Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
ESTELLA

La casa de juventud se cambia por el chabisque a partir de los 15 años

  • Crecen los locales de reunión a la vez que baja la edad de los usuarios en el edificio municipal

La casa de juventud que lleva el nombre de María Vicuña, en una imagen de archivo.

La casa de juventud que lleva el nombre de María Vicuña, en una imagen de archivo.

La casa de juventud que lleva el nombre de María Vicuña, en una imagen de archivo.

archivo
0
11/04/2015 a las 06:00
  • m.p.Amo. Estella
La nueva realidad en el ocio adolescente de Estella -con cada vez más cuadrillas que optan por mantener todo el año los chabisques de fiestas y convertirlos así en su punto de reunión permanente- se traduce ya en cambios en los usuarios de la casa de juventud, el espacio municipal que lleva el nombre de María Vicuña. Su calendario de actividades que nació orientado a cubrir la franja de los 14 a los 21 años da un giro para adecuarse a las demandas de un perfil situado ahora en una edad más temprana, el tramo entre los 12 y los 14 que prefiere una oferta más dirigida.

El área del Ayuntamiento que se encarga de organizarla ha tenido en cuenta sus preferencias para este 2015 -con una programación que los fines de semana contempla talleres, meriendas saludables, clases de zumba, escalada o excursiones- sin perder a la vez de vista a quienes han optado por pasar su tiempo libre en los locales. De cómo abordarlo, entre otros temas, se trató en la última comisión de Juventud convocada antes de las vacaciones de Semana Santa.

Entre las ideas puestas sobre la mesa que se están concretando para ofertar en los próximos meses, surgió la de los “interchabisques”. Se trataría de actividades con carácter lúdico que se organizarán desde este área municipal dirigidas hacia las cuadrillas de las bajeras para que entre ellos puedan “competir” mediante su participación en las opciones ofertadas y relacionarse también así entre los distintos grupos. El objetivo en principio apunta hacia una actividad mensual adaptada a la época del año de forma que la primera pudiera coincidir con el Lizarra Rock Festival programado para el último fin de semana de abril.

UN CAMBIO PROGRESIVO

La concejala responsable de los temas de juventud, la regionalismo Mayte Alonso, explica que ese nuevo perfil de usuario no responde a un cambio drástico, pero sí a que cada vez son más los adolescentes que disponen de sus propios locales de encuentro. Los que llegan a María Vicuña coinciden habitualmente con los dos primeros cursos de la ESO y les gusta contar con esa programación ya organizada. A partir de esa edad, optan por la otra alternativa en una evolución que se percibe en las cifras de los servicios municipales de Urbanismo para las dos posibilidades que el Ayuntamiento de Estella contempla en la ordenanza de este tipo de espacios.

La primera de ellas, la de chabisques, regula un uso ligado a las fiestas patronales y permitido solo para la última semana de julio y las dos primeras de agosto. Bajo la otra posibilidad -con la etiqueta de centros de reunión- se legalizan todo el año. Aunque ese nuevo planteamiento lanzado desde Juventud habla de chabisques, se orienta realmente hacia este bloque que, una vez conseguida la licencia para ello, puede ser utilizado todo el año por las cuadrillas. Crece el número de los que tramitan el permiso después de que el año pasado se optara por clausurar media docena de bajeras que seguían abiertas una vez pasadas las fiestas pese a no cumplir la normativa y estaban causando molestias a los vecinos.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual