veinte años sin alumbrado público

  • Veinte empresas del área industrial de Isasia piden al Ayuntamiento una solución definitiva

Detalle parcial del polígono de Isasia, radicado en un lateral de la N-1, en Alsasua

Un polígono de Alsasua lleva veinte años sin alumbrado público

Detalle parcial del polígono de Isasia, radicado en un lateral de la N-1, en Alsasua

N.G
0
Actualizada 27/08/2015 a las 23:12
Etiquetas
  • Natxo gutiérrez. Pamplona
Una veintena de empresas del polígono de Isasia reclaman al Ayuntamiento de Alsasua una solución definitiva a la carencia de alumbrado público en la superficie donde se asientan. El problema -señalan en un comunicado remitido al alcalde, Javier Ollo (Geroa Bai)-, persiste desde la inauguración del área industrial hace 20 años. El primer edil avanzó ayer su intención de mantener una reunión con los demandantes “para buscar una solución”, de la misma manera que lo hizo en fechas recientes con la Asociación de Empresarios de Sakana.

La ejecución de Isasia respondió a una iniciativa privada, si bien -como figura en la nota- las empresas están al corriente del pago de “las tasas e impuestos que les corresponden”.

En este aspecto se sienten discriminadas con respecto a otras sociedades, con sede en otros puntos del municipio, que cuentan con un servicio de alumbrado público en sus calles.

El polígono de Isasia dispone de farolas pero no han estado nunca conectadas a la red pública, de acuerdo a los empresarios afectados. “Entendemos -indican- que esta situación es del todo anómala y debe ser urgentemente corregida”. Su reivindicación, en la búsqueda de un remedio que subsane de forma definitiva la carencia, es recurrente “desde hace varios años”.

Las autoridades que se han sucedido en las últimas legislaturas al frente del Ayuntamiento no han satisfecho su petición, que consideran necesaria por el efecto negativo en su producción. Según interpretan, “esta falta de iluminación de las calles conlleva graves problemas en la actividad de las empresas emplazadas en el polígono así como riesgos personales para los trabajadores, proveedores y clientes”. El problema de abastecimiento está teniendo, a su entender, un segundo efecto negativo en el deseo de revitalizar una zona castigada por la crisis en los últimos años. “Es del todo imposible -apuntan los firmantes del escrito- con la situación en la que se encuentra el polígono, que alguna empresa se plantee implantarse en el mismo cuando una necesidad tan básica, como es el alumbrado público, no está solucionada en este momento”.

Su instalación adquiere, bajo su perspectiva, valor de premura “dada la especial situación de crisis económica y de desempleo en la que se encuentra el municipio de Alsasua y donde una de las opciones existentes para mejorar el entorno socioeconómico es atraer la implantación de nuevas empresas”.

La recesión económica ha castigado con especial virulencia el sector económico y laboral de la zona. En cinco años, los comprendidos entre 2008 y 2013, hubo 2.075 pérdidas de empleo . En ese período disminuyó a la mitad las 22 empresas existentes con más de 500 trabajadores.

En la actual situación, los demandantes de una respuesta esperan ver satisfecha de una vez por todas su antigua reivindicación. De ser así, estarán en condiciones de “desarrollar su actividad de acuerdo con unas mínimas condiciones exigibles en plenos siglo XXI”.

PRIMERA FRASE REINVINDICATIVA

Su actitud es de momento de espera, pendientes de las gestiones emprendidas con el envío del escrito al escrito. Enmarcan sus trámites dentro de una primera fase de reclamación que depondrían si el Ayuntamiento atiende a su demanda.

De lo contrario no cejarán en su empeño de buscar una salida que refuerce la infraestructura del polígono industrial que comparten en una zona privilegiada, junto a la N-1. La adopción de una línea u otra en una segunda etapa de sus actuaciones estará condicionada por el grado de satisfacción que obtengan en la reacción de la corporación municipal. No descartan poner el asunto en manos de un abogado así como contabilizar y analizar la aportación económica que ofrecen a las arcas municipales por la ubicación de su sede en suelo de Alsasua.

Sea como fuere, las ideas barajadas carecen, por ahora de una apuesta firme, y no pasan de ser conjeturas en la confianza, por su parte, de obtener respuesta positiva a la necesidad acuciante de que las calles del polígono lleguen a tener alumbrado público.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual