Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
TRAFICO

Una silla de ruedas que invade el carril equivocado

  • Sancionan con 500 euros a una mujer discapacitada de Málaga por circular en dirección contraria con su 'scooter'

0
10/10/2015 a las 06:00
  • COLPISA. MÁLAGA
Nunca un paseo de vuelta a casa por las calles del pueblo salió tan caro. 500 euros de partida (250 si los paga antes del próximo martes día 13). Es el 'regalo' con el que se ha encontrado, casi por casualidad, Ana María Pérez, vecina de Fuengirola. La mujer tiene una minusvalía reconocida del 86% que le obliga desde hace años a desplazarse en silla de ruedas. Durante varios años vivió en Benahavís, el pueblo al que regresó el pasado agosto para disfrutar de la feria. Dos meses después de su estancia su hijo ha descubierto que la señora tiene una multa sin pagar por circular con su silla de ruedas eléctrica tipo 'scooter' por una calle de Benahavís en dirección contraria. Se lo comunicaron el pasado jueves en las oficinas del Patronato de Recaudación, dependiente de la Diputación Provincial de Málaga, cuando fue a pagar el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI). Hasta ese momento no había recibido, asegura, ninguna notificación.

"Me sorprendió mucho porque son 500 euros y le pregunté a mi madre si le habían puesto una multa este verano", explica José Manuel Linares entre la indignación y la pena. Solo entonces Ana María recordó el encuentro que tuvo con un agente de la Policía Local cuando el pasado 14 de agosto regresaba a su casa de la calle Montemayor, y que su advertencia no fue ni mucho menos una broma, como ella interpretó.

La vía en cuestión cuenta con estrechas aceras por las que difícilmente puede transitar un ágil peatón. Así que la mujer decidió transitar por la calzada. Fue entonces cuando se cruzó con el agente que le advirtió de que no podía continuar su marcha, al tener un solo sentido la calle e ir precisamente en el contrario al autorizado.

La mujer esgrimió sus razones, centradas en los detalles de las aceras estrechas e impracticables para sillas de ruedas y personas con problemas de movilidad. "Me dijo que me iba a multar, le expliqué la situación, y le dije que si tenía que hacerlo que lo hiciera", reconoce la afectada. Y así lo hizo el agente. La familia lamenta ahora la "falta de sensibilidad del policía" pero además que no se haya notificado la multa. "La única alternativa que tenía mi madre para llegar a la casa era dar un enorme rodeo, teniendo en cuenta las dificultades de movilidad que tiene. Para colmo, nos enteramos de la multa porque he estado haciendo otras gestiones en el Patronato y ha salido esta carta de pago", explica José Manuel Linares, el hijo de la afectada.

Poco pueden hacer a estas alturas desde el Ayuntamiento de Benahavís, desde donde se insiste en que la sanción se encuentra ya en vía ejecutiva en el Patronato de Recaudación. Los afectados han puesto el asunto en manos de abogados, también se ha elevado al Defensor del Pueblo Andaluz, Jesús Maeztu, y han preparado un recurso potestativo de revisión que centra sus argumentos en el hecho de que "el agente denunciante no identificó personalmente a la afectada ni le entregó boletín de denuncia". En este sentido se hace constar referencia al nuevo artículo 75 de la Ley de Seguridad Vial "que introduce una novedad como que las denuncias formuladas por los agentes de la autoridad encargados de la vigilancia y control de tráfico darán fe, salvo prueba en contrario, de los hechos denunciados y de la identidad de quienes los hubieran cometido, así como en su caso, de la notificación de la denuncia, sin perjuicio del deber de aquellos de aportar todos los elementos probatorios que sean posible sobre el hecho denunciado".

Antes de esta modificación, recuerdan, el artículo 76 "solo otorgaba dicho valor respecto a los hechos denunciados". "Todos nos preguntamos cómo se pudo poner la multa sin identificar a mi madre", explica José Manuel Linares. De hecho, en la carta de pago no se hace constar dato alguno sobre la denunciada, y se reconoce que no se entregó boletín en el momento de los hechos. El documento pide prueba de la infracción (en todo caso reconocida por la autora), que se anule la sanción propuesta y que el expediente "se retrotraiga a su inicio con la aplicación de una sanción si procede más acorde con los hechos relacionados".



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual