Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
INTERNACIONAL

El Estado Islámico devuelve a Irak a sus tiempos más oscuros

  • Los civiles sufren una violencia que ha dejado al menos 18.800 muertos entre enero de 2014 y octubre de 2015

Refugiados de Siria, Irak y Afganistán caminan por un campo helado hacia un campamento en Serbia.

El Estado Islámico devuelve a Irak a sus tiempos más oscuros

Refugiados de Siria, Irak y Afganistán caminan por un campo helado hacia un campamento en Serbia.

EFE
0
Actualizada 20/01/2016 a las 10:03
  • COLPISA. JERUSALÉN
Trece años después de la invasión de Estados Unidos que terminó con la dictadura de Sadam Hussein, los civiles iraquíes sufren una violencia que "sigue siendo asombrosa" y que dejó al menos 18.800 muertos entre enero de 2014 y octubre de 2015, según el último informe de Naciones Unidas.

A esta cifra hay que sumar 2,3 millones de nuevos desplazados internos en un país roto, que se acerca de nuevo a las cifras de fallecidos de la época más dura de la guerra sectaria (2006-2007) después de la irrupción del grupo yihadista Estado Islámico (EI), que tiene su bastión en la ciudad de Mosul. "Incluso las obscenas cifras de víctimas no logran reflejar de forma precisa lo terriblemente que están sufriendo los civiles en Irak", lamentó el Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos, Zeid Raad al-Hussein, en un comunicado en el que aseguró que el informe dado a conocer ahora "ilustra (aquello) de lo que intentan escapar los iraquíes que huyen a Europa. Éste es el horror al que se enfrentan en su tierra".

La entrada en escena del EI, nacido en Irak y que combina elementos del antiguo partido gubernamental Baaz con militantes de Al-Qaida, es una de las claves de este regreso a los tiempos más oscuros de la posguerra. Mientras que Occidente tomó realmente conciencia de la amenaza que supone el EI en noviembre, cuando los yihadistas golpearon en París y mataron a 137 personas y poco después derribaron un avión con 224 turistas rusos sobre el Sinaí, en Egipto, los civiles iraquíes sufren cada día el terror desde la caída de Mosul y la proclamación del califato en el verano de 2014.

El último informe de la Misión de Asistencia de la ONU para Irak (Unami) y la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos denuncia que unas 3.500 personas "están siendo retenidas actualmente como esclavas por el EI, mayoritariamente mujeres y niños, que proceden principalmente de la comunidad yazidí, pero algunos también provienen de otros grupos y minorías étnicas y religiosas".

La ONU ha verificado además informaciones que sugieren que entre 800 y 900 niños en Mosul fueron secuestrados para recibir entrenamiento militar y religioso.
"No empezó en París" "EL EI no comenzó su trabajo en París o Beirut. Empezó con el pogromo de Irak de junio de 2014, con ataques a más 2,5 millones de personas de diferentes religiones y etnias que coexistían desde hace siglos. Los cristianos fueron expulsados; los turcomanos y chiíes, decapitados; y las mujeres y niños yazidíes, esclavizados", subrayó la analista Maya Yahya en un artículo de opinión del diario 'Al Hayat'.

Los seguidores del califa imponen por la fuerza su visión rígida del islam, similar al wahabismo imperante en Arabia Saudí, en la que distinguen entre las llamadas 'religiones del libro' (judíos y cristianos) y los politeístas como los yazidíes, a quienes acusan de ser adoradores del demonio. Los primeros pueden salvarse si reconocen la superioridad del credo islámico y pagan una cuota, aunque las condiciones que impone el EI para la conversión resultan muy severas. Los segundos, sin embargo, sólo pueden elegir entre escapar o morir.

Los investigadores del organismo internacional se basan en los testimonios de víctimas, supervivientes o testigos de violaciones de los derechos humanos para detallar cómo el 4 de junio de 2015 dos jóvenes y un hombre de 60 años fueron lanzados desde una azotea bajo la acusación de ser homosexuales; el 10 de julio, los yihadistas obligaron a varias personas a tumbarse en el suelo de una plaza de Mosul y les pasaron por encima con una excavadora ante una gran público; y los días 1 y 2 de agosto asesinaron a 19 mujeres, también en su feudo iraquí, por negarse a mantener relaciones sexuales con combatientes. Actos que "en algunos casos podrían equivaler a crímenes de guerra, crímenes contra la Humanidad y posiblemente genocidio", según el informe.

Después de la publicación de esta radiografía de Irak, el representante de la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur) en Bagdad, Bruno Geddo, dijo que "la situación es muy complicada" ya que a la presencia del EI hay que sumar la pérdida de puestos de trabajo derivada de la crisis del petróleo y la llegada de 250.000 refugiados sirios al país.

Pese a los bombardeos de la coalición internacional que lidera Estados Unidos y a los de Rusia, la situación para los civiles en el lado sirio del califato también es dramática. El EI lanzó una ofensiva para capturar las zonas bajo control del Gobierno en la ciudad de Deir Ezor, capital de la provincia que linda con Irak y le permite mantener unido el territorio que reclama. Tras hacerse con las localidades de Ayash y Begayliya secuestró a más de 300 personas, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH). Al menos 120 miembros de las fuerzas de seguridad sirias y 70 yihadistas han muerto ya en los combates que se registran en la zona desde el sábado, apunta el OSDH.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual