Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
RECUPERACIÓN

El BCE baja los tipos a un histórico 0,25% para impulsar la frágil recuperación

  • La baja inflación sirve a Draghi para justificar una medida que "no fue unánime" y que beneficia sobre todo a las economía del Sur y a sus exportaciones.

Mario Draghi, presidente del BCE, en la conferencia de prensa de este jueves en Frankfurt.

El BCE baja los tipos de interés al 0,25%, nuevo mínimo histórico

Mario Draghi, presidente del BCE, en la conferencia de prensa de este jueves en Frankfurt.

AFP
0
08/11/2013 a las 06:01
  • COLPISA. MADRID
Y el 7 de noviembre de 2013, el Banco Central Europeo (BCE) marcó un nuevo hito bajando el tipo de interés del dinero otro cuarto de punto hasta el 0,25%. Así se escribirá la historia y sólo el tiempo dirá si la decisión sirvió para revitalizar lo suficiente una zona euro ya en fase de crecimiento pero aún demasiado "frágil" y "débil". De momento y pese a tener a Alemania con ceño fruncido por lo arriesgado de la decisión, Mario Dragui, el presidente del BCE, recibió este jueves el aplauso unánime de partidos, sindicatos, analistas y del FMI. También de los países con economías más débiles, como España o Italia, porque si esta medida beneficia a alguien es a ellos, a los llamados socios del Sur.

Muy pocos esperaban la decisión, al menos ahora. Así lo anunciaban la práctica totalidad de los analistas -"hay riesgos, pero no se espera una bajada de tipos. Quizá en diciembre..."- incluso minutos antes de las 13.47 horas, cuando el BCE lanzaba un 'flash' en el que informaba de la bajada histórica del 0,5% al 0,25%. 'Super Mario' hacía gala de su apelativo, daba un puñetazo encima de la mesa y pillaba en fuera de juego a unos mercados que en principio reaccionaron con fuertes subidas en las bolsas -luego volvieron las caídas-, bajadas en las primas de riesgo de los periféricos y el desplome del euro frente al dolar.

Quizá las bases de la decisión de este jueves haya que buscarlas el 26 de julio de 2012, cuando el presidente del instituto emisor, en plena tormenta financiera, pronunció las diecisiete 'palabras mágicas' que posiblemente salvaron la moneda única: "El BCE hará todo lo que sea necesario para mantener el euro y créanme, esto será suficiente". Y este jueves ha seguido haciéndolo. El BCE, paradigma del conservadurismo a ultranza del Bundesbank alemán, situó el precio del dinero al nivel fijado por la Reserva Federal para el dólar y un cuarto de punto por debajo del que tiene asignado el Banco de Inglaterra para la libra.

Mario Draghi por fin tenía el argumento preciso para poder convencer a Berlín y actuar activamente en los mercados dentro de las rígidas limitaciones que sus estatutos le imponen. La zona euro cerró octubre con una inflación de apenas el 0,7%, niveles que no se conocían desde 2009 y muy lejos del 2% fijado como meta por el organismo con sede en Fráncfort. Vaticinó un periodo largo de baja inflación, aunque aclaró que "no hay riesgo de deflación si ésta se conoce como una bajada de precios en distintos sectores y en varios países". Sí hay "riesgos en algunos" pero no quiso señalarles con el dedo -la mochila de Grecia ya pesa demasiado-.

TODAVÍA HAY ARTILLERÍA

La decisión, confesó el banquero italiano, se adoptó por consenso pero "no por unanimidad" del Consejo de Gobierno. Sí la había en que era necesario actuar, pero las dudas parecían estar en el cuándo y no tanto en el cómo, dejó entrever a preguntas de los medios. De lo que sí se felicitó Dragui fue de que el abaratamiento del dinero "ayudará a empresas y hogares" para afrontar la salida de la crisis en una Eurozona que sigue aún "frágil" y"débil".

También servirá, y mucho, para que las economías más deprimidas y que han basado su patrón de crecimiento en las exportaciones a través de depreciaciones internas, continúen la senda marcada y tan elogiada por Bruselas. España es el mejor ejemplo de esta estrategia -más competitividad a costa de unos costes laborales más bajos- y sin duda, unos de los grandes beneficiados por esta histórica decisión. Y es que hace días que en Madrid habían saltado las alarmas por la inusitada fortaleza del euro frente al dolar, que podía truncar el alza exportadora.

Su intervención estuvo salpicada con varios mensajes de fondo. 'Yo ya he hecho mi parte, ahora os toca a vosotros', vino a decir a los Gobiernos con más déficit y los índices de paro más desbocados -sí, encuadren aquí también a España-. "Hay que seguir con las reformas y los ajustes en el sector público para reducir el déficit. El paro parece que se ha estabilizado pero en una cotas demasiados elevadas", remarcó. 

Y si alguien tenía dudas de que el BCE está dispuesto a involucrarse de lleno en esta salida de la crisis, el otro gran anuncio de la jornada fue la extensión durante un año mas, hasta julio de 2015, de la barra libre para los bancos a través de sus distintos mecanismos como los repos a las LTRO a tes meses. El objetivo es claro: intentar que el crédito llegue a las empresas y a las familias.

La situación parece haber mejorado "algo" pero el BCE continúa sin ser capaz de abrir el grifo del crédito privado como tampoco acabar con la fragmentación del mercado, es decir, que una empresa española tenga que pagar más interés que una alemana sólo por su origen. "Las últimas encuestas parace que reflejan un leve mejoría de la situación, pero el problema continúa", admitió.

El BCE ha hecho historia pero podría seguir haciéndola. "Todavía hay artillería preparada. Los tipos seguirán en los niveles actuales o más bajos durante un periodo prolongado de tiempo", deslizó un sonriente 'Super Mario'.



Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual