Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Crisis institucional

Tensión y desconfianza en la recta final de la legislatura en Navarra

  • Todos los partidos políticos coincidieron en que será un último año "complicado" y "difícil" tras los últimos acontecimientos

20
Actualizada 09/03/2014 a las 10:11
  • EFE. Pamplona
La decisión del PSOE de no presentar una moción de censura y la actitud de la presidenta foral Yolanda Barcina de no dimitir parecen dar paso en Navarra a un último año de legislatura muy complicado, de crispación política y desconfianza generalizada hacia el PSN.

La tensión política "in crescendo" de las últimas semanas en Navarra hacía pensar que la cuerda terminaría por romperse por uno de sus extremos, bien con una moción de censura que necesitaba de los votos de Bildu o mediante una convocatoria de elecciones anticipadas por parte de Barcina.

Sin embargo, finalmente ni el PSOE autorizó una moción de censura que podría empañar su imagen de cara a las elecciones europeas del 25 de mayo ni la presidenta navarra piensa de momento en convocar elecciones e incluso afirmó que se siente con "fuerzas" de seguir trabajando desde la presidencia.

Tras la desautorización de la Ejecutiva Federal al PSN, todos los ojos estaban puestos en el secretario general de los socialistas navarros, Roberto Jiménez, que reiteró que no piensa dejar el cargo.

De esta forma, si no hay una convocatoria electoral antes de la fecha límite del 31 de marzo, Navarra atravesará un último año de legislatura en el que por ley no puede disolverse la Cámara y en el que podría "jugarse" con unas nuevas reglas, debido a la franca desconfianza del resto de grupos de la oposición hacia el PSN.

Ese recelo hacia los socialistas lo expresó claramente el portavoz de Bildu, Maiorga Ramírez, quien subrayó que "así como la ciudadanía tiene ahora absolutamente claro que el Partido Socialista no es de fiar, eso va a tener también consecuencias en la actividad parlamentaria".

No obstante, si los partidos navarros de la oposición quieren seguir aprobando iniciativas alternativas a las presentadas por UPN, están condenados a entenderse con el PSN. En ese sentido, Ramírez reconoció que en Bildu siempre antepusieron el "texto" del acuerdo al "pretexto" político.

¿Va a tener lo ocurrido consecuencias políticas en el PSN?. Según el conocido socialista navarro José Luis Izco, miembro del Comité Regional, no va a ser así, ya que, a su juicio, la Ejecutiva salió incluso "reforzada" del cónclave del pasado jueves.

Izco aseguró que la mayoría del partido se pronunció "con toda claridad" en el Comité Regional y, por tanto, ahora "el problema lo tiene Yolanda Barcina y UPN", a los que instó a convocar elecciones.

Ese llamamiento es por ahora rechazado por los regionalistas, que, según apuntóel secretario de Comunicación y Organización de UPN, Sergio Sayas, siguen apelando al PSN a llegar a acuerdos.

Sayas reconoció que el resto de legislatura "va a ser sin duda muy difícil", pero "no menos" que en los últimos dos años, y aconsejó a la oposición que no pretenda hacer valer su mayoría para gobernar en el Parlamento de Navarra, ya que el resultado, dijo, son leyes forales anuladas por el Tribunal Constitucional.

Como "ciencia ficción" calificó un posible acuerdo UPN-PSN el parlamentario de Geroa Bai Manu Aierdi, que consideró "impensable" que la actual situación se prolongue un año más.


Ver más comentarios

Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual