Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
sucesos | ceuta

El Gobierno dice que no disparó a los inmigrantes, pero usó materiales antidisturbios

  • El Delegado en Ceuta ha justificado el uso de pelotas de goma debido a la "agresividad" de los inmigrantes al intentar entrar a Ceuta

1
Actualizada 07/02/2014 a las 12:59
Etiquetas
  • EFE. CEUTA
El delegado del Gobierno en Ceuta, Francisco Antonio González, ha justificado el empleo de material antidisturbios en el asalto masivo de inmigrantes que se ha saldado este jueves con nueve muertos en la violencia empleada por los subsaharianos en su intento de entrar ilegalmente en España.

En rueda de prensa, ha detallado que en el transcurso de este incidente se ha tenido que hacer uso de dicho material antidisturbios, pero "nunca contra los inmigrantes".

"En ningún momento se han utilizado armas de fuego pero sí pelotas de goma, pero nunca a los inmigrantes, sólo con efecto disuasorio, y de hecho ningún inmigrante ha resultado herido. También se han empleado armas de fogueo para que el ruido asustara a estas personas", ha señalado.

Ha insistido en que este material "se ha lanzado al aire y en ningún caso contra las personas, además de que es imposible un enfrentamiento directo cuando de por medio hay una valla de seis metros de altura".

Durante su intervención, el delegado ha destacado la "agresividad" empleada por los subsaharianos que han intentado asaltar la frontera tras confirmar el hallazgo de nueve cadáveres, todos ellos ahogados.

En la rueda de prensa celebrada este jueves en la tarde, Francisco Antonio González ha relatado que el primer acercamiento de los inmigrantes a la frontera se produjo a las 05:45 horas cuando la Guardia Civil detectó a través de las cámaras térmicas a un grupo de entre 200 y 250 personas que se acercaban al perímetro fronterizo.

A las 07:45 horas los inmigrantes llevaron a cabo el primer intento de entrada por el conocido "puente del Biutz", próximo a la frontera, pero fueron rechazados por las fuerzas de seguridad marroquíes.

Tras este primer intento, los inmigrantes se dirigieron hacia la frontera terrestre del Tarajal, donde se produjo un segundo intento, también rechazado, y se cerró la frontera durante unos treinta minutos "para despejar la zona".

A continuación, los inmigrantes se acercaron a la playa marroquí más próxima a la frontera ceutí, lanzándose "masivamente" al agua, y nueve de ellos murieron ahogados.

El delegado ha insistido que la actitud de los inmigrantes "ha sido muy violenta, han apedreado a la Guardia Civil, algunos de los cuales han resultado heridos leves, han dañado varios vehículos así como han destrozado una garita de vigilancia en la zona del espigón como consecuencia del lanzamiento de piedras".

Ha descartado el hallazgo de cadáveres en aguas españolas y ha detallado que los cuerpos "han sido arrastrados por el agua a la orilla. Todos los muertos han sido rescatados del agua y me han dicho que la muerte se ha producido por ahogamiento".

Por otro lado, ha calculado que en el entorno de Ceuta hay entre 800 y 1.000 inmigrantes que están permanentemente en los montes cercanos al perímetro a la espera de entrar en la ciudad.

"Según la nota oficial de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, no se manifiesta que se haya devuelto a nadie porque no ha llegado a pasar ninguno", ha comentado.

En relación a la violencia empleada por los subsaharianos ha dicho que "ha sido muy alta e incluso los propios agentes de seguridad han afirmado que no recuerdan en los últimos diez o doce años una virulencia de tal calibre por parte de los inmigrantes".

Por último, ha destacado la "estrecha" colaboración con Marruecos "lo que ha evitado que se produjera la entrada de estos inmigrantes irregulares en nuestro país. Es una colaboración que desde hace dos años se produce de una manera intensa en la zona", ha añadido.


  • MARIO LABAT RESANO
    (07/02/14 22:41)
    #1

    Hay que trabajar mucho en los países de origen y Marruecos tiene una grave responsabilidad en no impedir la llegada de estas personas y,encima,crear situaciones humanitarias imposibles para echárselas en cara a Europa.Aquí,lo menos que se puede decir,no todo es de color de rosa.Tienen que luchar por mejorar en sus países de origen;los flujos migratorios tienen que ser entre sus zonas de origen.

    Responder


Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual