Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca

El temor a una recesión mundial provoca una nueva jornada de pánico bursátil

  • De nuevo, los bancos europeos fueron los más castigados, con caídas de hasta el 11% para el francés Societé Générale

Imagen de la noticia

El temor a una recesión mundial provoca una nueva jornada de pánico bursátil

Un "broker" de la Bolsa de Fráncfort ,con gesto de preocupación en los últimos compases de la jornada. EFE

0
Actualizada 19/08/2011 a las 01:04
  • M.J. ALEGRE . COLPISA. MADRID

Fundido en rojo. El descalabro de las bolsas europeas fue ayer de los que hacen época, por el pánico de los inversores a que la economía de los países desarrollados se oriente hacia otra fase de recesión y pueda arrastrar también a los emergentes. Todo cuanto podía ir mal -indicadores de coyuntura, estimaciones de los expertos, reacción a los proyectos anunciados por los políticos- fue peor.

En el parqué de Madrid, el Ibex cerró con una pérdida del 4,7%, la segunda mayor caída del año, y acabó en 8.317 puntos. Llegó a caer más, hasta un 6,5% en los momentos más tensos. Londres cerró con retroceso del 4,49%, y otros salieron aún peor parados. París se vino abajo un 5,48% y el principal indicador de Fráncfort, que acumula el resultado de varias semanas de recelo inversor, sufrió un desplome del 5,82%.

La prima de riesgo, en 300

El sector bancario resultó particularmente castigado. En Francia, Societé Générale registró pérdidas superiores al 11% tras conocer los inversores, a través del diario The Wall Street Journal, la preocupación de la Reserva Federal norteamericana por la capacidad de las filiales norteamericanas de bancos europeos de mantener un nivel adecuado de liquidez en el caso de que sus casas matrices se vean forzadas a repatriar capitales. En Madrid, el Santander, perdió un 4,08% mientras BBVA cedió el 5,76%.

Pese a la determinación del Banco Central Europeo de sostener la deuda con sus compras en los mercados secundarios, la prima de riesgo de España se contagió de este clima de nervios e incertidumbre. Y así subió desde los 277 puntos básicos de la apertura hasta rozar los 300. Tras el cierre de las bolsas europeas, el rendimiento de los bonos españoles a diez años volvía a superar el 5% hasta situarse en el 5,031%.

La desconfianza de los inversores se propagó a lo largo de la jornada, alimentada de informes como el publicado por el banco de negocios Morgan Stanley, que ha recortado la previsión de crecimiento de la economía mundial este año y el próximo porque toma en cuenta, sobre todo, la desaceleración ya registrada en Europa y Estados Unidos. Con ligeros avances del 1,7% este año y de apenas el 0,5% el próximo, la zona euro "ronda peligrosamente la recesión", apuntaron los autores del informe. El término "peligrosamente" provocó sudores fríos.

Las bolsas de valores habían iniciado la sesión con marcada desconfianza, y recibieron la puntilla con la apertura de los parqués norteamericanos. Los inversores del otro lado del Atlántico tomaron en cuenta tanto el hundimiento de la actividad industrial en la región de Filadelfia -su indicador cayó 34 puntos en agosto, hasta situarse al nivel más bajo desde marzo de 2009- como un aumento de las inscripciones en desempleo durante la pasada en una cifra de 400.000.

La Bolsa de Nueva York cerró con una caída del 3,5%.

MERCADOS Y SUS TÉCNICAS

Un verano atípico en volumen de transacciones. "Hemos vivido jornadas con movimientos bruscos, que no daban lugar a la reflexión", resume Jean-Louis Mourier, economista de Aurel BGC. El volumen de transacciones ha subido respecto a otros veranos, debido al uso de nuevas técnicas de inversión que permiten mover enormes sumas de dinero.

La negociación bursátil de alta frecuencia. El trading de alta frecuencia permite comprar o vender masivamente títulos en tiempo récord, aprovechando los fallos del mercado gracias a complejos procesos informáticos. Según varias fuentes, esta técnica representa más de la mitad de los intercambios en los mercados estadounidenses y un tercio de los de Europa.

Adelantarse unas milésimas de segundo. El flash trading, por su parte, permite a ciertos operadores tener acceso a órdenes de compra y venta de acciones unas milésimas de segundo antes que otros inversores.

Tecnología sin un marco legal regulador. Estas técnicas no toman en cuenta los fundamentos de la economía: son opacas y permiten obtener ganancias con mucha rapidez, según Mourier. No existe un marco legal regulador de estos movimientos, aunque los supervisores bursátiles los tienen en el punto de mira.

Las técnicas de especulación a la baja. Las nuevas prácticas se suman a otras ya existentes como la especulación a la baja, que varios países europeos acaban de limitar. También llamada venta en corto consiste en pedir prestado un activo pensando que su precio disminuirá y venderlo con el objetivo de embolsarse una elevada cantidad al reembolsarlo.

La mano del hombre siempre está detrás. "Los ordenadores actúan en relación con un escenario económico creado por el hombre", explica un brokerfrancés. Las plazas bursátiles son, por lo tanto, un espejo que deforma la realidad a corto plazo; pero no están del todo desvinculadas de la economía.




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual