Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
PROTESTAS LABORALES

La basura se acumula en Málaga entre acusaciones políticas

  • Los trabajadores de la empresa de recogida de residuos cumplen el cuarto día de huelga consecutiva
  • El alcalde de la ciudad, Francisco de la Torre, defiende la oferta del Ayuntamiento a los afectados como "imposible de rechazar"

Huelga del servicio de recogida de basura en Málaga

Más de 1.200 toneladas se acumulan en las calles de Málaga con motivo de la huelga de los empleados de la empresa que realiza el servicio.

Montón de basura en una céntrica calle de Málaga

La basura se acumula en Málaga entre acusaciones políticas

Montón de basura en una céntrica calle de Málaga

EFE
0
Actualizada 23/12/2013 a las 17:18
  • EFE. MÁLAGA
Unas 1.200 toneladas de basura están acumuladas en las calles de Málaga tres días después del comienzo de la huelga indefinida convocada por los trabajadores de la empresa del servicio de la limpieza (Limasa), en la que se están cumpliendo los servicios mínimos fijados y comienzan las acusaciones políticas.

La ciudad vive en plenas fiestas navideñas una huelga que de momento mantiene alejadas a las partes y ya acumula 1.200 toneladas en su cuarto día.

Eso hace difícil depositar las bolsas en los contenedores, porque están todos llenos, y el ayuntamiento mantiene abierto el vertedero para que los ciudadanos depositen la basura gratis.

Pasear por zonas como el centro histórico de la ciudad, donde en estas fechas suelen acudir muchos visitantes, denota claramente que la huelga está presente, sobre todo en zonas comerciales donde el cúmulo es superior.

En los barrios de la capital se ven algunos trabajadores de Limasa cumpliendo los servicios mínimos, pero los contenedores repletos imperan en las calles y ocurre lo mismo en zonas industriales o en la zona universitaria.

Pero la huelga, que está costando unos 80 euros a cada trabajador de la empresa de limpieza, tomó un tono político tras las declaraciones del alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, que dijo no encuentra otros motivos a la huelga salvo un interés político.

De la Torre descartó que sea una huelga hacia su persona pero señaló a los periodistas que ha notado "mensajes muy coordinados entre UGT y el PSOE", y destacó que grupos como Izquierda Unida parece que "se alegraran de la huelga".

El alcalde manifestó que "si hay una huelga no justificada en el mundo es ésta", y que la oferta presentada por el consistorio a los trabajadores "era imposible de rechazar", motivo por el que el regidor justifica el carácter político de la huelga.

Por su parte, el presidente del Comité de empresa, Manuel Belmonte, ha señalado a Efe que "se está buscando un titular" y que "en Limasa hay un problema entre la parte de la empresa y los trabajadores y no político".

Belmonte ha dicho que están sufriendo presiones y que no se merecen el trato que le están dando, y ha denunciado que se están produciendo controles a los trabajadores en la entrada y salida de las instalaciones de Limasa, y que incluso un trabajador fue multado por no tener el DNI.

Sobre la acumulación de basura en las calles ha apostillado que "es lamentable" llegar a esta situación, y ha afirmado que van a seguir buscando alternativas, "y si hace falta llamar al alcalde y buscar un acuerdo sí o sí, estamos distantes pero nos tenemos que acercar y acordar un acuerdo".

De momento el acuerdo está parado, pero la presidenta de la Junta de Andalucía, Susana Díaz, ha pedido hoy en una entrevista en la Cadena SER al alcalde de la ciudad que no ocurra como en Madrid, donde, según Díaz, fue la "peor manera de gestionar un conflicto laboral", y que los malagueños "no paguen la mala gestión que en su momento pagaron los ciudadanos de Madrid".

Málaga es uno de los motores turísticos de Andalucía y en unas fechas como la Navidad, donde se prevé una alta afluencia de viajeros que calienta los motores para las fiestas, la ciudad les recibe engalanada de luces pero con el hedor de las basuras.

Por este motivo el consejero de Turismo y Comercio, Rafael Rodríguez, ha destacado que por el momento la huelga no ha tenido "ningún impacto en el sector turístico", pero afectará a la imagen y proyección de la ciudad.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual