Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
sucesos

Controlados los fuegos, pero sigue la alerta máxima en casi toda España

  • Desde el uno de enero de este año han ardido 4.012 hectáreas, de las que 1.134 corresponden a conatos

Varios brigadistas se enfrentan a las llamas cerca del pueblo de Loureiro, en Ourense.

Controlados los incendios, pero sigue la alerta máxima en casi toda España

Varios brigadistas se enfrentan a las llamas cerca del pueblo de Loureiro, en Ourense.

EFE
0
Actualizada 02/08/2013 a las 13:59
  • efe. madrid
Con el mapa de riesgos de incendios de la Aemet prácticamente teñido por el rojo de peligro extremo en toda España, son varios los fuegos aún activos, aunque controlados, y que han dado lugar a desalojos de pueblos y urbanizaciones y a consecuencias medioambientales que se calculan importantes.

Según datos provisionales del Magrama, desde el uno de enero de este año han ardido 4.012 hectáreas, de las que 1.134 corresponden a incendios efectivos y el resto a conatos.

Solo se han registrado hasta este viernes tres grandes incendios, con más de 500 hectáreas, frente a los 18 que hubo en el conjunto del pasado año, considerado uno de los peores con 10.547 hectáreas afectadas y que fue la cifra más alta de 2005, con 16.329 hectáreas.

Según el mapa, solo la práctica totalidad de Galicia, Asturias y Cantabria tienen calificación de riesgo bajo. Sin embargo, en Ourense, en los cañones del Sil, en la Ribeira Sacra, una de las zonas más apreciadas de esa comunidad, permanece activo, aunque controlado, un incendio que afecta a unas 50 hectáreas y que se declaró ayer sobre las 17.24.

En los trabajos su extinción trabajan seis helicópteros, seis aviones, 16 brigadas, un técnico y siete agentes forestales, según Medio Rural.

Mucho más extensos, y también controlados, son los dos incendios activos en la provincia castellano manchega de Guadalajara y que han arrasado fundamentalmente monte bajo, matorral y cereal.

El más importante ha afectado a Valdepeñas de la Sierra con unas 1.300 hectáreas, mientras que en el de Tórtola de Henares ha ardido una superficie de matorral que está sin concretar.

En la tarde de este jueves pudieron regresar a sus casas los doscientos vecinos de Valdesotos y Tortuero que fueron evacuados a Tamajón ante la proximidad de las llamas del incendio de Valdepeñas de la Sierra.

También continúa activo, en Zamora, el incendio que comenzó en la localidad portuguesa de Cicouro (Portugal) y pasó a esa provincia a la zona de Ceadea, en el municipio de Fonfría, aunque se ha rebajado a nivel 1 después de que las llamas ya no sean una amenaza para la población y se haya restablecido el tráfico en la carretera nacional N-122.

El incendio comenzó en la tarde de ayer en Cicouro (Portugal) y posteriormente pasó a España, donde han trabajado para sofocar las llamas medios de los gobiernos de Castilla y León y central, han confirmado fuentes del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.

En este siniestro hay que lamentar que seis bomberos portugueses resultaron heridos, dos de ellos de gravedad, y su coche calcinado.

El incendio más grave de estos últimos días, ya extinguido, es de la sierra de Tramuntana en Andratx (Mallorca) que ha quemado más de 2.000 hectáreas de una zona de alto valor ecológico declarado Patrimonio de la Humanidad.

Este fuego, que se ha mantenido activo durante una semana, ha afectado a una gran masa forestal del extremo oeste de la Sierra de Tramuntana de Mallorca .

Ha dado lugar al trabajo incesante de equipos de extinción puesto en servicio, tanto por el gobierno Balear como por el central y que llegó a incluir la presencia de 29 aeronaves especiales para extinción, de las que algunas cuentan con capacidad para descargar hasta 5.000 litros de agua.

El día 30 pasó a disposición judicial el vecino de Andratx detenido como presunto responsable del incendio, a quien los investigadores de la Guardia Civil atribuyen el vertido en un área arbolada de las brasas aún calientes de una barbacoa que hizo el día anterior.

Como consecuencia de este incendio hubo que desalojar a unos 700 residentes de Estellencs como consecuencia que para sus viviendas supuso el cambio de la dirección del viento.

Por otro lado, la Guardia Civil ha informado hoy de que ha detenido a un agente de este cuerpo como presunto autor de 19 incendios provocados desde el pasado 17 de junio en varias localidades de la zona suroeste de la Comunidad de Madrid.

El detenido, que esta destinado en el puesto de Navas del Rey, permanece en dependencias de la Guardia Civil y en las próximas horas será puesto a disposición judicial.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual