Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca

El sector bancario dispara sus comisiones un 15% en un año

  • Las entidades financieras tratan de compensar la caída de sus beneficios con subidas de corretajes

Imagen de la noticia

El sector bancario dispara sus comisiones un 15% en un año

Una persona saca dinero de un cajero automático del banco Nordea. AFP

0
Actualizada 05/09/2011 a las 01:02
  • JESÚS L. ORTEGA . COLPISA. BILBAO

La banca no se resigna a ver cómo su cuenta de resultados adelgaza. Las entidades financieras tratan de compensar, al menos parcialmente, la caída que, por efecto de la crisis, viene sufriendo el margen de beneficios de su negocio tradicional -tomar dinero por un lado y prestarlo más caro por otro- con un encarecimiento de los servicios que prestan a sus clientes.

Las comisiones que cobra el sector por la veintena de operaciones más habituales se incrementaron una media de 14,67% en el último año, es decir, casi cinco veces más que la inflación registrada en España en ese período, que fue del 3,1%, según datos del Banco de España correspondientes al pasado 31 de julio.

El aumento de esas tarifas se disparó proporcionalmente aún más en lo que va de ejercicio, y amenaza con batir todos los récords. Desde enero, escalaron un 11,1%, mientras que los precios acumulan un alza del 0,7%, esto es, las comisiones multiplicaron por 15 el ascenso del IPC.

Resulta significativo que, en sólo siete meses, los bancos y cajas elevaran hasta en cuatro ocasiones sus cuotas por las tarjetas de débito y crédito, y tres veces las que aplican al mantenimiento de cuentas, tanto corrientes como de ahorro.

Encarecimiento desmedido

Hasta que en el verano de 2008 estalló en España la crisis financiera, lo habitual era que, entre repunte y repunte, los costes cargados a los clientes por los servicios y operaciones se mantuvieran estables durante varios meses. Sin embargo, desde julio de aquel año, los aumentos fueron constantes, conforme la precaria situación económica salpicó a la actividad del sector. El crecimiento medio acumulado desde entonces es del 26,8%.

Las asociaciones de usuarios consideran desmedido ese encarecimiento y califican de "abuso" el registrado por algunas prestaciones concretas. Por ejemplo, la comisión abonada por transferencias nacionales se disparó nada menos que un 34,8% desde julio de 2010, al pasar de una media de 3,16 euros -el precio final depende del importe de dinero que se desee movilizar- a 4,26 euros. La tarifa por el estudio para la concesión de un préstamo hipotecario subió un 26% en el último año -de 105 a 132 euros de promedio- y un 21,3%, la aplicada a la apertura de un crédito para el consumo. Las cifras varían en función de cada entidad.

La cuota semestral de mantenimiento de una cuenta corriente o de ahorro se incrementó un 19% en 12 meses, mientras que la administración o adeudo de recibos subió un 11,4%. Algo menos, un 8%, aumentó el corretaje pagado de los descubiertos -números rojos- en cuenta, una situación que se multiplicó en los últimos tiempos.

Las organizaciones de consumidores, contra las subidas "desmesuradas"

Ante el escaso éxito que los clientes descontentos con las subidas de las cuotas bancarias obtienen al quejarse a la propia entidad, muchos optan por recurrir a las organizaciones de consumidores.

Manuel Pardos, presidente de la Asociación de Usuarios de Bancos, Cajas y Seguros, considera que "la aspiración de la banca es que todo el gasto ordinario que tiene se pueda llegar a cubrir con los ingresos de las comisiones". A su juicio, el sector "quiere hacer pagar la crisis a los consumidores" con subidas "desmesuradas, vergonzosas e injustificables".

La Confederación Española de Organizaciones de Amas de Casa, Consumidores y Usuarios denuncia a su vez las "discriminaciones y arbitrariedades" que las entidades cometen al aplicar o no las comisiones a unos u otros usuarios. El problema estriba en saber qué se entiende por cliente "muy vinculado", ya que los bancos sólo renuncian a sus ingresos por comisiones con personas a las que puedan sacarle esa rentabilidad por otro lado.




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual