Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
Ribaforada

La DJ de Ribaforada que triunfa con bebés

En 2011, la vida cambió para Cristin Antón . Fue madre y encontró la manera de compatibilizarlo con su trabajo con sesiones para niños y sus padres

Decenas de adultos con sus hijos disfrutan de una de las sesiones de DJ Mum, la ribaforadera Cristina Antón, en Barcelona.

Decenas de adultos con sus hijos disfrutan de una de las sesiones de DJ Mum, la ribaforadera Cristina Antón, en Barcelona.

Joan Marc Bosch
Actualizada 19/05/2017 a las 10:53

Cristina Antón llegó al mundo de la música hace más de 10 años. Nacida en Ribaforada hace 40 años, aunque residente en Barcelona desde hace 16, es técnico de sonido y promotora, y comenzó con sus sesiones de DJ apostando por estilos como el Nu Disco, Electro Dance o Funk en hoteles emblemáticos de la capital catalana como el Omm, Majestic o Mandarin, o las discotecas Luz de Gas y Danzatoria.


Pero en 2011 su vida dio un giro radical. Fue madre de un niño llamado Asier y se tuvo que adaptar a su nueva situación. “El embarazo me sentó genial. Engordé 25 kilos de felicidad. Estuve muy activa, pero poco a poco tuve que ir quitándome responsabilidades. Primero aprobé la titulación de profesora de pilates, luego dejé el programa de radio en el que colaboraba. También aparqué la Escuela de Idiomas y, al final, mi trabajo de noche como DJ residente en el Hotel Mandarin cuando llevaba 7 meses y medio de embarazo”, recuerda Antón, que añade que, al final, le resultaba “súper difícil salir a las 12 de la noche con la barriga”.

 

EL ORIGEN DE LA IDEA


A partir de ahí se centró en su pequeño y en verano de 2012, cuando estaba de vacaciones en Ibiza y Asier había cumplido el año, se le ‘encendió la bombilla’. “Recuerdo perfectamente ver a unos papás volviendo a casa con cara de resignados y me vi reflejada en ellos. Pensé que no era justo dejar de divertirse por el hecho de convertirse en mamá o papá. Si la música gusta a todos, ¿por qué no disfrutarla juntos? Ahí empecé a pensar cómo unir los mundos de mayores y pequeños mediante el lenguaje universal de la música”, explica.


Y fue dicho y hecho. En invierno de 2013 puso en marcha la primera Party Family, una sesión de DJ dirigida a niños y adultos. Algo que también reconoce que surgió desde la necesidad y la rebeldía. “Necesidad de conciliar mi trabajo y mi nueva etapa como madre, ya que con un bebé se me hacía imposible salir a trabajar por la noche. Y rebeldía por no conformarme y dejar mi trabajo, que es mi pasión. Me inventé un trabajo a la medida de mis obligaciones familiares”, señala.


Y ahí surgió DJ Mum. “Es lo que soy: DJ y madre. Me encantan los niños, generar felicidad y momentos de complicidad entre las familias”, reconoce.


Esa primera sesión se celebró en el Convent de Sant Agustí, reconvertido en centro cívico en el Born de Barcelona. “Son tardes llenas de sorpresas en las que toda la familia es protagonista. Para mí son tan importantes los niños como sus padres y están abiertas a distintos rangos de edad. A veces, incluso vienen los abuelos con los niños”, señala.


Desde 2015, las Party Family se hacen una vez al mes en la sala Luz de Gas de Barcelona y coinciden con el curso escolar. La última de la temporada será el 27 de mayo y volverán en noviembre hasta abril de 2018. Duran 2 horas y media y las entradas anticipadas cuestan 8 euros para adultos y 7 para niños (10 y 9 en taquilla), y gratis los menores de 3 años.

 

MÚSICA PARA TODOS


En cuanto al tipo de música, Cristina Antón explica que busca hacer bailar a todos al ritmo “del buen rollo”. “Selecciono cuidadosamente las últimas referencias en Electro Dance, Pop, Funk y las mezclo con música de los años 90. Así conectan mayores y pequeños y los niños se dejan llevar mientras sus padres bailan y disfrutan de un nuevo concepto de salir de fiesta”, recalca DJ Mum, quien también destaca que los padres están más sueltos al estar seguros con sus hijos.


Todo está preparado para los más pequeños. Hay chill out para lactantes, cambiadores en los baños, zona de carritos y ‘mocktails’ de piña colada o el Pantera Rosa. “Así los peques brindan con sus padres”, bromea Antón, quien dice que su objetivo es llevar las Party Family fuera de Barcelona.


Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo DN+
VER EL CONTENIDO COMPLETO
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra