Diario de Navarra | Facebook Se abrirá en otra página Diario de Navarra | Twitter Se abrirá en otra página Hemeroteca Edición impresa
Mi Club DN ¿Qué es? Suscríbete

La Hemeroteca
ARQUITECTURA

El Mangado nostálgico

  • El arquitecto habló en Madrid sobre el Auditorio de Teulada Moraira, su primera obra en el Mediterráneo y núcleo de un libro recién editado

Imagen de la noticia

El Auditorio de Teulada Moraira, en la provincia de Alicante. JUAN RODRÍGUEZ.

0
Actualizada 09/12/2011 a las 01:02
  • MARÍA ANTONIA ESTÉVEZ . MADRID

EL Círculo de Bellas Artes de Madrid acogió recientemente en una misma mañana dos actos que tuvieron como protagonista a Pachi Mangado. A primera hora, una insólita presentación de libro. Insólita porque se trata de una pequeña y muy exquisita editorial, Labirinto de Paixóns, creada por el gran fotógrafo de blanco y negro Juan Rodríguez, y que está dirigida a examinar una obra arquitectónica, en este caso el Auditorio de Teulada Moraira, la primera obra de Mangado en el Mediterráneo. A continuación y siguiendo con el espíritu fundacional de contribuir a una práctica de la arquitectura no sólo bella sino también sostenible y respetuosa con su entorno, la Fundación Arquitectura y Sociedad que preside Mangado, reunió a un grupo de prestigiosos arquitectos para discutir la relación entre arquitectura y materiales cerámicos.

La mesa redonda se organizó en el contexto del décimo aniversario de los Premios Cerámica de Arquitectura e Interiorismo promovidos por ASCER, premios que todos sus integrantes habían recibido en ediciones anteriores. Además de Mangado que lo obtuvo por su Pabellón de España en la Expo de Zaragoza, intervinieron también Carlos Ferrater, por el paseo marítimo de la playa de Poniente de Benidorm, Ángela García de Paredes que lo recibió por el Palau de Peñíscola que diseño junto a Ignacio Pedrosa, y Benedetta Tagliabue, premio ASCER junto a Enric Miralles por el Mercado de Santa Caterina de Barcelona.

Un acto de fe

El Auditorio de Teulada Moraira es, pues, el protagonista de este valeroso proyecto editorial surgido en plena crisis, un poco como acto de fe en una tradición de libros exquisitos sobre obras de arquitectura que reúnen no solo magnificas fotografías en blanco y negro sino también documentos a línea de un purismo radical. Los arquitectos Carlos Ferrater y Antón García Abril que presentaron el libro en una sala abarrotada de colegas y también de estudiantes de arquitectura, aseguraron que esta edición dedicada al Auditorio de Mangado era una aventura nostálgica.

-¿Lo es realmente?

-Bueno. si llamamos nostálgico a lo que permanece en el tiempo, yo diría que sí porque a mí no me ha interesado nunca una arquitectura que caduque rápidamente. Creo firmemente que el paso del tiempo es fundamental en la arquitectura porque mantiene y mejora los valores de un edificio, valores que para ser tales han de tener mucho de intemporales. pero en este caso la nostalgia se refiere también a la publicación.

-¿Qué significado concede usted a esta publicación en un momento como este?

-Diría que se trata de una operación nostálgica también en el sentido de que es como mirar 30 años atrás y asomarse a esos libros de arquitectura, tan permanentes y atemporales, que se hacían con ese primor en las fotos y en los dibujos de los detalles técnicos. En este caso las fotos del Auditorio de Teulada son también de Juan Rodríguez, como suyo es el diseño del libro. El recurrir a una editorial muy pequeña, muy exquisita, con el respaldo de los grandes arquitectos que están en la comisión editorial, dedicada a hablar no de arquitectos, sino de obras de arquitectos en un momento como este es un gran desafío. Ahora que los medios han banalizado tanto el libro como objeto, cuando el libro se vende cada vez menos, que una editorial que nace sin demasiado ánimo de lucro, intente una obra muy de minorías sobre obras de arquitectos es una apuesta esperanzadora.

-¿Qué significa el Auditorio de Teulada en el conjunto de su obra?

- Es mi primera obra en el Mediterráneo y la primera vez que trabajo bajo una luz desbordante y explosiva, nada que ver con la matizada y seca de nuestro norte. Es una obra que se acabó con mucho esfuerzo y que supuso para mí una intensa investigación de tipo formal, y también el encuentro con un contexto de una riqueza extraordinaria y con una cultura completamente distinta y tan atractiva. Teulada Moraira es un municipio duplicado físicamente. Teulada está en la montaña y Moraira al borde del mar y yo pretendía que el edificio fuese un punto de unión entre ambas realidades físicas del municipio. La silueta de su fachada recuerda una algo parecido a una playa pétrea que desde la distancia, y con su profundidad, permite leerse fundida con el mar. Toda su geometría profunda y quebrada nace del estudio de la incidencia solar y de la geometría por ella generada, especialmente en verano, de modo que nunca los rayos del sol incidan de manera directa en el interior.

Vivir en un avión

Mangado anda esta temporada sumergido en una vorágine de viajes. "Acabo de regresar de dar una conferencia en el Reino Unido y de revisar unas casas que estamos haciendo en Toulouse para unos ingenieros de Air Bus. Además, los martes y miércoles, doy clases en la universidad de Lausana y el día 13 inauguramos en Berlín, la misma exposición que estos días atrás ha estado en Pamplona y que inauguramos en Madrid".




Comenta el contenido
Tu opinión nos interesa Tu opinión nos interesa

Rellena el siguiente formulario para comentar este contenido.






(*) Campo obligatorio

Te recomendamos que antes de comentar, leas las normas de participación de Diario de Navarra

Lo más...
volver arriba

© DIARIO DE NAVARRA. Queda prohibida toda reproducción sin permiso escrito de la empresa a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, de la Ley de Propiedad Intelectual

Contenido exclusivo para suscriptores DN+
Navega sin publicidad por www.diariodenavarra.es
Suscríbete a DN+
Desde solo 0,27€ al día
Ya soy DN+
Continuar

Estimado lector,

Tu navegador tiene y eso afecta al correcto funcionamiento de la página web.

Por favor, para diariodenavarra.es

Si quieres navegar sin publicidad y disfrutar de toda nuestra oferta informativa y contenidos exclusivos, tenemos lo que buscas:

SUSCRÍBETE a DN+

Gracias por tu atención.
El equipo de Diario de Navarra