Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
TIERRA ESTELLA

Los trabajos pendientes en motas y caminos inquietan en la ribera

  • ​Los Ayuntamientos quieren que el Gobierno y la CHE cumplan con las promesas y asuman los daños de las riadas

En Andosilla, en el término del Cerrado, todavía queda un kilómetro de mota cerrado al público.

Los trabajos pendientes en motas y caminos inquietan en la ribera

En Andosilla, en el término del Cerrado, todavía queda un kilómetro de mota cerrado al público.

Gener
0
02/10/2015 a las 06:00
  • mari paz gener. Andosilla.
Ante la inminente llegada de la temporada de lluvias, los municipios de la ribera de Estella, los más afectados por las sucesivas inundaciones y crecidas del Ega y Ebro, sufridas en febrero y marzo, ven con preocupación que todavía quedan trabajos pendientes por hacer en motas y caminos y que no se han abonado las ayudas prometidas por la CHE - en las motas-y por el Gobierno de Navarra- en caminos e infraestructuras-. En algunos casos, los Ayuntamientos, ante la urgencia de dar una respuesta a los agricultores que tenían que afrontar los cultivos de la temporada estival, adelantaron los arreglos con el beneplácito de la Confederación Hidrográfica y con el de Administración Local.

En el caso de Andosilla, las actuaciones realizadas por el Ayuntamiento para permitir que los agricultores pudieran pasar a sus fincas, autorizadas en su día por el Gobierno, tienen un presupuesto de 30.000 euros y se centran en cinco puntos, según recordó el alcalde, Manuel Teres. En La Madraza, indicó, fue necesario rehacer el corte sufrido en la mota. En los términos del Cerrado, La Presa y La Estacada se echó zahorra para permitir el tránsito y, en todos los puntos, se retiraron la grava y la tierra arrastradas por las riadas.

El lunes, técnicos del Gobierno de Navarra visitaron en Andosilla los caminos afectados para comprobar que se habían realizado las reparaciones para las que el Ayuntamiento ha solicitado ayuda. También se desplazaron a San Adrián para constatar los arreglos realizados por la Junta de Regantes-entre 3.000 y 4.000 euros- en las acequias del regadío, en términos como el Sotillo, Vergal, Presa y Soto, para los que el colectivo pidió la subvención.

Un kilómetro

No obstante, Manuel Teres aseguró que quedan trabajos pendientes para evitar que se produzcan imágenes similares a las de hace seis meses. En concreto, el primer edil se refirió al Cerrado, donde aún permanece sin reparar un kilómetro de mota que continúa cerrada al paso de vehículos. “Son reparaciones que debe asumir la CHE. Sabemos que se han hecho inspecciones, pero ha sido ahora, cuando les hemos llamado nosotros, cuando nos han informado que tienen previsto finalizar las obras para finales de noviembre. Lo que nos da miedo es que, en caso de lluvia y de nuevas crecidas, se pueden llegar a inundar hasta 100 ha de tierras de labor que están sin la protección de la mota”.

En San Adrián, donde el Ayuntamiento consideró que era necesario actuar con urgencia en las motas del Ega y Ebro, el alcalde, Emilio Cigudosa indicó que todavía no ha recibido ningún tipo de ayuda sobre los más de 100.000 euros adelantados por las arcas municipales. En Lodosa, donde el consistorio decidió que se podía esperar, Tracsa ha asumido la reparación de la totalidad de las motas dañadas y de la estación de bombeo, aunque quedan pendientes, según matizó el primer edil Pablo Azcona, los trabajos en caminos y acequias que debe asumir el Gobierno a través de una convocatoria de ayudas. En Cárcar, la CHE sí ha concluido la mota del Ega.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual