Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
DIARIO DE LECTURAS | MARTÍN NOGALES

¿Son tristes los lunes realmente?

Imagen de la noticia

Katherine Pancol.

Imagen de la noticia

Eduardo Punset.

0
Actualizada 19/12/2011 a las 01:01

L A serie de mayor éxito de la escritora Katherine Pancol acaba con una frase que desmiente el título de la novela: "Debía de pensar que, al final, los lunes en Central Park no eran tan tristes". Todo comenzó con Los ojos amarillos de los cocodrilos. Esta escritora francesa consiguió con ella un gran éxito al contar la historia de Joséphine, una mujer de cuarenta y tres años, novelista, que vive con dos hijos adolescentes alejada de su marido que reaparece de forma intermitente en su vida. Es verdad que la serie ha ido decayendo en interés hasta el último volumen de la trilogía: Las ardillas de Central Park están tristes los lunes(La Esfera). Esta novela conserva, sin embargo, la soltura de los diálogos, algo de ironía y el interés por tratar el mundo de los sentimientos cotidianos. Pero yo aconsejo la lectura del primer volumen, Los ojos amarillos de los cocodrilos, que sorprendía desde el principio por la veracidad de los personajes, la frescura de los diálogos y el ingenio.

Optimismo

Eduardo Punset no se ha apuntado al pesimismo contemporáneo ni al catastrofismo dominante. El suyo es un Viaje al optimismo, como ha titulado su último libro, publicado en Destino. Afirma en él que nos sobran razones para pensar en un futuro mejor. Y lo hace a lo largo de catorce capítulos en los que repasa los motivos para ser optimista de cara al futuro. Expone cómo la esperanza de vida aumenta dos años y medio cada década. Describe los avances de la medicina, de la educación, del aprendizaje emocional. Habla de la globalización, de las comunicaciones, de Internet, de las redes sociales. Predice que en unos años el envejecimiento se retrasará cada vez más y que es, por lo tanto, ya la hora de los jóvenes. Se muestra optimista ante la crisis económica, ante los problemas de una vejez demasiado larga, ante el vértigo de las nuevas tecnologías. Afirma que la esperanza de vida se cuatriplicará respecto a la actual. Aunque eso será en los próximos. ¡10.000 años!... y algunos no lo veremos. He copiado una frase del libro: "Cuando estalla el miedo se aplazan todos los objetivos a largo plazo, como construir una morada, enamorarse o tener otro hijo, y se supedita todo a la inmediatez del corto plazo; lo único que importa entonces es, sencillamente, sobrevivir". Un diagnóstico que debería incitar a no doblegarse a la resignación generalizada frente a la crisis actual.




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Desde solo 0,27€ al día
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra