Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Caso Nóos

Urdangarin no reconocerá nada más allá de delitos fiscales involuntarios

  • Su abogado ha dejado pasar la primera semana del juicio sin acercamiento alguno a la Fiscalía

Iñaki Urdangarín a su salida de la Escuela Balear de la Administración Pública.

Urdangarin no reconocerá nada más allá de delitos fiscales involuntarios

Iñaki Urdangarín a su salida de la Escuela Balear de la Administración Pública.

EFE (ARCHIVO)
14/02/2016 a las 06:00
Etiquetas
  • colpisa. palma
La estrategia de Iñaki Urdangarin en el juicio de Nóos va a ser muy similar a la que Diego Torres ya anuncia en la entrevista que publica hoy este periódico. El exduque se siente "totalmente inocente" y no tiene percepción de haber cometido delito alguno en sus años al frente del Instituto Nóos. Idéntico planteamiento que Torres.

Solo -según fuentes cercanas a su defensa- estaría dispuesto a reconocer que cometió sendos fraudes fiscales en los ejercicios del 2007 (182.005 euros) y del 2008 (155.138 euros) por facturar sus trabajos personales por el Impuesto de Sociedades de Aizoon y no a través de IRPF. Es más, aunque admitiría esas defraudaciones culparía a terceros, a sus asesores fiscales, ya que sostiene que nadie le advirtió de la flagrante ilegalidad que estaba cometiendo.

Y nada más. Urdangarin, que se enfrenta a una petición fiscal de 19,5 años de cárcel, no quiere ni oír hablar del resto de los delitos: prevaricación, malversación, tráfico de influencias, delitos contra la Hacienda Pública, falsedad, estafa, falsificación y blanqueo de capitales.

Con estas premisas, Mario Pascual Vives, su abogado, parece haber tirado la toalla de intentar llegar a un pacto con la Fiscalía. De hecho, en la primera semana del juicio no ha habido el más mínimo acercamiento con el fiscal Pedro Horrach.

Hasta ahora, las posiciones han estado muy alejadas. Horrach quiere una pena mínima de cárcel de entre siete y nueve años, seis millones de euros y una confesión. Urdangarin sigue ofreciendo solo dos años de cárcel (en realidad, no llegaría a entrar en prisión), el dinero de la venta de la mansión de Pedralbes y el reconocimiento de los delitos fiscales "involuntarios". Una oferta, insistieron esta semana responsables de Anticorrupción, "a todas luces inaceptable" para una rebaja, siquiera mínima, en la petición de pena de casi dos décadas de prisión.

Comentarios

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual