Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
MERCADO DE ANTAÑO

Aibar culmina una década "medieval"

  • Más de 2.000 personas se dieron cita ayer en Aibar en la décima edición del Mercado de antaño, una fiesta ya consolidada en esta localidad que cuenta con un cuidado casco urbano medieval. El consistorio solicitará que sea Fiesta de Interés Turístico.

Imagen de la noticia

Animación de calle al estilo medieval en la plaza del consistorio de Aibar ayer a mediodía. ASER VIDONDO

Imagen de la noticia

Dos niños observan con atención un puesto de títeres de kilikis. ASER VIDONDO

Imagen de la noticia

El niño Ibai Alzueta Aldunate, de 6 años, moldea un jarrón en un puesto de alfarería. ASER VIDONDO

Imagen de la noticia

Los gigantes también salieron por las calles. ASER VIDONDO

0
Actualizada 31/10/2011 a las 01:05
  • ASER VIDONDO . AIBAR

ALFAREROS, bodegueros, panaderos o artesanos del vidrio y la madera, entre otros, arribaron muy pronto a Aibar, cuando todavía el cielo encapotado y una densa niebla lo cubrían todo. Esta villa medieval celebraba su mercado dominical, y se esperaba la llegada de centenares de personas desde muy diversas procedencias, en su mayoría de la comarca. Apremiaba por tanto llegar al poco de amanecer para lograr un sitio lo más céntrico posible en torno a la plaza de la casa de la villa, en lo que se preveía como una gran jornada de ventas. Y todo esto, que bien podría ser un relato histórico sobre una jornada de mercado en Aibar en el medievo, es justamente lo que se vivió ayer, en pleno año 2011. La localidad celebraba su Mercado de antaño, que cumplía diez ediciones, y más de 2.000 personas tomaron parte.

"Llegamos con buena salud a esta efeméride pese a andar inmersos en una época de recortes", reflexionó Pedro Lanas, alcalde de Aibar. "Hemos mantenido todo como otros años. No queríamos que se notara la crisis en esta décima edición. Es una fiesta muy bonita. Los vecinos se vuelcan y sirve como escaparate para nuestro casco histórico medieval", agregó. El consistorio va a pedir al Gobierno foral que sea declarada Fiesta de Interés Turístico de Navarra.

La jornada arrancó a las 11 de la mañana con la apertura del mercado. Hubo unos 40 puestos de artesanía variada vinculados a Napar Bideak, y al menos una decena más del pueblo: vino, pan y pastas, pendientes, fimo (pasta moldeable), broches de fieltro, madera...

"La fiesta ha mejorado en estos diez años. Se ha institucionalizado y se habla más de ella en otras partes". Así opinaba el vecino de Aibar de 66 años Jacinto Moreno Martín. Maestro retirado, regentaba un puesto de talla y artesanía de madera. "Es mi gran afición. Hago trabajos de heráldica, arquetas, esculturas, cubiertos, cascanueces... Y lo que más se vende es lo que vale menos", dijo. Ha participado en las diez ediciones, y del primer año recuerda "la ilusión de la gente por sacar adelante una fiesta que no existía".

Cerca de su puesto estaba otro de complementos de fieltro de otra aibaresa, María Manjón Goñi, de 29 años. "Es una afición que saco adelante en mis ratos libres y, desde hace 4 años, participo en este mercado. Es una fiesta totalmente consolidada y en la que participa mucha gente del pueblo".

Tres días de actos

Organiza la fiesta el consistorio, este año junto al consorcio turístico Tierras de Javier, y con colaboradores como la asociación Baja Montaña. Arrancó ya el sábado con teatro y la presentación del libro Los Aibar. Linaje de reyes, de las hermanas Iziz. Ayer, además del mercado, las cientos de personas que visitaron Aibar pudieron disfrutar de pasacalles de animación medieval, así como de actuaciones de grupos locales como los gigantes, la coral Aritza, txalapartaris o la banda de música.

Además, sobre la una del mediodía se celebró una visita guiada por el pueblo, y la eucaristía dominical de las 12.30 en la iglesia de San Pedro, oficiada por el párroco, Fermín Macías, se tornó en misa medieval, como en 2010. Entre otros aspectos, el coro parroquial interpretó cantos gregorianos, el incienso perfumó las naves, y la misa empezó con el rito de la aspersión de los fieles y finalizó con el reparto del pan bendito.

Por la tarde hubo de nuevo mercado medieval, y la jornada finalizó con una degustación popular de cuta de Navarra. Asimismo, y tras la del sábado, en la que se completaron las 250 butacas del auditorio, hoy habrá dos representaciones teatrales de la obra ¿Pan? ¡Pa tu morro!, protagonizada por vecinos dirigidos por Jon Barbarin.




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo DN+
VER EL CONTENIDO COMPLETO
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra