Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
sucesos

Reabierta la N-121-A en Bera tras un nuevo desprendimiento

  • La carretera fue cerrada en ambos sentidos a partir del punto kilométrico 62 y ha sido reabierta al tráfico a las 4.55 horas

Los equipos de limpieza tratan de limpiar las rocas que cayeron desprendidas en la N-121-A

La N-121-A se corta al tráfico por otro desprendimiento en Bera

Los equipos de limpieza tratan de retirar las rocas que cayeron en la N-121-A

JESÚS CASO
0
Actualizada 21/06/2013 a las 11:04
  • efe. pamplona
El carril en sentido Irún de la N-121-A, que estaba cerrado en el kilómetro 27,5 (cerca del túnel de Belate) desde el pasado 9 de junio, a causa de un desprendimiento, fue reabierto al tráfico a las 10,00 horas de hoy.

La reapertura se produjo tras haber acometido el servicio de Conservación la limpieza parcial de la vía después del último deslizamiento producido el 9 de junio. El tráfico en dirección Pamplona seguirá siendo desviado por la antigua carretera del puerto de Belate (NA-1210).

Al respecto el Gobierno foral precisó que los trabajos de estabilización de la ladera no están finalizados y que las condiciones en las que se encuentran los materiales deslizados, saturados de agua, hacen imposible su completa retirada de la calzada mientras no mejoren las condiciones meteorológicas, ya que la maquinaria no puede acceder a la zona central del talud y el agua fluye entre las arcillas.

Por ese motivo el departamento de Fomento estableció en esta zona un control y vigilancia permanente las 24 horas, mediante cámaras de TV y personal "in situ".

Esta mañana también se reabrió la N-121-A (Pamplona-Behobia) que permaneció cerrada a la altura de Bera durante más de 10 horas, entre las 18.18 horas de ayer y las 4.55 horas de hoy, a causa de un desprendimiento.

La reapertura fue posible gracias al trabajo que, durante toda la noche, realizó el personal del Servicio de Conservación de Carreteras que, con ayuda de la maquinaria aportada por la dirección de una cantera próxima al lugar donde se produjo el corrimiento, permitió retirar de la calzada las piedras de gran tamaño que obligaron al cierre de la vía.

El corte de la carretera impedía los desplazamientos de entrada y salida en el sentido Pamplona al no existir la posibilidad de habilitar desvíos, lo que motivó que desde el Gobierno de Navarra se solicitara ayuda a los servicios asistenciales del País Vasco (SOS Deiak) para atender las posibles urgencias que surgiesen mientras la N-121-A permanecía cerrada al tráfico.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual