Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
bilbao

Uriarte aboga por promover entre las víctimas el perdón "difícil y generoso"

  • Opina que el proceso de pacificación en Euskadi está "bastante estancado" y ha avisado del riesgo de que "se pudra"

Iñigo Urkullu (2i), Bakartxo Tejeria, Juan Maria Atutxa (2d) y la mujer del lehendakari a su llegada a los premios

Iñigo Urkullu (2i), Bakartxo Tejeria, Juan Maria Atutxa (2d) y la mujer del lehendakari a su llegada a los premios

efe
3
Actualizada 26/01/2014 a las 13:44
  • efe. bilbao
El obispo emérito de San Sebastián, Juan María Uriarte, ha abogado este domingo, con relación al proceso de pacificación en Euskadi, por promover "a su debido tiempo" entre las víctimas el perdón "difícil y generoso, sin el cual no es posible la reconciliación auténtica", ha indicado.

Uriarte recibe este domingo uno de los premios que entrega la Fundación Sabino Arana en Bilbao, en una gala que preside el lehendakari, Iñigo Urkullu, en reconocimiento a su "significativa contribución" a la paz y reconciliación en Euskadi.

En una conferencia de prensa previa junto con el resto de galardonados con los Premios Sabino Arana 2013, el obispo emérito ha opinado que el proceso de pacificación en Euskadi está "bastante estancado" y ha avisado del riesgo de que "de alguna manera se pudra", pese a considerar "prácticamente imposible" un "deterioro" que lleve a la situación anterior de violencia.

Ha abogado por que ciudadanos, instituciones y responsables de la Iglesia trabajen para estimular a los "principales actores" a que no dejen que se "duerma" o se difiera "'sine die' este proceso de paz y reconciliación que tanto necesitamos después de 50 años de sobresalto".

A su juicio, deben darse pasos por parte de todos los agentes implicados, entre ellos ETA, "entregando" las armas y abandonándolas definitivamente y "autodisolviéndose", y también el Gobierno, "por ejemplo, dulcificando, adaptando y actualizando la política penitenciaria".

Monseñor Uriarte también se ha referido a las víctimas de la violencia, a "todas las víctimas -ha puntualizado-", para abogar por el perdón "en el momento en el que puedan ser capaces" de otorgarlo, aunque ha reconocido que es "difícil pedírselo" porque son "el rostro más desgarrado y desgarrador de este duro espacio de 50 años".

Según ha dicho, a las víctimas "se les pide también ese gesto difícil, doloroso de generosidad, que es importante para recoser los tejidos desgarrados de una comunidad que ha demostrado que quiere seguir viviendo unida".

Uriarte ha afirmado que unas veces con mayor acierto y otras con menos, ha dedicado "apasionadamente" una parte de su vida a promover la reconciliación en Euskadi, "sin olvidar" que ésta reclama que se desvele "toda la verdad de los desmanes cometidos, se aplique la Justicia con humanidad y se prepare por medio del diálogo sincero, que busca la convergencia", ha indicado.

Durante la gala de entrega de los galardones en su XXV edición, el presidente de la Fundación Sabino Arana, Juan Mari Atutxa, ha indicado que "un día la paz será el premio" y ha considerado que será "la paz del diálogo, de la reconciliación, de la mano tendida".

Atutxa ha lamentado que "hay quien se empeña en poner palos en la rueda de la paz".

En el acto informativo citado, Uriarte y el resto de premiados han agradecido la distinción a la Fundación Sabino Arana.

Además del obispo, han sido distinguidos la Federación de Bancos de Alimentos de Euskadi, la Fundación Catedral Santa María de Vitoria, la empresa Cafés Baqué, la tripulación femenina de traineras Telmo Deun de Zumaia (Gipuzkoa) y el empresario vasco-chileno Juan Eduardo Errázuriz.

El presidente de la Federación de Bancos de Alimentos de Euskadi, Daniel Fernández, ha abogado por "ser caritativos" y continuar trabajando en favor de los desfavorecidos en momentos "de muchas dificultades" como los actuales. "La solidaridad es tarea de todos", ha afirmado.

A la gala de entrega de los galardones han confirmado su asistencia numerosas personalidades de la vida política, cultural y social de Euskadi, entre ellas el exlehendakari José Antonio Ardanza; la presidenta del Parlamento Vasco, Bakartxo Tejería; y el presidente del PNV, Andoni Ortuzar.


  • Duda teológica
    (27/01/14 12:52)
    #3

    Y esto del perdón generoso, ¿se aplica a los nietos de los muertos en la Guerra Civil del bando republicano (porque los hijos y nietos del otro bando perdonaron hace mucho tiempo y cuando tenían la sartén por el mango), o para ellos las afrentas son eternas, hereditarias, respetables y subvencionadas como ahora mismo?

    Responder

  • Estómago agradecido...
    (26/01/14 18:29)
    #2

    Que feliz se le ha visto, Sr. Uriarte. Por fin! He sentido vergüenza como católico al verle recibir el "premio" a su colaboración con el nacionalismo. Ha aprovechado su posición en la Iglesia para transmitir en muchas ocasiones mensajes ambiguos, y como no, para hacer política. Desde aquí quiero decirle que como ciudadano tiene usted todo el derecho a tener sus propias convicciones políticas, pero como pastor de la Iglesia y teniendo en cuenta que ese nacionalismo ha asesinado a casi mil personas inocentes, debería haber sido más prudente y menos partidario.

    Responder

  • MARIO LABAT RESANO
    (26/01/14 14:49)
    #1

    Estas personas sólo se preocupan de ayudar a los asesinos del terrorismo nacionalista vasco,cuando no a apoyarles en sus acciones,o a ser miembros directos.El que fuera obispo de Bilbao se debe a sus amos,la extrema derecha que es el PNV,constituido en cúpula de cúpulas."Dulcificar"sería el reconocimiento de los asesinatos del terrorismo nacionalista vasco como algo necesario a la "normalización",es decir,impunidad y a la "liberación",es decir,continuar a perseguir,matar y provocar deslpazados en su propio país,España.Este obispo debería tener como parámetros los Derechos Humanos,la acción contra el nazismo y no acepotar sus premios.Usted debería integrar lo siguiente: condenar a quienes matan, a quienes ayudan a matar y a quienes colaboran con quienes ayudan.Es ilustrativo ver a los mayores asesinos de Europa en Durango, sus dulces:https://docs.google.com/presentation/d/18zk7vG-BqEWQsX0qdAgZnDBtz5eJzffzuiL_6d97TGE/mobilepresent?slide=id.p21.google.fr/#slide=id.p13

    Responder


Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Desde solo 0,27€ al día
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra