Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
FIESTAS PATRONALES 2015

Huesca da inicio a siete días de fiestas patronales

Huesca da inicio a siete días de fiestas patronales

Huesca da inicio a siete días de fiestas patronales

Ambiente en la plaza consistorial durante el chupinazo de las fiestas 2015 de Huesca.

EFE
0
Actualizada 09/08/2015 a las 16:21
  • EFE. HUESCA
El estallido del chupinazo festivo, lanzado desde la balconada del Ayuntamiento de Huesca, hizo este domingo 9 de agosto de la plaza consistorial una olla a presión en la que miles de personas apiñadas celebraron con cantos y bailes el inicio oficial de las fiestas de San Lorenzo, siete días alejados de todo lo cotidiano.

Al petardo oficial le siguióuna ruidosa explosión de alborotos, gritos y de cientos de litros de alcohol lanzados al aire, que conviertieron la plaza en un vibrante torbellino multicolor que ha dificultado, como todos los años, la audición del pregón festivo.

En la tradicional batalla por hacerse oír antes del chupinazo, la concejala de Fiestas, María Rodrigo, debió luchar con fuerza, ayudada, eso sí, por una legión de decibelios amplificados, para que su breve alocución y sus vivas a la ciudad y al santo se escucharan.

Las pancartas de este año dirigieron mayoritariamente sus críticas a los planes del actual equipo de gobierno de poner fin a las corridas de toros durante las fiestas, a excepción de una que recordaba al anterior equipo gobierno municipal del PP, en alusión a una famosa película de terror, "Sé lo que hicisteis el pasado mandato".

La plaza consistorial, auténtico centro del universo para los oscenses a las 12.00 horas de cada 9 de agosto, sirvió para dar respuesta a un problema matemático de casi imposible solución: ¿como lograr introducir a dos o tres mil personas en poco más de media hectárea de terreno?

Durante unos minutos, esa plaza fue el corazón que marcó al unísono el ritmo de la ciudad y el comienzo de unas fiestas que se prolongarán de forma ininterrumpida a lo largo de siete días, con casi 300 actos programados a partir de este día.

Los asistentes, muchos con camiseta morada (una moda que no gusta demasiado en el Ayuntamiento, en unas fiestas que consiguieron la declaración de interés nacional) y corazón verde, se funden en cada rincón de la ciudad para advertir a quien se encuentra en las calles de Huesca de que la ciudad está en fiestas.

Miles de personas contemplaron el colorido paso de carrozas, mairalesas y peñas, mientras los más jóvenes exhibían ante las miradas divertidas de niños y mayores sus rotas camisetas rojas.

Todo esto ante la mirada atónita y curiosidad casi antropológica de decenas de turistas españoles y extranjeros, llegados a la ciudad con sus cámaras para registrar cada instante de lo que sucede.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual