Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
PATRÓN DE PAMPLONA

Baile de época en honor a San Saturnino

  • Ana y Elena Leache cantaron una jota al patrón de la ciudad, acompañadas por el acordeón de Ángel Inda

Imagen de la noticia

Miembros de la Comparsa de Gigantes y Cabezudos de Pamplona bailaron vestidos de época para conmemorar los 4 siglos de la fiesta del santo. J. A. GOÑI

3
Actualizada 30/11/2011 a las 00:02
  • VIRGINIA URIETA . PAMPLONA

En pleno y avanzado noviembre, las calles de Pamplona recordaban el ambiente más puro y festivo que caracteriza siempre San Fermín. Cientos de personas se dieron cita ayer en la plaza Consistorial para honrar a San Saturnino, patrón de la ciudad, en una fiesta en la que no faltaron las jotas, los bailes de los gigantes, los sustos de los cabezudos y las piezas de La Pamplonesa. Reinó la fiesta en una tradición que este año cumple cuatro siglos de vigencia, y los pamploneses desafiaron al frío para no perderse una procesión que hizo vibrar las calles, en las que no cabía ni un alfiler. Las silletas, vacías, y los niños, a hombros. Un baile especial de los gigantes, que cogió al público por sorpresa, y la jota que las hermanas Leache dedicaron al santo, fueron las novedades de este año.

Aunque los actos comenzaban oficialmente a las 10.25 horas, pasadas las diez ya esperaban en la plaza los gigantes, los cabezudos, y un público joven muy ansioso por empezar. A las 11.30 horas se inauguró la fiesta en honor al patrón de Pamplona y las autoridades salieron del Ayuntamiento para ir a buscar la figura del santo. Juanjo e Iñaki Balerdi, Sergio y Santi Zoroquiáin, Luis Zuazu, Mikel Tabar, Patxi Olaborrieta y Jose Manuel Calabría se turnaban para llevar la figura de San Saturnino, que pesa unos 160 kilos. "Este año ha hecho menos frío que el anterior, el santo se lleva mucho mejor", aseguraba Zuazu. El mercurio rozaba los 6º C a las 11 de la mañana.

La procesión acompañó al patrón por San Saturnino, calle Mayor, Paseo del Dr. Arazuri, calle Nueva y San Saturnino, hasta la parroquia, en el siguiente orden: encabezada por la Comparsa de Gigantes, txistularis, dantzaris, timbales y clarines municipales, la imagen del santo, el cabildo de la catedral, la bandera de la ciudad, maceros municipales, libreas, la Corporación Municipal, el jefe de la Policía Municipal, guardia de gala y banda de música.

Decenas de pamploneses se asomaban a sus balcones para contemplar una procesión que, con los gigantes a la cabeza en la plaza San Francisco, alcanzaba su final todavía saliendo de la calle Mayor. Las filas de personas se perdían por las calles abarrotadas. Antes de que dieran las 11, la Escuela de Jota de Pamplona cantó una jota a la imagen del santo en la plaza del Consejo. Ana (a la guitarra) y Elena (directora) Leache, acompañadas por el acordeón de Ángel Inda, entonaron la letra de María Antonia Morales. "Ha tenido mucha aceptación, queremos continuar haciéndolo", declaró Inda. La jota arrancó los aplausos de los presentes, y después la procesión continuó su camino hacia la parroquia , no sin antes escuchar a la Cofradía Musical de San Saturnino cantar el himno del patrón. "Ver bailar a los gigantes no tiene precio y este momentico de noviembre, no nos lo quita nadie", indicó Iñaki Lacunza, desde la cofradía.

La sorpresa de la Comparsa

El arzobispo de Pamplona y obispo de Tudela, Francisco Pérez, presidió en la Iglesia de San Saturnino la misa en honor al santo tras la procesión, aproximadamente a las 11.30 horas. Pidió al santo "que nos enseñe a no ser arrogantes, ayudandonos a resistirnos a la crisis moral que vivimos hoy en día", y destacó: "Por mucho que pasen los siglos, estos actos nunca perderán su explendor". La eucaristía se amenizó con la música de la Capilla de Música de la Catedral y con la colaboración del Orfeón Pamplonés, dirigido por el maestro Aurelio Sagaseta y con Julián Ayesa como organista.

Tras la misa, la Comparsa de Gigantes y Cabezudos preparó una sorpresa, un baile de época para conmemorar los cuatro siglos de vigencia de la fiesta de San Saturnino. El público tuvo que abrirles hueco: los portadores de los 8 gigantes, vestidos con trajes de principios del siglo XX, salieron de entre las faldas de sus majestades para invitar a otras tantas mujeres a bailar "¡Que bien bailas!" del Maestro Turrillas, interpretada por La Pamplonesa. Salieron después los dantzaris y de nuevo la comparsa, que interpretaron distintas coreografías hasta pasadas las 13 horas.

Faltaron por parte de la Corporación Uxue Barcos (NaBai), Juan Moscoso (PSN), Edurne Eguino (IU) ni Arantza Oskoz (Bildu). El alcalde de Pamplona, Enrique Maya, explicó que vive la fiesta de San Saturnino con "mucha alegría". "Es la primera vez que lo vivo como alcalde y como pamplonés, ha sido muy emocionante, con un ambiente bueno y emotivo", explicó. Jose María Núñez (PP) destacó la tradición de la fiesta. "Se trata de seguir una costumbre de nuestros antepasados, que hay que honrar y seguir con orgullo", indicó. Los portavoces de PSN, Bildu y NaBai afirmaron que la fiesta no debe reducirse a un acto religioso. "El Ayuntamiento debería organizar actos para la participación ciudadana", sugirió Jorge Mori (PSN).




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Desde solo 0,27€ al día
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra