Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
Preso en huelga de hambre

Un preso español lleva 28 días en huelga de hambre en Florida

Richard Meissner, encarcelado desde hace 22 años está protestando por los "abusos" que, afirma sufrir en la cárcel.

0
Actualizada 13/09/2015 a las 22:03
  • EFE.MIAMI
El español Richard Meissner, encarcelado desde hace 22 años en una prisión de Florida (EEUU), lleva 28 días en huelga de hambre en protesta por los "abusos" que, afirma, sufre en la cárcel, dijeron hoy a Efe sus familiares.

El recluso, nacido hace 50 años en la base militar de Estados Unidos en Rota (Cádiz, España), está en la prisión de Wakulla y ha sido trasladado al departamento médico de la cárcel para seguir de cerca su estado de salud, que en los últimos días ha sufrido un importante deterioro.

Según declaró hoy a Efe la madre de Meissner, Ángeles Pérez, el preso se mantiene desde el pasado 17 de agosto tomando agua y sin probar alimento hasta que logre ser trasladado a una cárcel española y evitar así regresar al presidio en Florida, en donde ha sido víctima de abusos "físicos y mentales" de otros reclusos y funcionarios del Departamento de Prisiones de este estado.

"Lo matarían en esa prisión, y él lo sabe", manifestó Pérez, al explicar que su hijo teme represalias por parte de los funcionarios de la cárcel a raíz de una carta que envió a las autoridades y en la que en 43 puntos denuncia las numerosas "humillaciones y vejaciones", algunas de índole "sexual", sufridas en los 22 años que lleva en diferentes penales de Florida.

La madre, que recibió hace cuatro días la última carta de su hijo, señaló que Meissner ha sido objeto de "amenazas de muerte" y "agresiones" de funcionarios y otros prisioneros y, por ello, ha remitido cartas al gobernador de Florida, Rick Scott, y al presidente de EEUU, Barack Obama, sin obtener respuesta de momento.

"El quiere estar en España, no quiere estar en Estados Unidos", insistió la mujer, con la voz entrecortada y sin poder contener las lágrimas, invocando "compasión" a las autoridades locales para que trasladen a su hijo a una prisión española, tras considerar que éste ha pagado ya su "error" por el daño cometido en su día.

Hijo de un estadounidense y de una española, Richard Meissner fue inicialmente condenado en 1995 a la inyección letal, pero consiguió esquivar la ejecución gracias a las gestiones de su familia, sus abogados y organizaciones políticas y sociales españolas, que tras una gran movilización lograron la conmutación de la pena de muerte por cadena perpetua.

Pérez recordó que todo comenzó con una acusación contra Meissner por provocar un pequeño incendio en un local en el norte de Florida, la posterior puesta en libertad bajo fianza y, a partir de ahí, un cúmulo de circunstancias que "le hicieron perder la cabeza" y terminaron en el asesinato de una joven, por el que pide perdón en su carta.

La madre señaló que no tiene constancia por el momento de que su hijo haya sido alimentado a la fuerza, como en su momento le advirtió la dirección del presidio, procedimiento que el reo rechazó.

Organizaciones humanitarias como la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU) han denunciado en los últimos meses la "brutalidad, negligencia e incluso asesinato de prisioneros" en las cárceles de Florida, sin que en muchas ocasiones se hayan podido investigar los hechos.

Desde principios de 2015, una mujer, Julie Jones, dirige el sistema de prisiones de Florida, que alberga a más de 100.000 presos en 56 cárceles estatales vigiladas por 21.000 funcionarios.

En el último año se han producido en los penales de Florida 109 muertes, la mayoría por causas naturales, pero algunas de ellas en circunstancias todavía por aclarar.

En mayo pasado, Scott aprobó una orden para reformar el sistema penitenciario estatal y endurecer los controles internos en las cárceles, después de numerosas denuncias sobre brutalidad y corrupción en las prisiones.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual