Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
TEMPLO RELIGIOSO

El 85% de daños en el claustro de la catedral de Tudela se ha producido en el último siglo

  • En los 8 siglos anteriores sólo hubo el 15% de daño y expertos apuestan por actuar urgentemente

Imagen de la noticia

Josep Gisbert, a la dcha., explica el estado del claustro. A la izda. un capitel protegido con lona. NURIA G. LANDA

Imagen de la noticia

Vista del salón del palacio Decanal donde se celebró la jornada. N.G. LANDA

8
Actualizada 30/10/2011 a las 01:05
  • JESÚS MANRIQUE . TUDELA

Amenaza, urgencia, situación alarmante... Estos fueron algunos de los calificativos con los que se definió ayer la situación del claustro de la catedral de Tudela. Un claustro en el que el 85% de los daños se ha producido desde 1920 y con más intensidad desde 1950, cuando se rehabilitó utilizando un cemento que ha resultado dañino. Esta cifra sorprende, ya que en los 8 siglos anteriores sólo se causó un 15% de los daños.

El tema se trató en una jornada que se celebró en Tudela para concienciar a las autoridades de la necesidad de rehabilitar esta "joya" de la ciudad. Participaron expertos y la organizó la Asociación de Amigos de la Catedral de Tudela; Amigos del Románico; el cabildo; el Museo de Tudela-Palacio Decanal y Castel-Ruiz. Asistieron más de 50 personas.

El presidente de la primera entidad, Luis Durán, aseguró que el objetivo es conseguir rehabilitar no sólo el claustro, sino también la Puerta del Juicio. Posteriormente, la concejal de Cultura, Merche San Pedro, alertó sobre el deterioro que amenaza al claustro y reclamó "la urgente necesidad de ejecutar una profunda actuación que nos devuelva el claustro". "El deterioro no se detiene, sino que aumenta. Hay graves desprendimientos y tenemos que ser capaces de poner freno a esta situación tan lamentable", recalcó.

Origen del los daños

El origen de los problemas del claustro lo explicó Josep Gisbert, profesor de Geología en la Universidad de Zaragoza y director del grupo Arbotante, autor del informe del estado del claustro que encargó el Gobierno de Navarra. Y el resultado de este estudio fue sorprendente, ya que fue la primera vez que se detectaba algo parecido en España. "Aparecieron grietas que parecían de exceso de carga, pero no se justificaba por esta causa", relató.

Tras numerosos análisis, se llegó a la conclusión de que se debía a sales de magnesio. Pero quedaba por explicar por qué durante 800 años no había producido daños y sí en el último siglo.

Ahí se concretó que el problema estaba en un mortero que se utilizó en la restauración llevada a cabo hacia 1950, que contiene las sales que tanto afectan a la piedra campanil, típica del Valle del Ebro y con la que se construyó la catedral. "Lo utilizaron con toda buena intención. No se sabía su efecto al ser un mortero nuevo, pero ese cemento es demoledor para la catedral. Con la sal la humedad del aire está haciendo ciclos de secado y eso hace que se expanda la piedra y acabe por partirse", afirmó Gisbert.

Ante esta situación, las soluciones que propuso Gisbert, pendientes de que se realice un estudio definitivo de actuación y que haya la financiación necesaria, fueron varias. Una sería eliminar el mortero nuevo y la arenisca "si es posible por su alto coste", aunque citó que Príncipe de Viana ya hizo una actuación de emergencia en este sentido retirando el mortero del claustro.

Otra consistiría en sacar las sales de los elementos de interés artístico, o controlar los parámetros ambientales del interior de la catedral, que también está afectada, aunque en menor medida. "La actuación tiene que ser rápida porque la velocidad de degradación también lo es", concluyó Gisbert.

Análisis artístico del claustro y sus usos

Las jornadas sobre la catedral se completaron con la intervención de varios expertos más. Por un lado, Amaya Zardoya y Aurelia Blázquez, del Museo de Tudela, hicieron un repaso a la historia de la catedral y al claustro en concreto, que data de finales del siglo XII y compuesto por arquerías de medio punto con capiteles historiados y figurativos. Ellas son las que ven día a día el deterioro del claustro y Zardoya no dudó el calificar la situación de "alarmante". "Hay pérdidas importantes en la última década y cada pedazo que cae es para siempre", dijo. También intervino Juan Antonio Peña, presidente de los Amigos del Románico de España, que comparó el claustro tudelano con otros edificios. Por último, Javier Goitia, canónico archivero de la catedral, hizo referencia a los distintos usos que ha tenido el claustro a lo largo de su historia.

DATOS DE INTERÉS

1 Subvención para el claustro. El ministerio concedió en 2005 una subvención de 525.000 euros para restaurar el claustro y así completar la reforma integral que se estaba realizando en la catedral.

2 Prórrogas. Se pidieron varias al ministerio para aplazar la reforma del claustro mientras se redactaba el proyecto y se concluía la rehabilitación del edificio.

2 Anulación de la ayuda. En 2006, el ministerio anuló la ayuda de 525.000 euros para el claustro alegando que no se había presentado el proyecto. El Gobierno foral mostró su discrepancia e instó al ministerio a reconsiderar su postura, pero no lo hizo. El Ejecutivo navarro dijo que asumiría la financiación de la obra, pero todavía no se ha hecho.




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo DN+
VER EL CONTENIDO COMPLETO
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra