Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
ASOCIACIÓN DE COMERCIO

Un pasacalles comercial entre las tiendas y puestos de antigüedades en Estella

  • El comercio despidió ayer la temporada estival con la venta de artículos a la puerta y el refuerzo de la feria de almoneda

Imagen de la noticia

Un pasacalles comercial entre las tiendas y puestos de antigüedades en Estella

Una imagen de la feria de antigüedades y almoneda instalada ayer en la plaza de Santiago. M.M.

0
Actualizada 11/09/2011 a las 02:01
Etiquetas
  • DN . ESTELLA

El eslogan de "Estella, ciudad de comercio" de la Asociación de Comerciantes, Hostelería y Servicios de la ciudad del Ega se palpó ayer en las calles gracias a dos iniciativas que sacan la venta a l exterior: la feria de antigüedades y almoneda, instalada en la plaza Santiago, y la de oportunidades, con la que las tiendas despiden la temporada estival mediante los puestos colocados a pie del establecimiento.

Por segunda convocatoria consecutiva, la feria de antigüedades -que la ciudad acoge de la mano de la asociación de comerciantes dos veces al año- se cobijó en la plaza Santiago frente a la de la Coronación. Los anticuarios, que instalaron 17 puestos de venta, aplaudieron la iniciativa por un doble motivo: una ubicación más acorde con sus productos al tratarse de un espacio en el casco viejo y con edificios y portales que protegen del sol o del mal tiempo.

Y ayer, se agradeció ya que el termómetro no descendió de los treinta grados durante todo el día. "Pero no creo que esa sea la causa por la que haya venido menos gente. O al menos no la única, que también está la crisis y el mercado medieval que hoy (ayer para el lector) se celebra en Pamplona", apuntaba Juan Manuel Alba Ultra, propietario de un negocio de almoneda en Tudela.

Acercarse al público

Como él, Angélica Maltés Cruz, al frente de Antigüedades Lisarri de Estella, creía que la feria de la ciudad se había convertido ya en un referente en el sector. "Y a nosotros también nos sirve para acercarnos a la gente, que muchas veces no se atreve a entrar en nuestras tiendas porque piensa que sólo hay artículos muy sobrios y fuera de su alcance. Como se puede comprobar, el abanico de precios es muy amplio".

En cambio, los comerciantes sacaron sus puestos a la puerta de sus locales en lugar de concentrarse en un único lugar. De esta manera, según indicó la Asociación de Comercio, Hostelería y Servicios, se invitaba al visitante a callejear por la ciudad. La excepción llega en invierno que, cuando entre en su recta final, de nuevo se cerrará con otra feria; esta, por motivos climatológicos, se refugia en una carpa en la plaza de Los Fueros y en los soportales del mismo emplazamiento.

"Quizá nos haya hecho demasiado calor, pero con iniciativas como esta se consigue que pase más gente que un sábado normal de verano. Además , es bueno que se haga coincidir con la de antigüedades ya que la oferta se amplía y tanto ellos como nosotros nos beneficiamos de nuestras respectivas clientelas", apuntaba Maribel Ausejo Marín, propietaria de la tienda de regalos y mueble auxiliar Pétalos.




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual