Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
emprendimiento

Pamplona estrena su primera pescadería que abre por la tarde

  • 'Las delicias del mar' se inauguró el 15 de septiembre en la calle Serafín Olave del barrio de Iturrama

Isabel Velasco, dueña del negocio, atiende a una clienta en 'Las delicias del mar'.

Pamplona estrena su primera pescadería que abre por la tarde

Isabel Velasco, dueña del negocio, atiende a una clienta en 'Las delicias del mar'.

AZCONA
15
07/11/2013 a las 06:01
  • SAIOA ROLÁN. PAMPLONA
Los ojos saltones de un besugo junto a la sonrisa inerte de un rape dan la bienvenida a 'Las delicias del mar', un nuevo concepto de pescadería en Pamplona que echó a andar el 15 de septiembre en el barrio de Iturrama.

En el número 19 de la calle Serafín Olave, el hilo musical susurra una relajante melodía 'chill out' mientras los guantes de Isabel 'juegan al Tetris' con el pescado, el hielo y el perejil, creando un mosaico de colores del mar sobre el mostrador. Nada allí está colocado al azar. Tampoco el vinilo que anuncia en la puerta la principal novedad del comercio: la pescadería abre también por las tardes, de 17.00 a 20.00 horas.

Enfundada en su nuevo mandil verde, Isabel Velasco, de 45 años, recibe a los clientes con la ilusión propia de un estreno. Esta colombiana con nacionalidad española llegó a Navarra hace 20 años en busca de una oportunidad, pero la crisis se la arrebató relegándola al paro.

Su estatus de desempleada de larga duración le carcomía por dentro porque en su casa la situación económica era complicada. "Tenía que hacer algo, sí o sí. Nadie tenía un trabajo para mí, así que yo me diseñé un trabajo", cuenta. Con este objetivo, se puso manos a la obra y creó, con el "apoyo incondicional" de su marido, 'Las delicias del mar', la primera pescadería vespertina en Pamplona, al menos así consta en la Federación de Comercios de Navarra.

"Tenía que diferenciarme de las grandes superficies porque, si no, me resigno a que me pisoteen. Allí es donde compra la gente que trabaja por las mañanas, un abanico de clientes muy amplio que de otra manera iba a perder", indica Velasco.

Inexperta y temerosa, aprovechó su experiencia durante cuatro años y medio en la sección de pescado y marisco de un hipermercado pamplonés para emprender en este sector y, de paso, innovar. "Los meses previos a la inauguración fueron muy duros porque yo sentía que esta nueva experiencia me venía grande. Ahora, el sacrificio continúa con una jornada laboral demasiado larga. Quizá por eso los demás no se lanzan a ampliar el horario", valora.

Su despertador suena a las cinco de la mañana para ir a la lonja a comprar pescado fresco. Después, coloca la mercancía en el mostrador de su tienda y guarda parte del producto en la cámara frigorífica, con el fin de sacarlo al escaparate por la tarde. A las 9, los clientes llegan y comienza oficialmente el día. La persiana de su local se baja a las diez de la noche, cuando todo queda a punto para el día siguiente. Quince horas de trabajo, "con parada para comer", que echan para atrás al gremio de los pescaderos.

Para quienes desconfían de la buena calidad del pescado vespertino, Isabel tiene una explicación: "Se conserva perfectamente fresco. Ahora se usan unos sistemas de conservación que mantienen el alimento en condiciones óptimas, no se almacenan en cajas de madera como antaño. Además, compro el producto en pequeñas cantidades para no tirar nada".

LOS CLIENTES, ENCANTADOS

Los trabajadores son quienes más agradecen este servicio porque es "más compatible" con su horario laboral. Así lo considera Susana Narro, vecina de Zizur Mayor que repite por segunda vez como clienta en 'Las delicias del mar'. "La idea me parece estupenda porque trabajo por las mañanas y de esta manera tengo la opción de hacer la compra por la tarde", valora. Tras ella, entra en la pescadería Sonia Gurpegui, pamplonesa de 27 años, y, además de compartir el mismo argumento, añade: "Sobre todo, para los que somos vecinos de Iturrama es mucho más cómodo que ir a un centro comercial porque ni te tienes que desplazar".


Ver más comentarios

Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual