Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Política

Rajoy, dispuesto a estudiar una reforma de la Constitución

  • Apunta, no obstante, que no ve urgencia y que el cambio que apoyaría sería limitado y alejado de las demandas soberanistas

Rajoy, en su reunión con Felipe VI en el Palacio de Marivent.

Rajoy, dispuesto a estudiar una reforma de la Constitución

Rajoy, en su reunión con Felipe VI en el Palacio de Marivent.

EFE
4
08/08/2015 a las 06:00
  • Colpisa. Madrid
Mariano Rajoy aseguró este viernes que está dispuesto a discutir en la próxima legislatura la posibilidad de abordar una reforma de la Constitución de 1978 con el resto de partidos políticos si así lo cree conveniente una mayoría. Fue quizá la vez en muchos años que con más claridad abrió la puerta a la reforma, que hasta ahora nunca ha considerado una prioridad de España y su Gobierno, que tenía que centrar todos sus esfuerzos en la superación de la crisis y la creación de empleo.

El jefe del Ejecutivo indicó que, desde luego, no se plantea abordar este proyecto en los meses que quedan para agotar esta legislatura y también dio a entender que no tendrá prisa en hacerlo en un futuro, y menos para cualquier tipo de modificación, porque cree que la Constitución ha sido el instrumento básico y fundamental del desarrollo de España en estos 37 años y que su texto tiene toda la vigencia. Pese a su apertura al diálogo, el presidente del Gobierno avisó de que las posibilidades de que el PP decida iniciar este camino, y sobre todo completarlo, van a depender totalmente de la composición que tengan los próximos Congreso y Senado, porque eso determinará si al final es posible el amplio consenso que se requiere solo para emprender esta modificación. "En esta legislatura no se va a iniciar una reforma de la Constitución. En la próxima legislatura, a ver en la situación en la que estamos, veremos", indicó en rueda de prensa, a su salida del despacho oficial de verano con el Rey, en el palacio mallorquín de Marivent.

La razón de los matices es que Rajoy dejó claro que la reforma en la que podría participar su partido sería un cambio limitado de la Carta Magna, centrado fundamentalmente en las recomendaciones del dictamen que realizó en 2006 el Consejo de Estado sobre los cambios en la Constitución que en ese momento estaba barajando el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero. "Sobre ese dictamen se puede hablar y debatir", comentó.

POSIBLES MODIFICACIONES

Ese dictamen, entre otros puntos, consideraba perfectamente compatibles cambios en la naturaleza, funciones y sistema de elección del Senado, para convertirla en una cámara de representación territorial; convalidaba la supresión de la preferencia de los varones en la sucesión a la Corona; animaba a incluir el hecho de la integración de España en la Unión Europa; y también consideraba necesario hacer modificaciones en el título VIII, el que regula las autonomías, para tener una redacción adecuada a su desarrollo y a los problemas y disfunciones detectados en sus tres décadas de vida.

Unos cambios que podrían quedar alejados de la reforma federal del Estado y la constitucionalización de nuevos derechos sociales que pregona el PSOE y, desde luego, del nuevo proceso constituyente que patrocinan IU y Podemos, que defiende la España plurinacional, la república y que no descarta incluso reconocer el derecho a decidir de las Comunidades autónomas.

Rajoy este viernes no entró en detalles, pero fuentes del partido insistieron en que el PP no se cierra a reformas constitucionales, pero no se prestará siquiera a abrir ese proceso salvo que sepa qué se quiere hacer exactamente, para qué, por quiénes y con qué consenso.

Lo que sí descartó Rajoy es que su actual mayor predisposición a discutir una reforma constitucional en un futuro próximo se deba a que pueda ser un instrumento de solución útil para el desafío soberanista en Cataluña.

El presidente aseguró que "hilar una cosa con la otra no tiene ningún sentido" porque "la reforma que se pueda hacer en las Cortes", al menos la que esté dispuesto a apoyar el PP, nunca va a satisfacer las demandas de Artur Mas y sus socios, que "lo que quieren es liquidar la soberanía nacional". "Ni mi partido ni otros, espero, están por ese cambio".

Rajoy insistió en que "no se va a producir ninguna secesión de España", porque es algo "ilegal y sin sentido", y volvió a animar a todos los catalanes a derrotar en las urnas a los soberanistas.


  • elena
    (08/08/15 21:40)
    #4

    Si si criticar mucho al pp pero tiempo al tiempo la que se nos avecina con toda esa panda no OS digo que todo lo hayan echó bien ¡pero! ¿Que van hacer los demás?Matarse por sus tronos como los sociatas etc y lo demás nadaaaaaaa

    Responder

  • luismari
    (08/08/15 21:05)
    #3

    ya era hora! dijo..
    Teatro mediático y en Navarra el de Geroa Bai, Bildu, IU y Podemos. Mucho pregonaban por recuperar el poder adquisitivo y la paga extra del 2012 de los funcionarios navarros, y a la hora de la verdad, ahora que están en el poder;"Pues tararí que te vi."

    Responder

  • Domingo Sanz
    (08/08/15 10:32)
    #2

    Nada tiene que decir Rajoy de la próxima legislatura. Casi todas las grandes caídas de presidentes han estado precedidas de huidas hacia delante, y este va por el mismo camino.

    Responder

  • ya era hora!
    (08/08/15 09:53)
    #1

    y empieza el teatro mediático del pp de cara a las elecciones, ahora dice que están dispuestos si los demás partidos así lo consideran, y llevan 4 años aprobando leyes sin importarles un pimiento lo que dicen el resto de partidos

    Responder


Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual