Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Operación Púnica

El juez apunta a la financiación irregular del PP de Esperanza Aguirre

  • Las grabaciones de los interrogatorios a los 92 imputados por parte del magistrado Eloy Velasco revelan numerosas 'perlas'

0
05/08/2015 a las 06:00
  • Colpisa. Madrid
La mayor sorpresa de las más de 200 horas de grabaciones de los interrogatorios de los 92 imputados de la ‘operación Púnica’ no es ninguna confesión de los procesados, sino una revelación, probablemente involuntaria, del juez del caso, Eloy Velasco, durante la comparecencia del principal imputado de la trama, Francisco Granados, el pasado 31 de octubre. Casi al final de esa declaración, el magistrado, por primera vez en más de un año y medio de diligencias, apunta sin ambages a que entre los delitos que se están investigando está la presunta financiación irregular del Partido Popular de Esperanza Aguirre. Pero las grabaciones recogen otras muchas perlas que salpican muy arriba, como los contactos del ‘conseguidor’ de la trama con Carlos Floriano, entonces número 3 de la formación o sus reuniones en Génova 13.

"DINERO HINCHADO"

Eloy Velasco intenta llevar contra las cuerdas a Granados por sus gestiones para conseguir que infinidad de pueblos de la Comunidad de Madrid contrataran en sus fiestas y eventos a Waiter Music, la empresa de su amigo José Luis Huerta, que cobraba verdaderas excentricidades por esos actos. El exconsejero rechaza todas las acusaciones. "Jamás ha hecho una llamada para favorecer Waiter Music. Nunca, Jamás", clama. El magistrado insiste: "¿No sabe usted nada de contratos sobrevalorados? ¿De cantidades sobreexcesivas?". Francisco Granados sigue negando la mayor. Y ahí viene la revelación de Velasco: "Creemos que parte del dinero hinchado en esos contratos, porque no puede valer tanto la música, se lo quedaba y se lo repartían el alcalde (del municipio contratante), usted y el Partido Popular de la Comunidad de Madrid". "¿Lo niega?", pregunta el instructor. "¿Qué tiene que ver el PP con Waiter Music?", es la respuesta del imputado rechazando las acusaciones de cualquier vínculo de allegamientos de fondos de comisiones al Partido Popular en los últimos años, siempre bajo la presidencia de la Esperanza Aguirre, que está al frente de la formación en Madrid desde noviembre de 2004.

CARLOS FLORIANO

Otro de los momentos más esclarecedores de los interrogatorios es cuando el conseguidor de la trama, Alejandro de Pedro, confiesa que intentó también contactar con la dirección del Partido Popular para vender sus servicios para mejorar la imagen 'online' de la cúpula de la formación. Afirma que tuvo un "contacto" hace "dos años" con Carlos Floriano. Y que su valedor ante el entonces vicesecretario de Organización fue Nacho Uriarte, actual diputado nacional por Valencia y expresidente de Nuevas Generaciones.

"IMPULSO"

Es también De Pedro, que confiesa ante el juez que cobró 40.000 euros de la sede de Génova por colaborar en una campaña, el que revela que Granados se hacía con contratos con ayuntamientos afines cuando ocupaba puestos de responsabilidad en el PP. "Con Paco no he tenido demasiada relación pero me impulsó cuando él era el secretario general del partido para trabajar con algunos alcaldes", admite.

"¡TODOS LOS DELITOS!"

Momento estelar en las grabaciones del sumario es igualmente el fallido interrogatorio del ‘número 2′ de la trama Púnica, el empresario David Marjaliza, amigo íntimo y álter ego de Francisco Granados. La fiscal, directamente, se desespera a la hora de enumerar el larguísimo listado de delitos de los que se les acusa: "No podemos ahora ponernos a valorar y a explicarle a su señoría todo lo que ha llegado a cometer. Nos ha llamado la atención que cuando nosotros nos planteábamos qué delitos de corrupción había cometido David la conclusión a la que llegábamos es: ¿Qué es lo que no ha cometido? Porque es que los ha cometido absolutamente todos. Cuando cogimos el Código Penal para decir este, este, este… los había cometido absolutamente todos", confiesa la representante del Ministerio Público.

SURREALISTA GRANADOS

El interrogatorio de Granados, en algunos momentos, llega a ser surrealista. El político, a pesar de haber pasado las últimas 72 horas en los calabozos, no se derrumba y mantiene sin despeinarse su inocencia, aunque eso suponga, a veces, afirmaciones inverosímiles. "Yo le explico todo señoría, está muy clarito", le espetó varias veces el exconsejero al magistrado cuando este le preguntaba por su pelotazo con Marjaliza y unos terrenos en Valdemoro. Es entonces cuando dice que Marjaliza no solo "no era tan amigo", sino que "nunca tuvo negocios" con su socio en decenas de pufos. Tan increíble como la versión de que se "olvidó" de que tenía una cuenta en Suiza y que nunca sabía lo que hacía con sus depósitos en el país helvético ya que "firmaba papeles en blanco porque en los bancos suizos nunca firmas los impresos rellenos". También impertérrito mantuvo que únicamente se limitaba a escuchar para "quedar bien" a los políticos y empresarios que le pedían favores, pero que jamás movió un dedo por amañar un concurso público.

"EN GÉNOVA"

La ‘delfín’ de Esperanza Aguirre, la exconsejera de Educación Lucía Figar, no duda en señalar directamente a Granados como la persona que le introdujo al conseguidor De Pedro, al que al final terminó adjudicando contratos irregulares por valor de 80.000 euros. La presentación, confiesa la imputada, fue en la propia sede de Génova 13, donde el ‘conseguidor’ impartía charlas.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual