Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
pamplona

Se inicia el proceso para incorporar ocho viviendas de emergencia habitacional

  • Están en Rochapea y se unirán a las 25 ya disponibles cuyo uso se regula a través de la nueva Ordenanza de Vivienda que entrará en vigor en marzo

0
Actualizada 26/01/2016 a las 17:28
  • dn.es.pamplona
El Ayuntamiento de Pamplona cuenta con 25 viviendas municipales ya rehabilitadas en los barrios de Buztintxuri, Rochapea y San Jorge para dar cobertura a las necesidades que se originen tras la entrada en vigor en el próximo mes de marzo de la Ordenanza de acceso y utilización de viviendas municipales para situaciones de emergencia habitacional. Diez de las viviendas están en Buztintxuri, 8 en Rochapea y 7 en San Jorge.

El Consistorio quiere ahora continuar la rehabilitación de otras 8 viviendas para ese mismo fin en Rochapea, que se financiarán con la baja presupuestaria obtenida en el contrato de intervención en las 25 viviendas ya listas. En su momento se reservó una partida de 200.000, pero la ejecución del contrato fue de 136.674,34 euros, por lo que los más de 63.000 euros sobrantes se destinará a las nuevas viviendas. Para este año 2016 el presupuesto recoge una partida de 370.000 euros y en estos momentos se está estudiando dónde seguir interviniendo para continuar con la rehabilitación de más viviendas municipales.

El Ayuntamiento de Pamplona cuenta con unas 170 pisos vacíos en la ciudad, con distintos grados de rehabilitación necesaria. Esas viviendas municipales se encuentran en las calles Garde (18 viviendas), Nazario Carriquiri (15), Joaquín Beúnza (8) y grupo San Pedro (70) en el barrio de la Rochapea, en el paseo de Santa Lucía (10) en Buztintxuri, en el paseo de Sandúa (7) en San Jorge, en la estación de autobuses antigua (28) y en el bloque del mercado del Segundo Ensanche (16).

Está previsto que en marzo entre en vigor la Ordenanza de acceso y utilización de viviendas municipales para situaciones de emergencia habitacional del Ayuntamiento de Pamplona que regula los requisitos, procedimiento, solicitudes y adjudicación del acceso temporal a esas viviendas por parte de personas o unidades familiares que no dispongan de una solución habitacional digna y adecuada ni de renta o patrimonio que les permitan otro tipo de viviendas.

Requisitos de las personas beneficiarias

Para ser persona beneficiaria de la cesión temporal de una vivienda municipal, tal y como recoge la ordenanza, será necesaria la presentación de una solicitud en el Registro Municipal dirigida al Área de Ciudad Habitable y Vivienda, incluyendo la documentación requerida para comprobar que se cumplen los requisitos. Las solicitudes pueden venir derivadas de los servicios sociales municipales, en cuyo caso se requerirá informe de la situación de la persona o familia solicitante y Plan de Intervención Social Individualizado, consensuado con la persona solicitante y su profesional de referencia.

Además, deben firmar un documento de compromiso respecto al buen uso de la vivienda y de autorización para acceder a la misma por parte del personal técnico municipales designado para realizar una valoración de su correcto cumplimiento. Por último, deben figurar en el Registro Municipal de demandantes de vivienda.

Las personas beneficiarias deben estar empadronadas o con residencia efectiva demostrable en Pamplona con una antigüedad de dos años (excepcionalmente se pueden valorar otras situaciones avaladas por los servicios sociales municipales), no superar el tope de ingresos familiares según el número de miembros de la unidad familiar (hasta 2,2 veces el IPREM en caso de un solo miembro o hasta 3,25 veces el IPREM en unidades de 5 o más miembros) y no disponer de patrimonio mobiliario cuyo valor sea superior a 1,5 veces la cuantía anual del IPREM.

Procedimiento de valoración

Una comisión técnica de valoración dependiente del Área de Ciudad Habitable y Vivienda será la encargada de evaluar las solicitudes de vivienda. En ella participará también personal técnico del Área de Acción Social y Desarrollo Comunitario y del servicio de Patrimonio dependiente del Área de Economía Local Sostenible.

Todas las solicitudes que sean valoradas de manera positiva y cumplan los requisitos previstos en la ordenanza formarán parte de un registro único de solicitantes de vivienda municipal. Las solicitudes que lleguen derivadas de un servicio municipal tendrán prioridad tanto a la hora de la valoración como en el acceso a las viviendas municipales.

Para adjudicar las viviendas se tendrá en cuenta la situación de necesidad, la situación económica, la unidad familiar, la estabilidad de ingresos, la salud (grado de dependencia) y otros elementos de discriminación positiva. La ordenanza detalla diferentes niveles dentro de cada una de esas circunstancias, y las puntuaciones de cada factor.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual