Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Medios de comunicación

La televisión, veinticuatro años de luz, uno de oscuridad

  • Las cadenas privadas critican que el poder ejecutivo intente "reducir la oferta gratuita" que poseen actualmente los telespectadores

Cinco minutos menos de televisión al día que en 2013

Cinco minutos menos de televisión al día que en 2013

Una familia ve la televisión.

Cedida
0
10/05/2015 a las 06:00
  • Colpisa. Madrid
Muchos telespectadores descubrieron, hace ahora veinticinco años, que sus televisores que pesaban un quintal emitían más canales que las dos opciones de la televisión pública. Solo en aquellas comunidades donde se habían desarrollado las cadenas autonómicas la oferta aumentaba. Pero hace ya un cuarto de siglo aparecieron las privadas, unas cadenas que hacían cosas diferentes (el desaparecido Jesús Hermida presentaba un programa sin nombre) que las públicas y que han ido evolucionando a lo largo de este tiempo. Conversión digital; multipantallas en móviles, tabletas y ordenadores; ampliación de canales o redes sociales han sido los vaivenes que han llegado al mundo audiovisual durante este tiempo.

Un sector que es un motor económico. Representa el uno por ciento del Producto Interior Bruto, con un volumen de negocio cercano a los 10.300 millones y que da trabajo (de forma directa o indirecta) a unas 77.000 personas, según los datos de la Unión de Televisores Comerciales en Abierto (Uteca). Además, la evolución tecnológica y el incremento de canales han provocado que el papel de rey de la casa del televisor (entre los electrodomésticos) se acentúe. 2013 se cerró como el segundo año con mayor consumo televisivo de la historia, con una media de 244 minutos por persona y día. Un consumo que continúa en ascenso (en marzo de este año ascendió a 250 minutos) y que se realizó mayoritariamente a través de la TDT. Ocho de cada diez espectadores eligieron esta opción durante el mes de abril para disfrutar de la televisión.

Sin embargo, todo "este trabajo y contribución a la economía", según señala Uteca, comenzó a torcerse el 6 de mayo de 2014. Ese día, nueve canales de televisión dejaron de emitir. La inacción de la Administración para solventar un error que había cometido obligó a las operadoras privadas a tener que cerrar sus cadenas porque el Ejecutivo "incurrió en errores y carencias formales en la adjudicación de licencias de emisión".

El Tribunal Supremo ordenó la clausura sin que el Gobierno realizara un movimiento para otorgar la seguridad jurídica necesaria que hubiera evitado que el espectador tenga en la actualidad un 37,5 por ciento menos de oferta televisiva. "Somos menos libres para elegir y disfrutar de contenidos informativos, culturales y de ocio", apuntó Andrés Armas, director general de Uteca. "Es triste contemplar cómo todas las decisiones que afectan al sector audiovisual, tomadas por los gobiernos de cualquier signo, llegan sin el diálogo y la negociación imprescindible en una sociedad democrática", explicó entonces Manuel Campo Vidal, presidente de la Academia de Televisión.

HOSTIGAMIENTO

Pero la situación, lejos de mejorar, empeora. Antes de verano se prevé que el Supremo falle sobre el futuro de otros ocho canales de televisión. Un año después se repite la misma situación. Un año después, varios canales se pueden ir a negro porque el Ejecutivo no adopta "las medidas necesarias para dotar de seguridad jurídica a los actuales quince canales (nacionales) de TDT". Más bien, todo lo contrario. El Consejo de Ministros aprobó el 17 de abril el concurso para la adjudicación de seis nuevos canales en abierto sin haber solventado el futuro de los otros ocho para "fomentar el desarrollo de servicios digitales avanzados como el acceso multiplataforma de los contenidos audiovisuales en internet" y fomentar la alta definición. "El Gobierno persiste en el incumplimiento de los compromisos adquiridos con las televisiones en el proceso de transición a la TDT, que se llevó a cabo gracias a la importante contribución económica y técnica de los radiodifusores privados", recordó Armas.

Mientras prosigue este "hostigamiento a la televisión en abierto", Uteca destaca la ayuda que recibe la televisión de pago. Recuerda que la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia han dado luz verde a la operación de compra de la plataforma de Canal+ por parte de Telefónica, lo que permitirá que "un solo operador se convierta en el gran dominador del mercado de la televisión de pago". "La inacción por parte de Industria puede dar como resultado que los telespectadores pierdan diecisiete canales gratuitos después de haber afrontado diez años de inversiones millonarias en la creación y el sostenimiento de los mismos", añadió el responsable de Uteca. La Asociación de Usuarios de la Comunicación también exigió una solución que impida su desaparición, que supone una insoportable pérdida de oferta para los espectadores".



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual