Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
cataluña

Pujol pide declarar dentro de 20 días para no perjudicar a la Diada

  • Esquerra cumple su amenaza e impulsará una comisión de investigación sobre el fraude fiscal si no comparece esta semana

Jordi Pujol, entrando a su domicilio

Jordi Pujol, entrando a su domicilio

EFE
0
03/09/2014 a las 06:00
Etiquetas
  • Colpisa. Barcelona
Jordi Pujol mostró este martes por primera vez desde que explotó la bomba de la confesión el 25 de julio su disposición a declarar en el Parlamento catalán, pero cuando él lo considere oportuno. Hasta la fecha, había rumores, filtraciones periodísticas, pero el expresidente de la Generalitat se negaba a aclarar sus intenciones y jugaba al engaño.

Sin embargo, horas después de que el Parlamento le comunicara de manera formal la solicitud de comparecencia, tras una votación aprobada por unanimidad, el expresidente catalán envió una carta a la presidenta de la Cámara catalana en la que le expresó su disponibilidad a dar la cara en sede parlamentaria. "Ya le comunico que compareceré", señaló en la misiva.

Eso sí, Pujol pidió hacerlo a partir del 22 de septiembre, a pesar de que la mayoría de los grupos le reclamaban que lo hiciera de manera "urgente" e incluso Esquerra le había amenazado con que si no acudía esta semana impulsaría una comisión de investigación.

Las razones que esgrimió el expresidente para fijar su declaración dentro de 20 días fueron políticas ya que su intención es "incidir lo menos posible" en los acontecimientos de "gran voltaje" que se producirán en septiembre, como la Diada del día 11, el debate de política general y la apriobación de la ley de consultas, prevista para la semana del 16 al 19 de este mes.

Pujol entiende además que a partir del 22 de septiembre el calendario encaja en la hoja de ruta pactada por CiU y Esquerra porque esas fechas están aún "bastante lejos" de otra cita de "fuerte carga política como será el 9-N", la fecha prevista para la consulta.

En su misiva, Pujol evitó, no obstante, los argumentos jurídicos y de índole personal, que también pesan. Y es que su hijo mayor está llamado a declarar en la Audiencia Nacional el 15 de septiembre por la causa que tiene abierta por supuesto blanqueo y delito fiscal. La defensa del clan Pujol querría evitar una declaración anterior del expresidente que pudiera perjudicar más tarde la comparecencia de Pujol Ferrusola ante el juez Pablo Ruz.

En tanto que la fecha de la declaración deben acordarla las dos partes -Pujol y el Parlamento- dado que la comparecencia no es obligatoria, está por ver qué proponen las fuerzas políticas. Fuentes de la Cámara se limitaron a precisar que "próximamente, la presidenta del Parlamento y el presidente de la comisión de asuntos institucionales propondrán a Pujol una fecha para sustanciar la comparecencia". Se ha barajado la posibilidad de que acudiera al Parlamento este mismo viernes, pero tras su carta esa fecha se desinfla.

INTRASCENDENTE

Ahí entrarán los intereses de unos y otros y, sobre todo, dependerá de la presión que CiU y ERC hagan sobre Pujol para que dé explicaciones cuanto antes. Esquerra ha mostrado prisas en los últimos días y de hecho este martes insistió en las exigencias y anunció que el miércoles impulsará una comisión de investigación sobre el fraude fiscal, previsiblemente junto a Iniciativa y la CUP, a la que podrían unirse PP y Ciutadans.

El Gobierno catalán, en cambio, restó importancia a la fecha de la comparecencia. "El proceso soberanista seguirá su curso porque es de la gente, muy profundo, de mucho arraigo, con una gran capacidad de movilización y un gran acuerdo político. Mal iría si todo estuviera pendiente de la fecha de esta comparecencia", afirmó el consejero de la Presidencia, Francesc Homs. Desde la Generalitat añadieron que de ellos no depende fijar la fecha.

Es potestad de la Cámara, que pidió al expresidente que acuda ante sus señorías lo "antes posible". Lo hizo poco antes de que la mesa admitiera a trámite tres proposiciones de ley encaminadas a revocar los derechos y las prerrogativas que tienen por ley los expresidentes de la Generalitat y después de que todo el arco parlamentario catalán votara a favor -lo que resulta muy poco habitual- de solicitar la asistencia de Pujol para que "dé cuenta de los hechos admitidos sobre los fondos depositados en el extranjero sin cumplir las obligaciones fiscales y de su comportamiento durante el ejercicio de su presidencia".

La comparecencia la firmaron en julio Esquerra, PSC, PP, Iniciativa, Ciutadans y la CUP, y este martes, a regañadientes, se unió CiU, aunque en un principio se había desmarcado.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Desde solo 0,27€ al día
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra