Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Crisis en Ucrania

Tres detenidos por luchar en Ucrania dicen que solo era ayuda humanitaria

  • Los arrestados que han declarado este jueves aseguran que en su estancia allí únicamente dispararon a una diana

B.L.M., pamplonés detenido por combatir en Ucrania.

Tres detenidos por luchar en Ucrania dicen que solo era ayuda humanitaria

B.L.M., navarro detenido por combatir en Ucrania.

CEDIDA
0
Actualizada 26/03/2015 a las 23:40
Etiquetas
  • EFE. Madrid
Los tres españoles que han declarado este jueves ante el juez Santiago Pedraz por combatir en Ucrania en las milicias prorrusas han asegurado que sólo prestaban ayuda humanitaria en ese país y que durante su estancia allí únicamente dispararon a una diana.

El juez ha tomado declaración este jueves a tres de los ocho españoles que fueron detenidos el 27 de febrero, uno de ellos en Pamplona, por combatir con las milicias y que fueron puestos poco después en libertad por la Policía sin pasar a disposición judicial.

Según han informado fuentes jurídicas, los tres han negado que fueran a Ucrania a combatir y han asegurado que en realidad acudieron a ese país a prestar ayuda humanitaria y realizaron labores de guardia en un comedor social.

Los españoles han asegurado que durante su estancia en el país de Europa del este nunca dispararon a nadie y solo sobre una diana, y uno de ellos ha negado que se le pueda imputar un delito contra la neutralidad de España porque en realidad él no cree en el Gobierno español al ser republicano.

El juez, que ha dejado en libertad a los tres después de que el fiscal no pidiera medidas cautelares contra ellos, tomará declaración el próximo día 19 a otros dos detenidos y los tres restantes lo harán por exhorto desde otros juzgados de España.

Los tres que han comparecido este jueves son los que fueron detenidos en Madrid, mientras que otros cinco fueron arrestados en otras provincias de España -Gijón, Cartagena, Barcelona, Cáceres y Pamplona-.

Los detenidos pertenecían a movimientos de extrema izquierda y formaban parte de un grupo que fundaron ellos mismos bajo el nombre de 'Brigada Carlos Palomino', y tres de ellos (no los que han declarado hoy) son exmilitares del Ejército de Tierra.

Los arrestados habían regresado recientemente a España tras desplazarse en 2014 a Ucrania para incorporarse a los grupos separatistas prorrusos en el bando que lucha por la independencia de las regiones ucranianas de Lugansk y Donetsk

La detención se produjo por orden de Pedraz, que recibió una querella de la Fiscalía contra ellos basada en un informe policial con fotos y vídeos en los que los arrestados aparecen en Ucrania con armas como rifles Kalashnikov.

Habían colgado estas fotos y vídeos en redes sociales a su vuelta del país centroeuropeo y los agentes procedieron entonces a elaborar un informe con ese contenido para remitirlo a la Fiscalía de la Audiencia Nacional, competente para delitos cometidos por españoles en el extranjero.

Se les imputan diversos delitos cometidos por su integración y actividad en los grupos independentistas prorrusos de Ucrania tras regresar a España después de participar en el conflicto.

En concreto, delitos de cooperación o complicidad en asesinatos y homicidios llevados a cabo por los grupos y batallones a los que se unieron durante su estancia en territorio ucraniano, así como tenencia y depósito de armas y explosivos.

Según informó el Ministerio del Interior, se trató de la primera operación policial llevada a cabo en Europa contra las actividades de combatientes extranjeros en el conflicto ucraniano.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual