Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
SUCESOS

“El ciclista que arrolló a mi hija iba con el móvil”

Verónica Blanco Mata, de 3 años, tiene tibia y peroné rotos después de haber sido atropellada el domingo por un joven en bici en Pamplona. Su madre querría que lo ocurrido llevara a una reflexión sobre el respeto a los peatones

“El ciclista que arrolló a mi hija iba con el móvil”

“El ciclista que arrolló a mi hija iba con el móvil”

Verónica Blanco Mata, de 3 años, y su madre, Helena Mata Martínez, ayer, en su domicilio de Mutilva.

Actualizada 30/09/2016 a las 11:38
Etiquetas
Verónica de mayor dice que quiere ser “artista” o “mamá”. Ayer por la tarde, muy risueña a pesar de la pierna enyesada, añadía también “médico” a esa lista. “Los ha visto hace nada en el hospital y ahora está con eso”, explicaba su madre, Helena Mata Martínez, de 43 años. “¿No me van a pinchar?”, pregunta la niña en su casa de Mutilva mirando a los periodistas y volviendo a los recuerdos de su paso por el Complejo Hospitalario. “No. Han venido a contar tu historia”, aclara de nuevo esta empleada de una firma familiar de cosmética, madre además de Lorena, de 16 años, y Javier, de 10. La historia de Verónica Blanco es la de la niña de 3 años que fue atropellada el pasado domingo por la tarde por una bici en la avenida de Carlos III. El lunes, la Policía Municipal de Pamplona solicitó ayuda ciudadana para tratar de localizar al joven responsable, que inicialmente se paró, pero después prosiguió su marcha. De momento, no ha habido resultado.

¿Cómo ocurrió el accidente?

Habíamos salido de comer en el Foster ‘s Hollywood, que está ahí al lado, en Paulino Caballero. Íbamos con algunos amigos y todo pasó al cruzar la esquina del edificio de la Caixa. El ciclista venía de Merindades, en dirección a la Plaza del Castillo. No iba a lo loco, pero no iba mirando. Es verdad que no había mucha gente por la calle, pero nos llevó por delante. Creo que fue un despiste.

¿No se pudo evitar?

Él no iba rápido, pero llevaba auriculares y el móvil. Supongo que no la vio, pero la arrolló. Al menos no le dio de lleno, pero le pegó en la pierna.

¿Supo desde el primer momento que tenía algo grave?

La cría se echó a llorar y rápidamente vi que tenía la piernica movida, desigual. Para tranquilizarla, los amigos que estaban con nosotros le decían que no pasaba nada, que había sido un rasponazo, pero yo ya veía que no. Vero es dura, dura. No suele llorar y ahí se veía que tenía dolor. En cuanto llegó la ambulancia nos comentaron que parecía más serio y la llevaron a hacer placas al hospital.

¿Qué hizo el ciclista?

El chico, porque no tendría más de 14-16 años, se paró. Se bajó de la bici y se llevaba las manos a la cabeza.

¿Le pidió disculpas?

No articuló palabra. Creo que estaba asimilando lo que había pasado. Después, con el barullo que se montó, le perdí de vista. Supongo que creyó que no era tan grave o no supo qué hacer y se fue. Yo estaba pendiente de la niña.

De allí fueron al hospital.

Sí, yo tenía miedo de que tuvieran que operarla, pero al final me dijeron que no, que como es pequeña y está en crecimiento, el hueso se le endereza solo. De momento, yeso y 6 semanas sin pisar.

¿La niña siente dolor?

Cuando le pusieron la escayola volvió a llorar bastante, pero antes de que le hicieran la placa se llegó a quedar dormida. Ya te digo que es una niña muy fuerte. Habíamos salido de comer y nos íbamos a casa a echar la siesta cuando pasó todo, así que finalmente el sueño le cogió poco después, en el hospital y con la pierna rota, pero se durmió. En lo que llevamos en casa, de momento, ha estado bastante bien. Le he dado Apiretal para las noches, pero durante el día está contenta y no se queja. Como lo lleva bastante bien y a mi padre le han dejado esta silla en la Cruz Roja en la que la niña está cómoda sentada y con la pierna en alto, quiero ver si podría no perderse muchas clases. Aún tengo que hablarlo con el colegio (Verónica ha empezado 1º de Infantil en el Luis Amigó), pero creo que sería lo mejor.

Usted se llevaría un buen susto.

Sí. Es inevitable pensar qué hubiera pasado si la niña cae y se golpea de otro modo. Gracias a Dios, no ha pasado. Lo que sí me gustaría es que lo que ha ocurrido nos hiciera a todos reflexionar un poquito. Igual no es buena idea que bicis y peatones vayan juntos por el mismo sitio. Hay situaciones de peligro continuo y me lo reconocían los propios policías municipales que vinieron al hospital. Tienen muchos casos parecidos. Pero ojo, no lo digo sólo por los ciclistas en las aceras. El carril bici también hay que respetarlo. Lo mejor, cada uno en su espacio.

Comentarios
Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual