Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca

La tasa de deuda pública se frenó en el tercer trimestre por primera vez en 3 años

  • La deuda de Navarra asciende a 2.075 millones, un 36% más que hace un año, según el Banco de España

0
Actualizada 17/12/2011 a las 00:05
Etiquetas
  • CÉSAR CALVAR . COLPISA. MADRID

Las duras medidas de ajuste presupuestario implementadas por la administración en todos sus niveles -central, autonómico y local- han empezado ya a tener efecto sobre las cuentas públicas. En el tercer trimestre de 2011 el porcentaje de deuda pública respecto del Producto Interior Bruto (PIB) frenó su crecimiento por primera vez desde que estalló la crisis económica, y se mantuvo en el 66%, el mismo nivel que en el segundo cuarto del año, según los datos del Banco de España.

Los recortes del gasto público aplicados por el gobierno estatal, los ejecutivos de las comunidades autónomas y los ayuntamientos están detrás de este parón en la escalada de la deuda pública. El montante total del pasivo que acumulan las administraciones asciende a 706.340 millones.

De esa cantidad, 534.488 millones son compromisos contraídos por el Estado; otros 135.151 millones corresponden a deuda autonómica y 36.701 millones son obligaciones asumidas por los ayuntamientos y demás corporaciones locales. En todo caso, es probable que el parón que refleja la cuenta del Banco de España sea momentáneo porque el endeudamiento en el tercer trimestre suele ser menos intenso. La deuda podría seguir al alza en el último cuarto del año, cuando los gobiernos ejecutan sus últimas decisiones presupuestarias.

Los límites de la UE

El porcentaje de deuda pública respecto del PIB se estanca, pero sigue en niveles inadmisibles para la nueva UE. Supera en seis puntos el techo del 60% del PIB acordado en el pacto fiscal que suscribieron 26 de los 27 países de la UE en el última cumbre.

El acuerdo prevé que los países que superen ese 60% deberán reconducir su deuda hasta ese nivel a base de reducir cada año una veinteava parte de su desviación sobre el límite máximo. En el mejor de los casos para España, es decir, dispondría de dos décadas para recortar esos seis puntos de más, a razón de un 0,3% anual.

No todas las administraciones públicas cumplieron por igual la obligación de contener el avance de la deuda. Las comunidades autónomas -principal fuente de preocupación para el Gobierno y para los mercados- registran un nuevo alza pese a todos los tijeretazos. Entre julio y septiembre, el pasivo de las regiones aumentó una décima, hasta el 12,6% del PIB, lo que da idea de sus dificultades presupuestarias. La buena noticia es que se trata del avance más moderado que marca la deuda autonómica en esta crisis.

El avance de la deuda de las autonomías es mucho mayor al observar su evolución respecto del año anterior. En septiembre de 2011 las comunidades debían 135.151 millones de euros, un 22,04% más que los 110.736 millones que adeudaban en el mismo mes de 2010. También en este caso se trata del menor incremento desde el comienzo de la crisis. Aún así, el montante actual de la deuda autonómica casi duplica el acumulado al cierre de 2008 (71.458 millones de euros).

Valencia y Cataluña

Una vez más, encabeza el listado de regiones más endeudadas la Comunidad Valenciana (19,9% del PIB, dos décimas menos que al cierre del segundo trimestre), seguida de Cataluña (que aumenta su pasivo tres décimas, hasta el 19,7%) y de Castilla-La Mancha, cuya deuda aumentó casi un punto en tres meses, del 17,4% al 18,3%. En el polo opuesto se sitúan País Vasco y Madrid como los territorios que arrastran menos deuda respecto del PIB, un 7,9% en ambos casos.

Navarra se encuentra ligeramente por debajo de la media, con una deuda de 2.016 millones equivalente al 11,1% de su PIB. Su endeudamiento ha crecido en 557 millones en el último año, un 36,3% más.

Sánchez de Muniáin: "Al final los sacrificios tienen su compensación"

El Gobierno de Navarra valoró de forma positiva los datos de endeudamiento publicados por el Banco de España. El portavoz del Ejecutivo foral, Juan Luis Sánchez de Muniáin, manifestó que "se han hecho esfuerzos importantes y al final los esfuerzos y los sacrificios pueden tener su compensación". "La constante que se ha ido exponiendo durante estos meses es que se debía hacer este esfuerzo para poder estar mejor y en buena situación el año que viene, que, como todo el mundo anuncia, va a ser difícil y duro", agregó. Según el Banco de España, Navarra cerró 2010 con una deuda de 1.725 millones de euros. En el primer trimestre de este año subió a los 1.925 millones, siguió creciendo en el segundo (1.994 millones) para situarse en el tercer trimestre en los 2.075 millones, equivalentes al 11,1% del PIB. Estas cifras contrastan con el endeudamiento por debajo de los 700 millones que tenía Navarra hasta la llegada de la crisis en 2008. En cuatro años, la deuda se ha triplicado.




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Desde solo 0,27€ al día
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra