Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página HIBERUS | Google Plus Hemeroteca Edición impresa DN+ Tablet
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete
El Tiempo: Cargando...

La Hemeroteca
IX NAVARPARTY

Los "marcianitos" se desmelenan

  • El Pabellón Universitario abrió ayer las puertas del noveno Navarparty (www.navarparty.org), ochenta horas en las que medio millar de asistentes pueden jugar, compartir archivos y bajarse lo que quieran de Internet a gran velocidad.

IX Navarparty

Los participantes de la Navarparty aprovechan el fin de semana dedicado a la informática

Imagen de la noticia

Los "marcianitos" se desmelenan

Un asistente a la Navarparty 9, ayer, en el Pabellón Universitario de la UPNA, ante las entrañas de un ordenador de gran tamaño. KOLDO TORRECILLAS

Imagen de la noticia

Los "marcianitos" se desmelenan

Vista general de la Navarparty, al fondo se ve el escenario de las conferencias y talleres. KOLDO TORRECILLAS

Primer día IX Navarparty 39 Fotos

Primer día IX Navarparty

Arranca la IX Navarparty celebrada en el Pabellón Universitario de la UPNA

DN.es
0
Actualizada 09/09/2011 a las 10:26
  • ION STEGMEIER . PAMPLONA

NO deja de ser curioso que entre las modalidades para participar en la Navarparty -una reunión de medio millar de fanáticos de los ordenadores a lo largo de cuatro días y cuatro noches- exista una opción para que los curiosos puedan observar gratuitamente a los cibernautas desde la grada, en el Pabellón Universitario de la UPNA. Ahí pueden asistir a la fiesta quienes siguen pensando que un ratón es un roedor y chips, un tipo de patata frita, pero, aún así, sientan un sano interés por ver cómo se comporta esta extraña especie humana, el homo sapiens 2.0.

A los espécimenes del Navarparty se les distingue básicamente por la pantalla. Siempre tienen una delante, de todos los tamaños, y no le quitan ojo. Vistas todas desde detrás, donde no hay secretos, se puede comprobar que los juegos de efectos espectaculares se han apoderado de la mayoría, aunque también las hay que acogen páginas de redes sociales y esos listados de bajadas archivos con la progresión del trasvase señalada en barras.

Este año, la Navarparty se ha adelantado tres semanas por los cambios en el calendario del Plan Bolonia, y abrió ayer sus puertas hasta el domingo. El buen tiempo no fue motivo para que ninguno de sus adeptos desertara. De los 512 puestos instalados, a primera hora de ayer estaban ocupados 412, más del 80%. Entre ellos formaban 76 grupos.

Ainhoa Ibarra Jauregui, de 23 años, participaba por primera vez. "Vengo para descargarme cosas y compartir con los amigos, soy un poco torpe y estoy preguntando a la gente", señalaba. "Los juegos que más me gustan son los de estrategia", precisaba. Otras novedades de esta novena edición son que se ha incluido un tablón de empleo y una mesa de intercambio, donde los asistentes llevan las piezas de hardware o equipos que quieran intercambiar.

Más características de este human behaviour a vista de grada: el amor al dato. A la exactitud. Todo encaja milimétricamente. En la página web se puede ver quién ocupa cada plaza -muchos de ellos combinan nombre y fecha de nacimiento, generalmente en torno a los 80-, todo está perfectamente señalado, las siguientes conferencias, los concursos, los talleres. Y disponen de un vocabulario propio y anglófilo.

Javier Gorostiza Echeverría, de 16 años, lleva viniendo dos años. "Sobre todo vengo a jugar , por las descargas y a estar con más gente", señalaba. Se disponía a pasar allí todo el finde, porque las descargas van infinitamente más rápidas que en casa, gracias a una conexión lan Ethernet a 1 Giga por segundo.

Historia informática

Detrás de todo esto está ANUI (Asociación Navarra de Usuarios de Informática). Sus 27 voluntarios van de color naranja por el pabellón, ayudando a la gente.

"La mayoría de asistentes son informáticos, telecos, gente que está loca por los ordenadores, pero hay un poco de todo", señala una miembro del staff que prefiere no dar su nombre.

Incluso tienen su propia historia. Nada más entrar en el pabellón de la UPNA, por ejemplo, se topa uno con una máquina de las de bar de toda la vida, con un ruidoso juego de las tortugas Ninja. Es de 1989, auténtica arqueología informática, y forma parte de la llamada RetroNavar, todo tipo de consolas de las últimas décadas coleccionadas por Javier Albizu Lazcoz, informático de 38 años. Auténticas piezas de museo.

"Los juegos de ahora técnicamente están muy bien pero me aburren", confiesa Albizu. "Las de estas consolas eran partidas rapiditas de cinco minutos, muy divertidas, aunque no sé si por el recuerdo que tengo de lo bien que lo pasaba con ellas", añade. "Las primeras eran una especie de ping pong muy simple en los años 70", apunta. A partir de ahí fueron caducando y sustituyéndose por otras nuevas a una velocidad de vértigo. "Ahora últimamente las consolas están durando bastante, pueden permanecer cuatro o cinco años en el mercado", explica. Albizu, de hecho, impartirá una conferencia en la Navarparty sobre la historia de los ordenadores y consolas, de la que da unas pinceladas: "Sega se dio el batacazo en los 90 con los aparatos y dejó de hacer consolas, luego llegó Sony con la Play Station, y Nintendo también dio un bajonazo pero se recuperó con la Wii".

Lo que no se ve desde la grada es el rockodromo, donde se ha habilitado el área de descanso, ni la piscina climatizada. Allí, de todas maneras, no se les distingue. No pueden llevar el ordenador.

CUATRO OPCIONES

Los precios para participar en la Navarparty varían según el tipo de entrada:

1 Reserva de 4 días con ordenador, 38 euros. Incluye puesto y conexión a red ethernet. Permite acceso a todo. El ordenador se trae de casa.

2 Asistencia de 4 días sin ordenador, 20 euros. Incluye acceso a todo pero sin reservar puesto.

3 Entrada de 1 día, 12 euros. Opción de puesto y conexión según disponibilidad.

4 Entrada gratuita. Acceso a las gradas y participación en conferencias y talleres.




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba
© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual