Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
MÚSICA

El estilo 'brass band' suena en Tierra Estella

  • Juan Pedro Medrano, de San Adrián, y Mario Díaz de Rada, de Cárcar, forman parte del grupo J&P Brass Band
  • Junto con otros siete músicos navarros pretenden acercar a la Comunidad los ritmos de Nueva Orleans

Miembros del conjunto de brass band navarra

Miembros del conjunto de brass band navarra.

Miembros del conjunto de brass band navarra

S. E.
0
10/12/2013 a las 06:01
  • SUSANA ESPARZA. San Adrián
Juan Pedro Medrano Salcedo, vecino de San Adrián de 24 años, y Mario Díaz de Rada Lizáldez, de 25 y de Cárcar, pertenecen a la nueva generación de músicos navarros. El primero estudia grado profesional de tuba; y el segundo, superior de Jazz. Ambos en el conservatorio de música Pablo Sarate de Pamplona. Junto con otros siete jóvenes de la capital, Sangüesa y Aibar, dan vida a J&P Brass Brand, un conjunto musical que pretende acercar a Navarra los ritmos de Nueva Orleans.

El gusto por este peculiar estilo musical promovió la creación de J&P Brass Brand durante el curso 2011-2012. "Comenzamos a juntarnos para practicar. A todos nos gusta la brass band. Es una música bailable y festiva. Disfrutamos tocándola. Vimos que funcionábamos como grupo y lo que eran simples encuentros acabaron siendo ensayos. Poco después se unieron otros cuatro músicos y empezamos a componer nuestros propios temas", explica Medrano.

Su debut en diciembre de 2012, en el bar Terminal de Pamplona, abrió un calendario de conciertos, incluida su actuación en el Festival Actúa de Pamplona. También han compartido escenario con otro conjunto navarro referente en este estilo, Broken Brothers Brass Band. "Es complicado hacerse hueco con la brass band. Es muy peculiar y poco conocido, pero que no deja indiferente a nadie. Los conciertos son para bailar y disfrutar", apunta el trompeta Díaz de Rada. Este fin de semana el grupo está actuando en Barcelona.

Versiones propias

La 21, Latini, First Blues o Funk You son algunas de sus canciones propias. "La mayor parte de los temas los componemos nosotros. En los conciertos también tocamos alguna versión de otras bandas americanas de este estilo, como Rebirth Brass Band, Youngblood Brass Band o Soul Rebels Brass Band", detalla Juan Pedro Medrano.
"Primero surge una melodía que, poco a poco, y entre todos, vamos desarrollando. Somos amigos y nos llevamos muy bien, lo que ayuda a que las cosas salgan, ya que la brass band conlleva muchísimo trabajo y dedicación", añade Díaz de Rada. Esta música se caracteriza por la improvisación que hace cada miembro del grupo. "Te dejas llevar", coinciden los dos músicos.

Para 2014 el plan principal de este joven grupo de músicos es grabar un disco. "La mayoría de nuestras actuaciones son en el norte de Navarra y queremos traerla a la Ribera, donde es más desconocida. Tenemos temas para grabar un disco y queremos hacerlo, pero el precio es muy elevado. Así que seguiremos trabajando en ello para conseguirlo", sostiene el adrianés.

Orígenes. La brass band es la música tradicional de Nueva Orleans, animada y callejera en la que prima la improvisación. Una composición instrumental de vientos que marcó, a finales del siglo XIX, el espíritu vital de la música norteamericana. Con la mezcla de marchas militares europeas y los ritmos tradicionales que los esclavos africanos llevaron a Luisiana, surgió este estilo musical sobre el que se fundamenta el jazz. Hoy, siguen sonando para animar tanto fiestas como funerales.

La improvisación y el ritmo.
La 'magia' de la brass band es la improvisación que hacen los músicos en cada actuación. Aquí, el bajo lo marca la tuba y consigue que el resto de instrumentos compongan una melodía contestándose entre ellos, tal y como se empezó a hacer en el jazz tradicional y en el ragtime. En los conciertos, los músicos se animan entre ellos.

J&P Brass Band.
Estos nueve jóvenes navarros (tres trompetas, dos trombones, una pareja de saxofones, una batería y una tuba) ofrecen un estilo propio y singular que, con rigor y desparpajo, mezcla los estilos de las míticas bandas callejeras norteamericanas y el ánimo festivo de las tradicionales charangas españolas. Se consigue, como ellos dicen, un rato de buena música y diversión, que no deja a nadie indiferente. Ahora, el conjunto está trabajando en la manera de llevar su música a la calle, donde la gente pueda disfrutar de estos ritmos bailables.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual