Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
frontera de melilla

El Gobierno niega que paramilitares marroquíes detuvieran a inmigrantes en suelo español

  • El Ejecutivo aduce que los uniformados marroquíes solo actuaron en el espacio entre vallas de Melilla

0
01/04/2014 a las 06:00
  • colpisa. madrid
Un nuevo vídeo de la ONG Prodein, la más activa en Melilla en defensa de los inmigrantes, vuelve a poner en apuros al Gobierno. Prodein, que ya hizo públicas en su día las primeras imágenes que probaban las devoluciones en caliente de subsharianos en la valla, ha distribuido una grabación y varias fotografías en las que se aprecia nítidamente que las fuerzas auxiliares marroquíes, de carácter paramilitar, entraron armadas el pasado viernes al espacio entre las vallas para detener a unos 50 africanos que habían quedado atrapados en ese sector sin poder superar el último obstáculo.

Ese grupo pertenecía al asalto masivo de la madrugada del pasado viernes cuando unos 800 inmigrantes, en diferentes oleadas, trataron de entrar en Melilla, aunque al final solo seis de ellos lo consiguieron. Según se aprecia en las imágenes, que corresponden a un tramo de la valla cercano al Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes (CETI) y a la mezquita, decenas de agentes del país vecino, con la aquiescencia y colaboración de la Guardia Civil y agentes de las Unidades de Intervención de la Policía (UIP, antidisturbios), entraron al espacio entre las vallas después de que las autoridades españolas abrieran una de las puertas por las que se suelen practicar las devoluciones en caliente. Allí, en compañía de los agentes españoles, que también se encontraban en el espacio entre de los dos obstáculos, fueron descolgando de la valla a los africanos y deteniendo a los que estaban en el suelo, a los que trasladaron de vuelta al territorio marroquí.

Según admiten responsables del Gobierno español, el espacio entre las vallas está construido "íntegramente" suelo español. Es más, todo el sistema de vallado ha sido alzado a lo largo de los años en territorio nacional ante la negativa de las autoridades de Rabat a construir obstáculos en su suelo. Eso explica que la administración de la valla -y las llaves de las puertas entre ambos países- esté siempre en manos españolas. Estas mismas fuentes reconocen que no hay legalmente ninguna 'tierra de nadie' en Melilla, ya que todos los espacios francos fueron ocupados paulatinamente por Marruecos.

Sin investigación

Y sin embargo, el Ministerio del Interior insistió este lunes en que no va a abrir investigación alguna sobre la presencia de esas tropas paramilitares y las detenciones que practicaron porque considera que los inmigrantes no estaban en territorio español y que por lo tanto ni hubo intrusión ni hubo expulsiones en caliente de los extranjeros. Tanto la Delegación del Gobierno como responsables del Ejecutivo central adujeron que los inmigrantes no llegaron a entrar a España porque no superaron "el dispositivo anti-intrusión" de la última valla. Es la misma explicación de la existencia de una suerte de "frontera flexible" que dieron los responsables de Interior, desde el director de la Guardia Civil al ministro, para negar que en la tragedia del Tarajal se produjeran expulsiones en caliente de los inmigrantes que sobrevivieron y llegaron a la playa porque no pisaron territorio español al no haber superado la barrera de seguridad formada por la Guardia Civil. En la misma línea, el presidente de Melilla, Juan José Imbroda, defendió que los inmigrantes no estaba en suelo español porque, dijo, para acceder a la ciudad hay que saltar "todos los obstáculos".

La propia Delegación del Gobierno en Melilla, además, explicó que la "presencia de fuerzas marroquíes entre vallas no es tan inusual, ya que forma parte de la colaboración cada vez más estrecha con un país que tiene estatus de socio preferente de la Unión Europea". De hecho, recordó que el pasado pasado 24 de febrero funcionarios marroquíes solicitaron a la Guardia Civil refugiarse entre las dos vallas ante la actitud violenta de los inmigrantes en un asalto al perímetro fronterizo.

Pero el presidente de Prodein, José Palazón, aseguró que las expulsiones en frontera "contrarias a la legislación vigente" se llevan dando desde hace quince años, pero que es la primera vez en la historia de Melilla que "el Gobierno español consiente que militares marroquíes armados entren en suelo español y detengan, con toda impunidad, a inmigrantes" para posteriormente trasladarlos a territorio alauí.

Diferentes asociaciones defensoras de los derechos de los inmigrantes, a ambos lados de la frontera hispano-marroquí, denunciaron, además, la violencia y la impunidad con la que actuaron los agentes para repeler el salto. Según estos colectivos, una vez expulsados, los inmigrantes fueron conducidos a palos hasta ser reunidos en grupos de 40 ó 50. Entonces, engrilletados, fueron conducidos a patadas hasta el autobús en el que fueron llevados a Rabat.




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual