Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
HOY EN LA EDICIÓN IMPRESA

El contrato a tiempo parcial se impone para salir de la crisis

1
Actualizada 19/01/2014 a las 10:34
  • P.M. Pamplona
El nuevo empleo tiene dos apellidos: temporal y parcial. El número de contratos fijos que se realizaron en Navarra el año pasado no llegó al 5% de los suscritos. Antes de la crisis, rondaban el 10%. De los 255.950 contratos de trabajo que se firmaron el año pasado, apenas 12.456 fueron fijos. Y, además, el 30% de ellos no fueron por una jornada completa. Casi uno de cada cuatro fueron a tiempo parcial (2.946 en total) y el resto fijos discontinuos (767 contratados).

La "parcialidad" se impone como fórmula laboral para salir de la crisis. Sobre todo, en los contratos temporales. El año pasado, el 32,4% de los realizados por empleadores privados fueron a tiempo parcial. Un año antes, no llegaban al 30%. Los datos no tienen en cuenta los 37.122 contratos administrativos, suscritos principalmente por el Gobierno de Navarra, que en 2013 también ensayó "el reparto del trabajo" eventual.

Lee el texto completo en la edición impresa de Diario de Navarra



  • Javier
    (19/01/14 09:44)
    #1

    El contrato parcial sirve para distribuir el empleo en una economía sin o con poco crecimiento del PIB. Para crear empleo neto a tiempo completo sería necesario crecer como mínimo el dos por ciento anual del PIB, pues, es la media aproximada de mejora de la productividad que experimenta una economía, es decir, que produce lo mismo con menos horas de trabajo. No obstante, la temporalidad crea inseguridad y restringe el consumo, a su vez la temporalidad restringe por desconfianza de los bancos el crédito, por lo que el consumo carece de perspectiva. Es evidente que no es lo mismo un empleo parcial que a tiempo completo, aunque los dos para las estadísticas cuentan como número de empleados. Económicamente esa contabilidad es un engaño, pues en realidad lo que habría que contar son las horas de trabajo de la economía de un país, pues es el salario hora el que determina los ingresos y por lo tanto el consumo y los impuestos. Ha llegado el momento de pensar en economías más modestas.

    Responder


Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo DN+
VER EL CONTENIDO COMPLETO
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra