Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
MÚSICA

Lady Gaga dice que "la industria musical es una prisión"

  • La artista cree que su éxito mundial se explica por haber sido fiel al talento musical

La silla de ruedas que ha encargado Lady Gaga

Lady Gaga se recupera en una silla de ruedas bañada en oro

La silla de ruedas que ha encargado Lady Gaga

cedida
0
Actualizada 15/03/2014 a las 10:02
Etiquetas
  • EFE. Austin (EE UU)
La artista Lady Gaga cree que su éxito mundial se explica por haber sido fiel al talento musical más que al mercado: "¿Qué somos como industria si no les decimos a nuestros artistas que sean creativos? ¿Por qué permitimos que sea una prisión?", preguntó.

La controvertida artista, que ha vendido millones de discos desde 2008, se convirtió este viernes, con 27 años, en la invitada de honor más joven de los últimos años en el festival South by Southwest (SXSW) para pronunciar en Austin (Texas) un discurso sobre su visión de la música y la industria discográfica.

Lady Gaga, preguntada por un periodista musical y también por sus fans, trazó un discurso a medio camino entre la "rebelión creativa" que considera que representa y la coherencia con una industria discográfica y unos patrocinios que la convirtieron en una superventas.

"Siento pasión por cualquier persona que vive su talento sin importarle lo loca que sea una idea. Nunca sabes donde te llevará una idea loca", subrayó la artista.

"Martin Luther King pensó que podía empezar una revolución sin violencia, y Andy Warhol pensó que podía convertir una lata de sopa en arte", ejemplificó Lady Gaga.

Y añadió: "Cosas muy, muy raras pueden cambiar el mundo... No estoy diciendo que el vómito vaya a cambiar el mundo".

Fue en la actuación de este jueves por la noche en Austin cuando la artista cantó su tema "Swine" a la vez que Millie Brown, una llamada pintora del vómito, se provocó náuseas y roció el líquido sobre la artista.

"Conozco a Millie desde hace unos cinco años, hemos colaborado anteriormente y ayer ella también estaba en la ciudad y pensamos que podíamos cooperar de nuevo", justificó Lady Gaga en su conferencia.

Pese a ello, esta estridente neoyorquina admitió estar preocupada por si el montaje molestó a su equipo y bromeó: "Le pregunté a mi publicista si se marchó a mitad de la actuación".

Se mostró en parte crítica con algunas directrices de "la industria musical y el statu quo" y aseguró que la forma de mantener vivo el sector de la música es "poner todo el poder de nuevo en las manos del artista".

"He ganado Grammys, he escrito álbumes, he hecho tour mundial cuatro veces... y ¿todavía me decís que tengo que estar guapa?", dijo en otro momento de su intervención.

De hecho, explicó que las recomendaciones de que una artista mujer tenía que "simplemente ser guapa" le molestaron tanto que unos meses atrás buscaba "parecer fea todo el tiempo".

Sin embargo, también dijo que los patrocinios empresariales son necesarios: "Sin estas compañías que se unen para ayudarnos no tendríamos ningún artista en el SXSW ni habría festivales, porque los sellos musicales no tienen dinero".

Tras un peor funcionamiento de su último trabajo, "Artpop", Lady Gaga afirmó seguida de un sonoro aplauso: "No necesito nada más, tengo mis fans y no necesito a nadie más".

Durante toda la conversación en el festival SXSW, Lady Gaga alabó -incluso a punto de llorar- la importancia de seguir trabajando con sus amigos, con los mismos que inició su carrera en Nueva York y con los que se maquillaba para las actuaciones en los servicios de algún bar cuando nadie les hacía caso.

También reveló detalles de su proceso creativo. "Hay muchos volúmenes de trabajo hechos en largos periodos de tiempo que simplemente no han sido publicados. A veces es divertido tener grabaciones que mis amigos y yo escuchamos", explicó.

En relación a la rivalidad con la artista Katy Perry, Lady Gaga cree que no trabajan en el mismo estilo musical: "No sé qué tengo que ver con Katy Perry; nuestra música es completamente diferente, y yo no podría serlo más", zanjó.

Mientras exhibió en Austin un voluminoso vestido hecho supuestamente de filtros de cafetera, la provocadora cantante optó hoy por otro traje de grandes dimensiones, blanco, brillante y de plástico, que empequeñecía su cara entre tanto material, junto con una enorme melena rubia y platina.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual