Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
SUCESOS | SEVILLA

Desmienten que la familia intoxicada se alimentase de comida de la basura

  • Los fallecidos habían hecho la compra de alimentos para las fiestas de Navidad y conservaban los tickets de caja
  • La investigación se centra en el domicilio de las víctimas y en algún producto que pudiera estar mezclado con los alimentos

La autopsia apunta a una toxiinfección

Los resultados preliminares de la autopsia apuntan a una toxiinfección. O lo que es lo mismo una enfermedad transmitida por la ingesta de alimentos contaminados o por sus toxinas. Ahora dos laboratorios de Madrid y Sevilla buscan esa toxina causante de la tragedia.

AGENCIA ATLAS
Protestas ante el Ayuntamiento de Alcalá de Guadaíra 4 Fotos

Protestas ante el Ayuntamiento de Alcalá de Guadaíra

Protestas ante el Ayuntamiento de Alcalá de Guadaíra pidiendo más ayudas sociales

efe
2
Actualizada 17/12/2013 a las 11:08
  • COLPISA. Sevilla
La familia fallecida el pasado sábado en la localidad sevillana de Alcalá de Guadaíra supuestamente tras ingerir algún alimento en mal estado pasaba dificultades económicas, pero no hasta el punto de rebuscar comida en los contenedores de basura. De hecho, aún conservaban en casa los tickets de su última compra de alimentos, que se encontraba en buen estado, según confirmaron este lunes tanto familiares de los fallecidos como la Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales.

El entorno de Enrique Caño, Concepción Bautista y su hija de 14 años se encuentra muy afectado por la muerte fulminante de los tres, y quiso salir al paso de las especulaciones que se han producido en los últimos días.

En el tanatorio, un portavoz de la familia, Miguel Angel López Rosa, reconoció que los fallecidos no pasaban por un buen momento económico y estaban en dificultades. Recogían chatarra y cartones para subsistir, pero no estaban en la indigencia, insistió con energía. De hecho, el progenitor había prometido a sus hijas regalos para Reyes y realizar un viaje familiar a Extremadura para ver a otros parientes.


En este sentido, el alcalde de la localidad donde residían, el socialista Antonio Gutierrez Limones, matizó que la familia cobraba 426 euros de la Renta Activa de Insercción, aunque esta ayuda se terminaba a comienzos del próximo año, de ahí que hubieran solicitado el salario básico que concede la administración regional.


López Rosa agradeció el apoyo del consistorio alcalareño y de toda la localidad, aunque pidió "respeto" en estos momentos de dolor porque "hay una niña que tiene que continuar con su vida" en el pueblo. La menor de 13 años aún no sabe nada de lo ocurrido, "y hay que tener la máxima consideración con ella".



La pequeña ya se encuentra en planta, está fuera de peligro y a la espera del alta médica. Sus padres y su hermana mayor fueron enterradas este lunes en la intimidad tras haberles sido realizada la autopsia, que confirmó la muerte tras una parada cardiorrespiratoria de todos ellos.



Sobre el origen de la intoxicación, el portavoz familiar explicó que los fallecidos habían realizado recientemente una compra de alimentos para las próximas fiestas de Navidad, y los comprobantes de la compra se encuentran ya en manos de los investigadores. Según explicó a los médicos la hija superviviente y que apenas mostró síntomas, la familia ingirió algo de pescado, aunque ella tomó un bocadillo de jamón.

Los investigadores tomaron muestras el pasado sábado de diversos alimentos que estaban en la vivienda, y están siendo analizadas por dos laboratorios del Instituto de Toxicología con otras muestras tomadas a las vísceras de los fallecidos para concretar la causa de la muerte.



ALERTA SANITARIA

Las pruebas microbiológicas y toxicológicas tardarán aún al menos unos días, según confirmó la consejera andaluza de Salud, María José Sánchez Rubio, quien quiso lanzar un mensaje de tranquilidad a la población asegurando que aunque la alerta sanitaria que se activó nada más conocerse lo sucedido se mantendrá vigente hasta que acabe la investigación, no se han dado más casos, ni siquiera leves, por lo que todo se centra en el domicilio de los Caño Bautista y en algún producto que pudiera estar mezclado con los alimentos.



Asimismo, quiso salir al paso de las críticas por la actuación de los servicios sanitarios de urgencias, que han motivado incluso una denuncia ante la Fiscalía por parte del Defensor del Paciente al entender que se perdieron horas que "podrían haber sido fundamentales para salvarles la vida" a las víctimas. Sánchez Rubio detalló que en la primera llamada solo la menor fallecida presentaba síntomas de una "toxifección alimentaria", con nauseas y vómitos, por lo que recomendaron que si no mejoraban volvieran a llamar.



Así lo hicieron ya en la mañana del sábado, pero al entrar en el domicilio los servicios de emergencias encontraron a la chica de 14 años en parada cardiorrespiratoria, y al padre y la madre, de 61 y 50 años, muy graves, por lo que decidieron pedir otros equipos y trasladarlos a todos al hospital, donde horas después fallecerían ambos adultos.




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual